Reseña: Lobos de Arga, de Migoya, Rubén, Man y Carlos

Hacia tiempo que no me reía tanto con un cómic y se supone que es una historia de terror. Pero no lo es. Y en definitiva, su película (porque la historia procede de una peli) tampoco lo será.

En 1910, en Arga, un pequeño pueblo de Galicia, una terrible maldición cae sobre la malvada marquesa de Mariño y su hijo, convirtiéndole en hombre lobo en su décimo cumpleaños. Cien años después, Tomás, un escritor fracasado y último descendiente varón de los Mariño, regresa al pueblo convencido de que van a nombrarle hijo adoptivo de la localidad. En realidad, los vecinos piensan sacrificarle en una oscura ceremonia para acabar con el reinado de terror del hombre lobo que lleva un siglo atenazando la región. De no llevarse a cabo el sacrificio del último de los Mariño en la fecha exacta, una segunda maldición caerá sobre Arga. Una maldición de consecuencias mucho más terribles…

Lobos de Arga cuenta una historia de terror como las de antes. Terror del nuestro, terror de antaño. Editorial Glénat ha tenido a bien sorprendernos con este cómic, dos meses antes de que el film de Juan Martínez Moreno se estrene en todos los cines. Aunque os puedo susurrar al oído que ya se estrenó este año pasado en el Festival de Sitges.

A mí me ha encantado. Sobre todo, la cantidad de comentarios hilarantes que sueltan los personajes en segundos planos. Juan Martínez Moreno es director de la película y también guionista. Para colmo, ha revisado el cómic y suelta en el prefacio unas buenas palabrejas hacia él. Y nos cuenta porqué ama lo que hace. Os puedo decir también que al final de éste, vienen fotos de la peli y qué actores (conocidos todos en el panorama español) harán de cada personajes en la película que llegará a los cine a principios de marzo de 2012. No os digo quiénes son. Prefiero que indagueis a desvelarlo.

¿Mi recomendación? Leed antes el cómic. Y si no, mirad lo que se comenta al final de este tomo:
Comparados con los de la película, los hombres lobo del cómic alcanzan proporciones gigantescas que los vuelven aún más amenazantes para los protagonistas. Esta es una gran ventaja de la historieta: los efectos especiales son mucho más económicos que en el cine.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *