Reseña: La Séptima Lápida, de Igor De Amicis

Hacía mucho que no leía un thriller tan bueno sobre la camorra italiana. No tengo ninguna duda tampoco pues, toda calidad narrativa se basa en que su autor es Comisario Jefe de la policía penitenciaria y Subdirector de una cárcel de máxima seguridad en Italia. Si eso no es conocer a fondo el tema que relata en La Séptima Lápida, que Dios nos asista. A las pocas páginas escritas ya advierte: «La cárcel no es un lugar de descanso ni de paso, si piensas así es que nunca has estado allí».

Cementerio en las afueras de Nápoles, siete hoyos excavados en el suelo. Cada uno, contiene su propia placa con nombres y apellidos. Solo el primero se encuentra «ocupado», con el cuerpo de uno de los jefes de la camorra y su garganta está cortada. Los otros vacíos. Quedan ahí expuestos más como una promesa de lo que les espera. Más que una advertencia. Todos saben que la mafia es una guerra donde matas o te matan, pero nada cuadra entre tanto nombre donde se juntan: jefes de clanes, asesinos, narcotraficantes y delincuentes de escasa importancia. Para el inspector Carmine Lopresti, esto no tiene sentido. Michele Vigilante, un legendario asesino conocido por el alias de «El Impasible», una leyenda en ese mundo de sangre que llama a sangre, acaba de salir de la cárcel después de veinte años. Su nombre es uno de los que están en una de esas siete lápidas. Entonces, ¿qué hay detrás de todo esto? Michele no tiene ni idea, bastante tiene solucionando sus propios asuntos. Pero si algo le enseñó ese mundo criminal, es que el tiempo puede mover montañas o desplazar océanos. No puede cambiar lo que se ha hecho. El pasado está escrito en piedra, y ni siquiera el tiempo tiene el poder de remodelarlo.

Igor de Amicis nos presenta una historia que suena verdadera. Las palabras oscuras y viciosas paralizarán al lector. Un thriller bien escrito con una trama intensa, hermosa, lleno de un dolor que no conoce el perdón. Un libro increíble del cual esperamos torturas, muertes lo más violentas posible, al fin y al cabo, estamos en el corazón de la auténtica mafia italiana y creedme en eso no defrauda. Asesinatos tan misteriosos como la sombra de aquel que los ejecuta ¿o acaso sea más de uno? Hasta el final del libro eso quedará en suspense. Crímenes difíciles de resolver. La policía se las ve y se las desea. Mientras nosotros mantengamos los ojos bien abiertos intentando no perdernos nada, amigo lector seamos sinceros, si vas a leer este título es por lo mismo que yo me interese por él. Los detalles. Cada muerte será diferente. Como si cada uno de ellos mereciera su propia tortura.

Igor De Amicis logra despistarnos, ¿a quién señalar si no se sigue un «modus operandi»? Los napolitanos felices, sus calles están siendo limpiadas de escoria. ¿Tengo que regalarle unos zapatos nuevos? Tampoco faltarán sus códigos y amenazas. Descripciones inmejorables de la realidad en las cárceles, las jerarquías de las organizaciones criminales, matar no es ningún problema, total nadie ve nunca nada. Muertes en nombre del poder de las drogas, venganzas sellando la paz con un beso. Todo ello y más entre giros inesperados harán que no podáis detener la lectura. Una novela violenta que nos lleva al inframundo criminal. Con un final que conmueve hasta el alma. Si fuera una película seria de esos finales que quedan en la memoria para siempre. Para mí ya es una de las mejores lecturas de lo que llevo de año.

Reseña: Thanos. La Primera Nueva Trilogía, de Jim Starlin, Alan Davis, Ron Lim y VVAA

Fue antes el huevo que la gallina. En mi caso, ya era y un enamorado del personaje de Thanos mucho antes de que se hiciera mundialmente conocido entre los no-frikis gracias a las pelis de Los Vengadores. Thanos en Marvel y Darkseid en DC. Dos malos-multos megapoderosos muy-muy parecidos en cuanto a hechura y poder. Ambos dos, han sido mis villanos favoritos cada uno por su lado (sigo con el “yo»); pues yo ya amaba por encima de todos los crossovers interplanetarios la maravilla ochentera como es El Guantelete del Infitnito.

Amantes del tema cósmico, la verdad es que no nos podemos quejar pues Panini Cómics ha ido trayendo desde principios de 2018, todo-todito-todo lo que ha brotado de la mente creadora inicial como es el maestro Jim Starlin. Todo el cósmic-queo. La mejor saga intergaláctica de Marvel en orden cronológico (El Renacimiento de Thanos, El Guantelete del Infinito y su Prólogo, las intervenciones del gran ausente de las pelis Estela Plateada, La Guerra del Infinito, Warlock y la Guardia del Infinito…), toda una serie de tomos dentro de lo que se ha llamado Colección Starlin. Donde llega ahora como novedad Thanos: La Primera Nueva Trilogía.

Recopilada en un solo volumen, totalmente imprescindible. Imprescindible para fans acérrimos como yo, concretamente. Descubrir hasta donde es capaz de llevarnos la mente de Starlin que aún exprimiendo la gallina de los huevos de oro hasta los topes (quién esté libre de pecado que tire la primera piedra), sigue sabiendo engancharme y trasladarme a aventuras cósmicas y dramas altamente atractivos. Por ello, cogí con muchas ganas esta nueva trilogía del Infinito, que fue publicada a lo largo de tres espectaculares Original Graphic Novels y una derivada en forma de miniserie. La misma que ahora Panini Cómics presenta en un solo volumen integral.

Abre el tomo una grandísima Introducción del maestro Warren Ellis. De donde partimos a Thanos: La Revelación del Infinito la primera trama donde el Titán Loco continúa su cruzada con un poder incalculable y donde se nos habla de Annihilus, señor de la Zona Negativa, el cual ha vuelto a ascender al poder, más peligroso y mortal que nunca. Cuando él y sus ejércitos de la Zona Negativa se lanzan a otro asalto sobre nuestro Universo en busca de una fuente de poder infinito, tendrá que formarse una frágil alianza para detenerlo. Tenemos así a los Guardianes de la Galaxia, Gladiador el Líder de la Guardia Imperial Shi´Ar y Adam Warlock más unidos que nunca. No obstante, esta nueva Guardia Infinita parece no ser suficiente y quizás necesiten la ayuda de un irreverente ser llamado Thanos para detener a un terrible enemigo que ahora tienen en común.

Una nueva epopeya cósmica muy degustable.

Un nuevo desequilibrio en el Universo nos lleva hasta la segunda novela gráfica llamada Thanos: La Relatividad del Infinito. Pues desde su último regreso del olvido, Thanos se siente… incompleto. Nada como una peregrinación al oscuro dominio de la Muerte, y sus reveladoras aguas del Pozo Infinito, como para dar nuevas ideas al malvado Thanos. El inicio de una cruzada que conlleva enfrentamientos contra Silver Surfer y esos nuevos seres tan poderosos de la galaxia conocidos como Los Aniquiladores. Una odisea que lo cambiará todo.

¿Thanos y Adam Warlock unidos como tandem? Wow!

El fin de esta denominada Primera Nueva Trilogía fue en realidad una miniserie de cuatro numeritos llamada La Entidad del Infinito, la cual pasa directamente pasa a la acción llevándonos a ver como Adam Warlock quedó prisionero de Annihilus en la Zona Negativa. Entonces las cosas empiezan a ponerse raras. Tras enfrentarse a una extraña y poderosa fuerza, comienza una gira de pesadilla por un universo devastado. Cada respuesta desenterrada produce más dolorosas preguntas. Hasta que Warlock recibe una convocatoria astral que no puede ignorar.

Una historia tan diferente como extraña. A descubrir.

El Final del Infinito (¿de verdad?) es la última de las OGN (Original Graphic Novels) que incluye el tomo. Después de la Revelación y la Relatividad, aquí es donde realmente se cierra la trilogía. Donde tiempos desesperados requieren medidas locas. El final del ajedrez cósmico iniciado donde Thanos se había retirado del tablero violentamente, pero cuya vuelta a esa galaxia devastada en su ausencia, hace crecer un odio incalculable hacia el señor de la Zona Negativa, nunca antes vista. Dicho ser ha estado aprovechándose del poder divino de Adam Warlock para un genocidio eterno. El mayor conocido. Y sólo un puñado de héroes y uno o dos villanos siguen en pie.

Todos se enfrentándose a la destrucción definitiva. Y esta vez quizás nadie pueda evitarlo. El maestro cósmico Jim Starlin regresando a su personaje más característico en una historia de muerte y renacimiento que transformará una vez más el Universo Marvel. Totalmente recomendable.

Reseña: Green Lantern. El Poder del Mal, de Howard Chaykin, David Tischman y Marshall Rogers

Tiempo ha, desde que no leía un Elseworlds (Otros Mundos), un sello alternativo creado por DC Cómics y que trae a nuestro país ECC Ediciones entre sus variadas publicaciones. Lugar donde descubrir historias la mar de interesantes, donde tienen cabida además, tramas que pudieron ser y no fueron, en épocas que pudieron ser y no fueron, con personajes que…, bueno, a algunos, que nos cuenten algo nuevo sobre personajes que una vez vivieron aventuras alternativas o se quedaron a un soplido de convertirse en un personaje totalmente diferente a lo que son ahora, nos molan esas historias cerradas no muy extensas que finiquitan en la misma miniserie. Se cierran en en el propio tomito TPB, arcos argumentales muchos que me han dejado tan buen sabor de boca que cuando alguien me dice que quiere leer algo diferente sobre Superman, Wonder Woman o Batman, normalmente, tiendo a aconsejarles un Otros Mundos. Les saco uno de mi cómicteca, y tan solo el saber sobre qué tratan, los atrapa. Pues te hacen pensar. Y lo bueno-buenísmo es, que no solo se centran en la famosa Trinidad, que tramas, autores consagrados o no, y personajes a lo mejor no de tan primera linea, también tienen su hamaca en este paraíso eterno de historias insólitas que nunca existieron.

¿Un ejemplo?

Green Lantern: El Poder del Mal es una miniserie de tres números que vio la luz en USA dentro del sello Elseworlds. Escrita por Howard Chaykin y David Tischman e ilustrada por Marshall Rogers -con un dibujo clásico, ideal para la trama, y que recuerda bastante al buen cómic europeo-, un guión que nos lleva al año 1888 en la ciudad de Nueva York. A desenmarañar de algún modo la máquina política que una vez ocupó el denominado Tammany Hall.

Green Lantern: El Poder del Mal nos cuenta un alternativo origen de Alan Scott, pero esta vez con un tal Kyle Rayner en el papel de Scott. El susodicho descubre un día una vieja linterna verde en una casa de empeños. Dentro de la linterna hay un anillo verde mágico que cuando se carga, otorga a Kyle un poder ilimitado. Kyle se convierte entonces en Linterna Verde, símbolo de esperanza para las masas de inmigrantes pisoteados en la insurrecta Gran Manzana. Minada de políticos corruptos también, así como incansables sufragistas o psicópatas dementes.

Fue en 2002 cuando el legendario Howard Chaykin (Crepúsculo) se asoció con el guionista Robert Tistchman (JLA: Sociedad Secreta de Superhéroes) y el dibujante Marshall Rogers (Grandes Autores De Batman: Steve Englehart y Marshall Rogers – Extrañas Apariciones) para adaptar la leyenda de Green Lantern a las postrimerías del siglo XIX. Mostrar una alegoría de como el personaje verde por excelencia del mundo del pijameo, podría ser trasladado a una trama de suspense y acción, dos siglos atrás. Cuando empezaba a ser importante lo tratado en el tema periodístico, y de como los sobornos, dinero negro, armas y alcohol eran el tema principal del día en una ciudad tan corrupta como emergente. Donde cualquiera podía volverse todopoderoso con una pizca de inteligencia y picaresca respecto al prójimo.

Aunque eso suponga tener que pisotearlos.

El caricaturista Kyle Rayner es el azote de la corrupción con su viñeta en el semanario New York Evening Graphic. Tras obtener un poder absoluto, se convertirá en el defensor de los oprimidos. Descubrid y maravillaos viendo/leyendo/degustando como un superhéroe nace y se hace en unos años dorados para el Mal. Cuando muy pocos tenían esperanza.

Reseña: Sombras en la Caverna, de Manuel Amaro Parrado

Un libro imposible de olvidar digno de ser recordado cuando toque premiar lo mejor escrito en español. Lleno de frases sublimes, mimado y trabajado más allá de la calidad que suelo encontrar. Soy reseñadora de libros, pero ante todo lectora. Sé lo importante que son los principios, es lo primero que procesamos, de ello muchas veces depende el seguir leyendo. Apenas llevaba unas pocas páginas leídas, entendí que la historia en sí iba a ser más importante que todo el contexto. Cuando lo terminé supe que debía estar en las listas de libros más recomendados. Por que nuestro autor aparte de escritor es un buen conocedor de la cultura clásica y su obra no contiene los errores de otras ni sus faltas de lógica argumentales. Pero si algo me maravilló, y aplaudí a rabiar, fue el momento en que comprendí cómo nos va narrando los hechos sólo para nosotros, sin tomar él partido en nada, simplemente escribe descubriéndonos ese mundo creado para los lectores.

Sí, amo los libros que se escriben para ser leídos.

Manuel Amaro Parrado nos sitúa en una isla que se apartó del mundo hace ya doscientos años. Se sostiene dentro de un sistema esclavista formando parte de un engranaje donde se le asigna a cada persona una posición. Sin ninguna libertad, van reduciendo al individuo. Un rayo de esperanza comienza a anidar en sus habitantes más desfavorecidos cuando un «terrorista» conocido por el alias de Madre se rebela ante el sistema impuesto. Fauno Rohen deberá descubrir quién se esconde detrás de esa rebeldía y mantener el equilibrio que hasta ahora les ha funcionado. Pero su pasado vuelve a él para colorear el presente, tras conocer a un niño llamado Lander que despertará recuerdos duros que creía olvidados.

Los personajes de este libro se sienten reales, gracias a la cuidadosa elaboración del autor. Fauno, Hermes y Lander son los tres protagonistas principales, aportando su forma de vida, sueños y miedos. Las fuerzas de sus personalidades llevarán el peso de la historia. Que un escritor sepa crear personas que viven y respiran en la mente del lector, es acercarse a un tipo de divinidad. Fauno, un ser solitario, sin ninguna duda es el más trabajado con todo lo bueno y lo malo. Por otro lado, profundo, sensible, no es un libro de acción ni sus giros son sorpresivos. Tampoco llega a tocar ninguna polémica, aunque siempre os perseguirá un régimen que en ningún momento se nombra. Su forma de narrar me recordó a la de antaño, cuando se escribía para dejar un escrito perdurable en el tiempo. Tenemos así, una doctrina utópica que nos recuerda a ciertos comportamientos de campos de concentración donde unos explotaban a otros y éstos a la vez por supervivencia robaban al que estaba igual o peor que ellos. «Homo homini lupus». El hombre es un lobo para el hombre, es el mensaje que nos deja Manuel Amaro.

No estáis ante una novela única, toda ella se construyó de pequeños mundos que van engrandeciendo la historia principal. Magnifica portada de Miguel Ángel Cáceres que supo encarnar lo que el autor quiso contar. «El trabajo os hará libres», es el cartel metálico que recibía a los judíos en el campo de exterminio de Auschwitz. A su vez, años más tarde, una paráfrasis del mismo la usaría el Che Guevara para su campo de trabajo para homosexuales. Podéis haceros una idea de la tremenda frase que Manuel usó. Y no es para menos, él no desea que simplemente leáis, quiere que penséis, dudéis, desea remover conciencias. ¿Quién es el terrorista conocido como Madre? Todo será desvelado. Palabras escritas llenas de esperanza que nos empujan a valorar la vida y a luchar por ella. Porque da igual lo que nos digan, no estamos mejor bajo el amparo de nadie, aunque fracasemos, aunque muramos de hambre, hagámoslo siempre libres. Un libro es un portal donde pasando páginas somos transportados a otros mundos. No tocamos los mundos por los que pasamos, pero dejan su marca en nuestra alma y nos convierten en personas más sabias.

Os puedo asegurar que Sombras en la caverna consigue eso con su lectura. Sí, sí y sí, lo recomiendo. Otro libro que ya forma parte de lo mejor que he leído este año. Que sea superado, lo veo muy difícil.

Reseña: Spiderman. El Niño que Llevas Dentro, de J. M. DeMatteis y Sal Buscema

Al igual que uno necesita de vez en cuando ver, rememorar imágenes de su pasado, para saber de donde viene; uno necesita volver a Spiderman. Al personaje Marvel por excelencia. Regresar al ídolo puntero de los 80 y 90, en cuyas aventuras uno se perdió en tardes y tardes de su juventud. A la mejor época de mi infancia donde la principal preocupación era pasarlo bien leyendo. Y los cómics de Spiderman os aseguro que poseían mucho de ese poder. Por eso valoro bastante estos 100% Marvel HC que se saca Panini Cómics de vez en cuando de la manga, contenedor de arcos argumentales geniales que uno devoró antaño o inclusos otros muchos que uno no recuerda haberlos leído nunca. Hoy os reseñaré uno que ya con su título nos toca el alma.

El objetivo principal de Spiderman: El niño que llevas dentro es la maldición del Duende Verde y como se llega a ella una vez más. El enemigo, la némesis número uno de Spiderman, regresa. Tragedias de la infancia unen a Parker con el hombre que un día fuera Alimaña. También un Harry Osborn atormentado por el fantasma de su padre Norman. A modo de imágenes de televisión comienza la trama con una página completa con tres por cuatro viñetas de contornos redondeados, donde tras colores apagados, vemos el sufrimiento, la transformación y regreso de ese ser al que llamamos Alimaña. Vermin lo llaman algunos y vaga por alcantarillas. Se escapó del asilo-psiquiátrico en el que se encontraba y se pierde en su propia demencia. En el deambular de las sombras, lleva consigo un monólogo interno (ilustraciones perfectas de lo que perturba a un asesino-psicótico), y de ahí nos trasladamos a un Spiderman de pie observando una mesa llena de fotos que muestran a la víctima caída tras la huida de Vermin del asilo. Y nos presentan al Dr. Kafka, que resulta ser el que estaba tratando a Vermin…

Spiderman: El niño que llevas dentro comienza como un verdadero thriller. Sorprende lo bien que ha pasado el tiempo por dicha trama. Spidey bastante molesto por la fácil huida de uno de sus viejos enemigos. El Dr. Kakfa intentando explicarle el progreso que hizo con Vermin antes de marcharse. Un par de flashbacks de lo sucedido en La Última Caza de Kraven entremezclados en una conversación. El Dr. Kafka luchando contra su conciencia. Peter yaciendo despierto en la cama, mientras sostiene a Mary Jane en sus brazos. En el mismo edificio de apartamentos, Harry Osborn tiene a su esposa, Liz, en sus brazos también. Tampoco puede dormir. Harry está en medio de una crisis nerviosa y eso le llevará a…

No diré más. Por que las buenas historias hay que disfrutarlas por uno mismo. Pues estamos ante una de las mejores tramas del trepamuros contra el Duende Verde que recuerdo haber leído. Y el caso es que no recuerdo haber pasado por ella. Quizás por eso he alucinado, y me ha enamorado tanto. Un guión palomitero como pocos que se devora en nada. Eso he encontrado en Spiderman: El niño que llevas dentro. Además de (y esto creo que no lo sabía mucha gente) ser secuela directa de la súper conocida trama La Última Cacería de Kraven; una de las más distinguidas historias que ha parido el noveno arte.

Y es que friends, estamos hablando de un arco argumental que brotó de la mano de dos grandes maestros como J. M. DeMatteis y dibujo de Sal Buscema, así que: ¿qué podría salir mal? O mejor dicho, ¿cómo no disfrutar de una aventura que contiene todo-todito-todo lo que me enganchaba del trepamuros en aquellos gloriosos años? Disfrutable al máximo. Si pensáis en volver a Spidey después del tiempo, Spiderman: El niño que llevas dentro es ese tomito ideal por contenido y precio que viene que ni pintado.

Reseña: Cocinar un Oso, de Mikael Niemi

Basado en un personaje real e histórico, esta narración se centra en Lars Levi Læstadius, pastor sami que basó sus sermones en la propia Biblia. Año 1852, los samis son un pueblo acosado, no representados. El pastor no puede permanecer en silencio frente a la opresión. Con la ayuda de Jussi, un lapón con un pasado trágico, comienza una revolución espiritual. Cuando encuentran el cuerpo sin vida de una joven en el bosque, el juez Brahe cierra el caso como un ataque de un oso. Læstadius ve más que eso. Formado en botánica, su mente científica recoge pequeñas pistas en el entorno, albergando serias dudas. Todo se complicará con una segunda muerte…

Nuestro protagonista principal Lars Levi Læstadius, fue entre otros asuntos escritor y botánico. Destacando pastor luterano sueco que lideró el movimiento Læstadiano. Lo primero que nos vendrá a la mente al leer el comienzo será el nombre Guillermo de Baskerville, el fraile con dotes detectivescos del libro El Nombre de la Rosa. Ambos van acompañados por un chaval joven al que toman por pupilo e investigan donde otros no ven nada, tomando apuntes y bocetos. Aparte de eso, no, nuestro libro es completamente diferente. No usa un lenguaje común, su manera de escribir es elegante, culta, Mikael Niemi es un auténtico contador de historias describiéndonos una época desconocida de forma brillante. Seguir las investigaciones sobre los cuerpos, desde luego, es lo mejor. Sobre todo, cuando le pregunta al joven sus propias conclusiones. Que por medio de él se narre lo que fue vida y obra del pastor no le quita intriga. Al revés.

Desconocía la obra de este hombre y ha sido interesante absorver dicho conocimiento. La parte histórica el autor la fusiona a la perfección dentro de la trama detectivesca. Lo digo porque más allá de los crímenes, el autor nos relata unas vidas esperando con sus palabras darles inmortalidad. En sí, su libro es más de ellos que del misterio.

Los samis, ese pueblo indefenso, resignado a ser cabezas de turco, intentándolos silenciar al pertenecer a lo más bajo de la sociedad, marcándolos de por vida. Un libro emocionante con un pastor actuando a lo Sherlock Holmes incomodando con sus deducciones. Juntando realidad y ficción no sabes muy bien que parte del reverendo es real o sí el autor le dio una dosis mayor de dramatismo para hacerlo más interesante. Cosa que logra sin ninguna duda. Nos atrapa su narrativa en una historia que consigue transportarnos hacia los valles situados en los márgenes del ártico. Un libro que página a página nos introduce en la forma de vivir de las personas de finales del siglo XIX. Mientras seguimos una historia llena de suspense. La resolución de los asesinatos os mantendrá enganchados al libro, pero aun así no podréis pasar por alto la convicción religiosa, la fe y la superstición. Tratando de elevar y educar a la humanidad, Læstadius busca la verdad sobre todas las cosas. Estáis ante una historia de minoría sin voz, de perseguidos que no reciben justicia. Es una vieja historia, lo sé, pero por desgracia sigue siendo relevante.

Recomiendo el libro por historia y su altísima calidad narrativa.

Reseña: Joyride, de Jack Ketchum

Creo que no soy el único a reivindicar más títulos de Jack Ketchum en nuestro país. Por supuesto, que soy otro de los que se enamoró de su literatura tras La Chica de al Lado que publicó en su día La Factoría de Ideas. Incluso conseguí leer algo más que se publicó en español y en otra editorial. Una novela corta llamada Al Otro Lado del Río. Me dejó todo loco; sangrienta a tope, un buen argumento para película de Rob Zombie… Bien, pues poco más había en nuestro país del genio de Nueva Jersey, el cual antes de dedicarse a escribir fue actor, profesor, agente literario, comercial maderero y camarero. Una novela llamado Al Acecho, que nunca encontré, quizás tampoco he leído. Lo que sí puedo asegurar es que muchos de sus titulos aún no están en el idioma de Cervantes. Y eso duele. Pues permítanme decirles que su novela La Chica de al Lado es una de las novelas de Terror más brutales e intensas que he leído. Y he leído muchíiiiisimo Terror en mis casi cinco décadas. Por eso me emocioné mucho-bastante cuando me enteré que las chicas de La Biblioteca de Carfax (maravillosa editorial, ya consolidada entre los fans del Terror en nuestro país), traía como novedad de junio Joyride. Una nueva novela del recientemente desaparecido Jack Ketchum, ya que el maestro nos dejó a principios del año pasado en 2018.

Por ello, estaba emocionado de ponerme rápidamente con esta novedad. Joyride es la historia de Carole y su amante Lee. Tras los cuales un imponente ex marido de Carole no los deja en paz. Y sin importar cómo la acosó, o en algunos casos la atacó violentamente y la violó, parece que siempre se suele salir con la suya. Así que Lee y Carole toman la decisión de intentar lograr el asesinato perfecto. Y todo les hubiera ido de perlas si un barman llamado Wayne no estuviera en el bosque observándolos… Como consecuencia, tras pasar un rato en su bar, Wayne decide enviarles un mensajito: no por dinero, sino para reavivar la emoción del asesinato, esa sensación placentera, en un viaje en carretera digno de la mejor road-movie con horror integrado.

Supongo que os lo imagináis, pero si no, os cuento que Ketchum tiene una excelente reputación dentro del género de Terror en USA. No le hace falta llevar el típico letrerito recomendado de Stephen King, aunque por supuesto el maestro lo alaba y de sus últimos títulos me consta que cuenta con declaraciones hiperbólicas por parte de dios de Maine. Una de las que le leí y me encantó fue: «No dormirás hasta Navidad si lees este libro». O que no debes abrir dicha novela a menos que quieras desaparecer de este mundo esa misma noche… Wow! Pasando a Joyride, la trama central es tan simple como terrorífica. Digna de los mejores cómics de la EC, Tales from the Crypt, Creepy…, etc. La trama central de Joyride se va estirando un poco pero al partir (esencialmente) cuando ambos van a parar al bar del siniestro asesino en serie al día siguiente, sus diálogos, la tensión y el «in crescendo» pone los vellos de punta.

Lo peor, lo más terrorífico siempre sucede muy rápido y Ketchum sabe trasladar esto a su trama. El cavilar sobre lo sucedido y como salir de ello después se ralentizará. Como creo que también Ketchum era maestro en eso, pues antes de que te achantes, mete otra tensión en el argumento y los pone en la carretera. Casi hace que te olvides de lo básico: ¿Por qué no ir a la policía? Antes de que comience el plan de chantaje principal, el punto de vista de la novela cambia al policía que había estado siguiendo al ex marido de Carole. Más tensión. Desde su punto de vista, es donde digerimos la horrible historia del matrimonio de Carole. Y esta es la parte más horrible de la novela. Por que cuando Ketchum se pone duro… Ufff.

Sin recompensa, no hay venganza. Joyride es el Mal tras el Mal. Personajes creíbles y una historia que da miedo por lo convincente y posible a sucedernos en cualquier momento. Con cierto aire a la película de Brad Pitt, Kalifornia, la cual no me extrañaría que Jack Ketchum tuviera algo que ver aunque fue realizada dos años antes de publicarse esta novela. Me queda un titulo que se disfruta, que pone tus nervios a flor de piel si en breve haces escala en un bar de carretera o similar. Joyride es otra novela más con Terror del bueno que se marca la hasta ahora súper recomendable colección de La Biblioteca de Carfax.

Reseña: The Evil Within, de Ian Edginton, Álex Sánchez y Ed Anderson

Escapándome totalmente de mi nicho lector, hoy la reseña de un cómic cuya idea parte de la franquicia de un videojuego. Uno multiconocido que lo petó en todas las plataformas -y no es que no juegue a videojuegos-, pero cierto es que no me suelo atrever con este tipo de cómics a no ser que alguien fiable me lo haya recomendado, que se entremezcle con la trama o simplemente me gustara tanto su lore que deseara volver de algún modo a dicha ambientación. Esto último es en gran parte la sentencia, el porqué deseaba leer The Evil Within, el TPB publicado por ECC Ediciones que recoge la miniserie de cuatro numeritos de la mano del guionista Ian Edginton (Scarlet Traces, Victorian Undead) y los artistas Álex Sánchez (Katana) y Ed Anderson. Una precuela surgida del aclamado videojuego de terror y supervivencia de Shinji Mikami y Bethesda Softworks, conocido en Japón como Psycho Break (Saikobureiku – La Maldad Interior).

The Evil Within nace como juego perteneciente al género conocido como Horror Supervivencia en tercer persona. Si lo primero que se os viene a la mente cuando pensáis en esto es Resident Evil, estáis en lo cierto. El juego es una idea original del creativo Shinji Mikami, culpable de la saga Resident Evil que tantos éxitos ha cosechado. Un poquito más de historia… The Evil Within se lanzó al mundo en octubre de 2014 para las consolas Playstation 3, Playstation 4 (el que he jugado), Xbox 360. Xbox One y para PC. La trama del videojuego se centra en Sebastian Castellanos y su sufrimiento al ser llevado a un mundo distorsionado lleno de lugares de pesadilla y criaturas horribles. En mi opinión, los elementos de terror y la atmósfera, terriblemente brillantes junto con sus gráficos.

Ahora vamos al cómic. The Evil Within es una precuela al inicio del videojuego. Un ejemplar que invita a los lectores a experimentar el desquiciado mundo creado por Shinji Mikami y que presenta a una protagonista, una joven estudiante llamada Dana, cuya búsqueda de un ser querido desaparecido conduce directamente a un mundo cargado de horrores inimaginables; llegando a una casa encantada donde cada puerta esconde horrores desgarradores y escalofríos de todo tipo. Buscando desesperadamente a su amiga desaparecida, la caza lleva a la prota a un sendero que no parece de este mundo: devastación, oscuros secretos y criaturas mortales que surgen de las profundidades del averno. Sin embargo, Dana Robinson parece tener la clave o conocer de antemano los horrores con los que se va topando…, hasta darse de bruces con el voraz caníbal Hombre Motosierra (Chainsaw Man).

Un cómic con un dibujo que me encanta, pese a tanto cambio de ilustrador entre cada número. No le viene bien a una serie tan corta. Pero un cómic totalmente indispensable para fans de la franquicia o amantes de una buena historia de Terror bien contada. Si vuestra pregunta es, ¿qué es mejor devorar antes? Aconsejaría (curiosamente) leer antes el cómic que ponerse con el videojuego. Se desvelan aquí cositas demasiado esclarecedoras.

Con muchas ganas de que llegue a nuestro país el segundo cómic The Evil Within: The Interlude, centrado al parecer en lo que le ocurre a Sebastian Castellanos entre el primer juego y el segundo. El ansia queda aparcado.

Reseña: Star Wars. Una Nueva Esperanza, de Ryder Windham

Recurrir a las fuentes. He contado en varias ocasiones que aunque cuesta respecto a libros que tuvieron película y por fuerza mayor (o sin mayor) antes viste el film y después te maravillas con el libro… Cuesta. Pero ya os digo que si es una historia donde la película es una obra de arte, absorves su novela como vaso de agua fría en agosto tras una ola de calor. Sin embargo, en el caso de Star Wars: Una Nueva Esperanza, la novela de Ryder Windham, de todos es sabido que dicha película parte de un guión, así que estamos hablando de una novelización. Así que no es el caso exactamente igual a lo que os comentaba. Mas, las sensaciones que quedan tras devorar un libro así, son las mismas. Una lectura maravillosa con personajes amados desde que uno tiene uso de razón. Libro que por longitud, precio y edición -donde queda de maravilla con todo el Universo Expandido publicado por Timun Mas-, decidme: ¿Quién puede no hacerse con Star Wars: Una Nueva Esperanza, genial novedad del mes?

La primera e histórica. El pelotazo de film que inicio Star Wars para con el mundo. Una novelita que en USA brotó para celebrar el cuarenta aniversario de la llegada de una de las mejores space-operas llevadas al séptimo arte. Si no la mejor. Por cuándo y cómo llegó, sobre todo. Y bueno, ya sabéis… «Hace mucho tiempo en una galaxia muy, muy lejana…», un joven Jedi se levanta. Crece una rebelión. Se desata un arma mortal. Un maestro se enfrenta a su antiguo aprendiz. Como no unirse una vez más al trío blanco esperanzador de Luke Skywalker, Han Solo y la Princesa Leia, junto a decenas de personajes (amigos y enemigos) que conforman este apasionante primer libro de la saga épica espacial más famosa de todos los tiempos.

Escondido al nacer, se creía huérfano. Vigilado por un ermitaño misterioso, descubre increíbles habilidades. Y al encontrar esperanza donde otros solo encontraron el Mal, él devolverá el equilibrio a la galaxia. Esta es la historia legendaria de Luke Skywalker, desde su infancia en Tatooine hasta su feroz batalla con su enemigo más duro: ¿él mismo? Ryder Windham no es nuevo en esto. Hablamos de un autor estadounidense de ciencia ficción que ha escrito más de sesenta títulos sobre Star Wars; incluyendo novelas, cómics y libros de referencia. También ha escrito novelizaciones de películas de Indiana Jones. Un prolífico que desde 1993, ha estado trabajando sobre todo en proyectos de Star Wars solo o con otros autores. Con un volumen libro de referencia llamado Star Wars: The Ultimate Visual Guide que pasó nada más y nada menos que tres semanas en la lista de los más vendidos del New York Times allá por 2005. Un autor que rebosa experiencia y lo notaréis bastante al leer sus novelas; poder de enganche, ligereza de párrafos para evitar informaciones engorrosas, descripciones breves pero intensas… Windham logra un buen equilibrio. Brevedad, intensidad y atractivo. Las escenas que relatan los primeros años de Luke están completamente desarrolladas y son relevantes para la narración. Se visualizan en tu mente con suma facilidad. En realidad, ¿se basan principalmente en las primeras historias del Universo Expandido? Ahora mismo no sé aclararlo, pero da enorme sensación a que sí.

En resumen, tenemos aquí una fantástica edición, un excelente recuerdo en negro sobre blanco, la novelización de un guión que hizo historia cuando casi nadie daba un duro por ello allá por el bendito año de 1977. Escrita por un experto, uno de los autores más vendidos dentro del fantástico americano. Y a un precio más que asequible.

Indispensable.

Reseña: Bolívar, de Sean Rubin

Historias que encandilan en cuanto a la trama, otras en cuanto al dibujo y otras (las buenas de verdad), las que consiguen la fusión y trato de la mano izquierda con mano derecha. En mi caso, o para mis gustos mejor dicho, hay otras que tienen un aliciente más. Que si se da, enamora de por vida. Son las que están ambientadas en Nueva York, Manhattan, sus avenidas, sus calles, su gente… Esa pizca hace que la ensalada se vuelve terriblemente sabrosa. Bien, pues después de mucho buscar (por que es una constante en mí), y desde que devoré el tomo de Will Eisner, Nueva York: La Vida en la Gran Ciudad; me topé con una obra llamada Bolívar. Titulo que también publica en nuestro país Norma Editorial y que estuvo nominada al prestigioso Premio Eisner como Mejor Publicación Infantil en 2018.

«En Nueva York, simplemente no sabes cuánta suerte tienes». Me lo dijo un íntimo amigo enamorado de la Gran Manzana como yo, pero tan afortunado que él sí que reside hoy en día allí. Se puede decir que es mi contacto. Aunque en realidad, solamente le envidio. Cualquier número de libros que se producen cada año y que llegarán lejos, se ponen de moda, regla general, allí primero. El Edén. ¿Y quién no quiere vivir en el Paraíso? El derecho a tener/leer rápidamente algunos libros y con la ciudad como trasfondo y devorarlos in situ. Ah… En fin, al lío. Hablando con mi “contacto” salió a colación Bolívar. Y yo me burlé. «¿Un cómic infantil me recomiendas?». Aunque ambos sabemos que le damos a todo y que grandes obras consideradas infantiles están en nuestros cómictecas en lugares destacados. Fue solo un comentario. El mismo que recordé una y otra vez cuando empecé a leer Bolívar.

Bolívar. Mientras leía esta «carta de amor” a Manhattan, supe que tenía una joyita entre las manos. Lo maravilloso era que disfrutaba cada página. Todas. Fui absorbido por un libro-cómic que ama tanto a la ciudad de Nueva York como yo. Capaz de representar con precisión la vista de Zabar desde el metro, por ejemplo. Así que sabed, oh friends, que parece que hay un nuevo reptil en la ciudad, y su apartamento en el 78 de West Street y todo lo que acontece por allí, puede eclipsar a vuestras buenas lecturas anteriores.

Manhattan ama a un dinosaurio. Y si fueras uno, ¿dónde elegirías vivir? Jajaj…, dinosaurio no es en este caso sinónimo de viejuno. Aunque bien podría. Pero si lo fueras, lo normal sería pensar en algún lugar remoto, tranquilo, lejos de los constantes y ruidosos humanos, ¿no? Mas, ¿y si fueras un gran fan de museos, librerías, música y de los artículos del New Yorker? ¿Qué pasaría si realmente fueras una bestia pero te gustan las personas y no quieres comértelas? La ciudad de Nueva York puede ser el lugar adecuado para ti. Y tanto. Lo loco es, que en un lugar como Manhattan (específicamente en el Upper West Side) Bolívar el dinosaurio vive en completa y perfecta paz. ¿Por qué? Porque todos en esta enorme ciudad están demasiado ocupados para ver lo que tienen frente a sus narices. Todos, a excepción de un niño llamado Sybil. Y al igual que el oráculo que comparte su nombre, nadie le cree cuando cuenta que un verdadero dinosaurio vive junto a su piso. Tratar de fotografiarlo es un reto. Y acosarlo no ayuda. Nada consigue, hasta que una confusión en la oficina del alcalde va y… Convierte a Bolívar en el centro de atención.

Sinceramente, algunos quizás no se atrevan con Bolívar. O al leerlo no estén seguros de lo que tienen entre manos. Una extraña novela gráfica, libro de encantadoras ilustraciones, cómic para leer a la hora de acostarse… Un cómic-libro ilustrado con más de doscientas imágenes, para ser precisos. ¿Captáis lo que digo? Una joyita actual de las que hace tan solo diez años, bibliotecarios y editoriales se habrían tirado de los pelos, desesperados por saber si publicarlo o no. Descubrir dónde catalogar a este «cachorro». ¿En apariencia un libro infantil con el tamaño de uno para adultos? Bolívar lo veréis en la sección de novela gráfica/cómic y sale a la luz sin problemas en varios países gracias a su enorme calidad tanto en continente como en contenido. Pues estamos en buen momento, friends. Que cuentos como Bolívar lleguen a nuestro idioma, a nuestras librerías, que estén a la mano, en definitiva, y que se imponga a esa enorme cantidad de títulos que se publican; siempre es una buena noticia. Por eso, Bolívar ya está en mi corazón. Y jamás desaparecerá en ese mar de otros cuentos de dinosaurios que simplemente no llegan a nada. Bolívar es todo perfume.