Archive for Integrales

Reseña: La Balada de Halo Jones, de Alan Moore y Ian Gibson

Es importante (mucho, y no me canso de cantarlo) rescatar los que son considerados por muchos, títulos indispensables de leer en cómic. No sólo los que han llegado a ser tan famosos que hasta el público no comiquero los lee. También otras joyitas que pese a su fama son como diamantes que con el paso del tiempo, el fango se cierne sobre ellos ocultándolos…, hasta que una editorial nuevamente los rescata. La Balada de Halo Jones, una de las primeras obras maestras del dios del noveno arte Alan Moore y que Norma Editorial tiene el detallazo de traer este mes en un volumen integral a todo color. La Balada de Halo Jones fue publicada originalmente en 1984 de forma serializada en la famosa revista inglesa 2000 AD. Dos nuevos autores que empezaban a despuntar como lo eran el guionista Alan Moore y el artista Ian Gibson. En tiempos, por supuesto, en el que muchos pensábamos que el futuro año 2000: gobiernos, sociedad, el día a día, estaríamos gobernados por naves surcando los cielos; llevaríamos trajes de colores llamativos de telas no inventadas, patinetes voladores y coches que circulaban solos. El año 2000 era un mundo de ensueño para los que fuimos niños o grandes lectores en los 80s. La Balada de Halo Jones triunfó entre los que tuvieron oportunidad de leerla entonces. Ofrecía “sueños”. Partía además en una revista donde brillaban joyas como Juez Dredd, Rogue Trooper o Perro de Estroncio, por lo que debía ofrecer originalidad para no caer en el olvido. Destacar, o ser abandonada en galaxias perdidas donde pocos lectores llegan.

Halo Jones es un chica absolutamente normal que vive en El Aro (The Hoop), una gigantesca estructura que flota en el mar, cerca de Manhattan, en pleno siglo L. Los Municipios Aliados de América trasladan a estas estructuras a los llamados «ciudadanos del ocio», pobres y desempleados hacinados en una ciudad claustrofóbica y violenta, en la que hay escasas oportunidades de progresar: el nivel de paro en el Aro es prácticamente del 100% y los ciudadanos del ocio sobreviven gracias a una especie de subsidio mínimo. Bandas y grupos callejeros causan altercados constantes y la escasa policía (formada por delincuentes lobotomizados) mantiene un precario orden gracias a la represión indiscriminada. En este escenario, incluso ir de compras puede ser una aventura peligrosa. Cada individuo busca su propia cápsula de escape: unos tratando de desarrollar un talento como artista (y sobrevivir el tiempo suficiente como para que una gran compañía se fije en ellos), otros evadiéndose de la realidad, como es el caso de «los tambores» humanos que se han implantado un receptor en el cerebro que les transmite música hipnótica, una especie de drogadicción. Halo, cuando una de sus mejores amigas sea asesinada y otra ingresa en Los Tambores, sentirá que ya no aguanta más y emigra. Encuentra trabajo como camarera en un crucero especial llamado Clara Pandy, el principio de sus aventuras por toda la galaxia.

La Balada de Halo Jones lo consigue. Atrapa desde la primera página, con una splash-page a doble página que abre la trama en la que visualizamos una caótica y abarrotada Tierra del siglo 50. Acompañada por una narración llena de jerga en lo que parece ser una retransmisión de noticias, ya estás enganchado a un mundo maravillosamente ideado. Nos lleva a un universo de cientos de detalles en los que es fácil perderse. Personajes individuales, algunos de los cuales solo aparecen brevemente (y en los que te gustaría profundizar), insinuación de vidas enteras y secretos ocultos. Momentos narrados magistralmente como cuando la anciana Brinna recuerda una reunión en su adolescencia o un oficial de seguridad rememorando su amor perdido hace mucho tiempo. Sin lanzar demasiada información, historias que dan trasfondo. Se nos proporciona un mundo convincente lleno de personajes interesantes, pues en realidad, nada aquí es aleatorio, o carece de pensamiento. Los que conocéis las obras de Moore, sabréis que este es uno de sus fuertes. Nada es coincidencia. Aunque aquí el tandem hace tandem completo (valga la redundancia) también en esa virtud. Grandes aportes encontrados en esta balada como los carteles que vamos viendo en la serie que aparecen en un dialecto alienígena, y que son en realidad un lenguaje completamente ideado por Ian Gibson.

La Balada de Halo Jones fue una trama conjunta aunque sin terminar tal como la tenían pensada sus autores. Vuelven a estar disponible estas tres etapas de la vida de Halo Jones reunidas en un solo tomo, por primera vez a todo color, formando una de las publicaciones indispensables a conseguir este año.

Reseña: Nuevas Hazañas Bélicas (Integral), de Hernán Migoya, Keko, Calpurnio, Kim, Bartolomé Seguí, Natacha Bustos, Cels Piñol y VVAA

Espectacular homenaje que se marca el guionista Hernán Migoya para con el mundo del cómic clásico bélico de toda la vida. Los amantes del buen cómic tenemos algo nuevo que devorar con calidad. Vuelven las Hazañas Bélicas pero ahora por fin con protagonistas, escenas y tramas situadas en nuestro propio país. Hechos de nuestra deleznable historia reciente. Nuevas Hazañas Bélicas nos ofrece una serie de viñetas basadas en la Guerra Civil Española; un cómic intenso, lleno de acción y emoción que aporta unas muy sugerentes tramas con personajes más que carismáticos. Cada uno a su modo.

Fue en los años 50 cuando Boixcar desarrolló la popular serie Hazañas Bélicas con la ayuda de grandes artistas. Crearon una serie de historietas que hablaban de personajes, héroes y antihéroes, y lo que les sucedía mientras “hacían vida” dentro de sendas catástrofes como fueron la Segunda Guerra Mundial o la Guerra de Corea. Soldados de ambos bandos protagonistas cada uno a su manera, mostraban carisma, heroicidad o simplemente lo peor de lo peor del ser humano. Como fue o debió ser, nos enseñaban que para cada cual, su lucha es verdadera. Bien, pues Nuevas Hazañas Bélicas nos retrotrae a los amantes del cómic bélico, a aquella mítica colección, aunque algo renovada. Esta vez trasladando la idea a la tierra patria. Por que aquí también hubo sufrimiento, amor, dolor y desesperación durante esos años infernales vividos por nuestros abuelos, padres, hermanos y hermanas. Años en los que el egoísmo y el odio creció hasta cotas altísimas en la tierra de conejos. Tanto que aún llega a nuestros días en ciertos parámetros, más de ochenta años después…, disfrazado de lo que algunos llaman política. A lo que vamos, en definitiva, una genial idea el reconvertir la hazaña del maestro Boixcar al formato español. ¿El culpable?

Hernán Migoya es guionista de cine y cómic y escritor. Una mente inquieta que vive entre Barcelona y Lima (Perú). Fue redactor jefe de la revista El Víbora en los 90 y entre otras muchas cosas ha traducido la obra del gran Peter Bagge para Ediciones La Cúpula. Considerándose “provocador por naturaleza”, Migoya suele atacar los tabúes de las sociedades a base de personajes individualistas, emocionalmente intensos y con humor muy cínico. Un guionista que no deja indiferente, en mi opinión. Por eso, la publicación en formato integral, en tapa dura y tamaño apaisado, de esta colección de relatos que en su día viera la luz en formato pasquín de la mano de la desaparecida Editores de Tebeos (Glénat), es motivo de enhorabuena para los amantes al mejor cómic. Norma Editorial es ahora la encargada de lanzar este tomo-joya que nadie se debería perder pues las historietas, las ilustraciones, muchas, jamás abandonarán vuestra mente.

Nuevas Hazañas Bélicas rinde homenaje al clásico con un enorme elenco de autores que han creado un conjunto de historias cortas indispensables para todo seguidor de cómic. Más de cincuenta años después, los protagonistas son españoles. Tú eliges el bando. O no. Simplemente, disfruta (como puedas) de lo narrado e ilustrado. Con gloriosos relatos cuyos títulos juegan con las palabras de forma hábil. Así visualizaréis genialidades como La Pasión Aria, Con el Moscardó tras la oreja, El Novio de la Muerta, La Guerra de los Inmundos, La Cóndor Pasa, ¡Huida del Planeta de los Tibios! o El Badajo de Badajoz…, entre otros muchos. Así hasta veintidós obritas que en su día comprendieran bien la llamada Serie Roja o Serie Azul, según el bando, obviamente.

Un magnifico tomo ejemplar que Norma Editorial y los diferentes autores presentaran en el pasado Salón del Cómic de Barcelona, y que se puede adquirir ya en tu librería favorita. Relatos escritos en clave pulp dibujados por grandes ilustradores del panorama actual español como Keko, Calpurnio, Kim, Bartolomé Seguí, Natacha Bustos, Cels Piñol y un largo etcétera. Los mejores lápices del país están aquí. Historietas con mucha acción, que nos meten en vereda nada más comenzar. Con tramas mordaces muchas que representan el afán de los españoles por ser lo peor de lo peor. Un pueblo considerado por el canciller prusiano Otto Von Bismarck el más fuerte del mundo, pues tras siglos tratando de autodestruirse (y a pesar de tener los peores políticos que pueda imaginarse), sigue adelante.

Este integral de Nuevas Hazañas Bélicas es mágico en sí. Echadle un ojo a alguna de sus historias y quedaréis prendado. Un reparto de personajes míticos de aquella terrible contienda (Franco, Dolores Ibárruri, Azaña, Durruti, La Pasionaria…), donde héroes de uniforme y de paisano nos ponen en la peores de la situaciones que se pudieron vivir. Autores apuntando muy alto, bastante bien documentados sobre aquellos fatales años. Cada una de estas historias pinchan en el lector una flecha que inyecta un aporte de realidad. Pasada y quedante la sensación que lo que se cuenta llegó a ocurrir. O al menos que estamos leyendo una historia que es muy probable que fuera de boca en boca aquellos días y así verídica fuera de algún modo.

Me encanta.

Reseña: Iron Man. Extremis, de Warren Ellis, Adi Granov, Charles y Daniel Knauff y Zircher

He comentado en más de una ocasión que me enamoré del personaje de Iron Man de niño, pese a que económicamente no podía seguir su colección. Con el paso de los años me di cuenta de dos cosas: se estaban escribiendo entonces las mejores tramas del personaje (El Demonio en una Botella, El Nuevo Iron Man), y también supe una verdad verdadera: yo los disfrutaba más que mi amigo. Y los años pasaron con ese buen sabor de boca de historias de un personaje que nunca coleccioné. Sabemos todos que las nuevas pelis Marvel se empeñaron en hacerlo molón. Y volví. Treinta años después, quise leer sus grandes sagas, lo mejor de lo mejor, sabiendo que había grandes arcos escritos como La Guerra de las Armaduras o esta joyita que os reseño hoy (a la que llego súper tarde) como es Extremis.

Desde una visión más madura, cuantas más historias de Iron Man leo, y cuantas más películas veo, no es ninguna metáfora visualizar a Tony Stark como un individuo perdido. Y eso que por lo general sus historias está bien escritas y rara vez se ve involucrado en ninguna narrativa particularmente compleja. Un atractivo centrado enteramente en el encanto, el carisma, el sarcasmo y el orgullo de un personaje como uno de los científicos o ingenieros más famosos inteligentes y ricos de la ficción. Aunque Warren Ellis casi que obvia bastante este tema en Extremis para crear un atractivo guión. Todo lo que necesitas saber para ponerte con ella (y en los films particulares de Iron Man lo comentan), es que ciertos terroristas “cercanos” han colaborado en un experimento súper secreto para crear a un súper soldado. Uno que esencialmente represente al “hombre del mañana”, y por supuesto, Tony Stark debe detener eso.

Descubrimos que la vida de este hombre crece y deriva a partir de malas decisiones. Aunque en esta ocasión, pareciendo culpable de algún modo: no ha hecho nada. Aunque aparentemente ha desperdiciado su potencial. En dos conversaciones absolutamente fascinantes, el mentor de Tony reprende a Stark por explorar frecuentemente no lo que es, sino lo que podría llegar a ser. Y nunca responde, porque no está seguro de la respuesta. Warren Ellis, guionista top actualmente y por supuesto, con grandes obras en su haber, toma al Hombre de Hierro y hace lo que mejor sabe hacer. Creando con Extremis, un arco argumental de seis números que se incluyó en volumen cuarto del personaje, publicado entre 2005 y 2006 e ilustrado de forma original, con un trazo muy realista de Adi Granov. Del que se necesita algo de tiempo para acostumbrarse, ero que luego te captura y como si de un film se tratara, disfrutas bastante con sus diseños.

Extremis es un guión que redefine el «status quo» del anterior Iron Man. Centrando e incrementando el poder en sus armaduras. Una obra que (como todo cambio que se les haga a los mayormente conservadores fans de todo personaje) recibió bastantes críticas. Aunque muy rápidamente se volvieron positivas y desde entonces es considerada como una de las mejores historias de Iron Man. Un guión basado en la crítica, la sátira en la ciencia y la tecnología más puntera como principales protagonistas del momento actual que se vivía a nivel global a principios del 2000. Un Tony Stark atractivo también como personaje y una trama que atrajo mucha la atención esencialmente por reescribir su origen, actualizándolo para con lo sucedido ahora en Afganistán. Un señor Stark que nunca deja que las cosas se salgan de control…, y es por eso que comienza encontrándose herido por su propio armamento en el conflictivo país afgano.

Extremis es un renacimiento, en toda regla. Ellis nos ofrece la imagen de un Tony Stark perdido, a la deriva y confundido. Stark afirma aquí que su pesadilla es una versión de sí mismo que no pudo ver el futuro, pero Ellis insinúa enérgicamente que su pesadilla no es un miedo abstracto: está sintiendo ese dolor y confusión en este momento. Tony Stark es un diseñador de armas cuyas invenciones se utilizan contra Al Qaeda antes de la primera Guerra del Golfo. Durante una visita de inspección, una de las propias bombas de Stark estalla, incrustando un fragmento de metralla en su pecho, el cual casi lo mata. Luego es capturado por terroristas afganos. Al igual que la historia original de origen del primer personaje, Tony crea una armadura junto con el Dr. Ho Yinsen y escapa de los terroristas, pero Yinsen no sobrevive. Esto lo cambiará todo para siempre…

Como habréis podido comprobar, algunos elementos de Extremis fueron adaptados para la película de 2008, Iron Man. Fuente primaria para Marvel/Disney de toda una serie de films que nos han hecho vibrar en el cine. Una gran historia. Una agenda de vida contada en formato de cómic, una lectura sólida y una de las mejores historias de Iron Man, sin duda. Totalmente de acuerdo.

Reseña: Siete Caballeros (Integral), de Jean Raspail y Jacques Terpant

Y vuelvo a caer en una adaptación literaria en formato cómic. Pero de una novela reciente. Con una idea apocalíptica de las buenas y situada en un entorno poco común: el invierno es duro a finales del siglo XIX y la vida parece haber abandonado la ciudad fortaleza donde reina el heredero margrave. Su Alteza parece muy superada por los últimos acontecimientos. Su país está en declive: trenes detenidos, puertos vacíos, telégrafos cortados, gente huyendo… Un mal desconocido los está devorando. Y la salvación parece venir solo de un puñado de hombres. Siete jinetes nombrados para resolver un enorme dilema como es encontrar un reino, restaurar una vida perdida…

Después de su exitosa serie Piratas con Philippe Bonifay, Jacques Terpant quiso ampliar su paleta de diseños y convenció al novelista Jean Raspail para que confiara en la idea de convertir a sus personajes y su mundo apocalíptico en viñetas. Y debo deciros que Terpant encuentra el tono correcto para instalar el misterio de esta oscura historia en la mente del lector. Su narración, rica en citas tomadas de la novela, mantiene un ritmo adecuado para con la trama. El lector se asienta gradualmente en la incomodidad de lo que parece ser un fin de un mundo anunciado. Y es Ponent Mon quien nos trae esta joyita que me ha sorprendido tanto, en un formato integral ya que originalmente se resolvió en tres álbumes. El margrave heredero, El precio de la sangre y El puente de Sefarea, tres títulos que forman un todo, pero que diseccionaré como siempre sin spoilear demasiado pues la historia lo merece.

Siete Caballeros es de una de esas joyitas que suelo encontrar en mi año lector, que me sorprenden de la nada. El margrave heredero es el primer álbum que establece claramente la escena que engancha. Deja un misterio flotante, que esperas, se explique cuanto antes. Siendo especialmente conscientes de la misión que se les ha confiado, los siete jinetes con caracteres muy marcados, cada uno tiene su propia personalidad y situados en un ambiente muy original; campos nevados, diálogos de calidad, la ciudad medieval, el ambiente y el finito reinado de este heredero Margrave, quien da título al álbum. Se desarrolla en un estado ficticio de la Europa del siglo XIX en la frontera entre eslavos y alemanes. Una catástrofe que ha aniquilado a la civilización. Un buen inicio que pone en situación, un regreso de Terpant por todo lo grande que ilustra y colorea esta historia.

El precio de la sangre es donde se demuestra de verdad que el mundo se apaga. El heredero Margrave lo sabe bien, confinado en su fortaleza, es asaltado por bandas de infieles devorados por el odio. Ha enviado al coronel Pikkendorff y seis jinetes más, en busca de información y de su heredera atrapada en algún lugar. Sometiéndose y dando a estos hombres una última esperanza para el éxito de su misión, una esperanza para vivir, dejando atrás a su príncipe caído, la pequeña tropa se sumerge en un depravado país, evitando en el mejor de los casos las ciudades devastadas y los edificios religiosos profanados. Cruzando el campo con los estigmas de horrores indescriptibles, los siete jinetes más aislados que nunca… En un viaje desesperado. El estado de alerta constante de los miembros de la expedición incomóda te meten en situación de manera brillante.

El puente de Sefarea cuenta como después de cruzar montañas e incluso países, los jinetes descubren la destrucción de los reinos tras más de doscientos años. La tropa de élite margraviana se dirige a las fronteras del Reino buscando la mejor ruta, adoptando un camino que corresponde a los gustos y orígenes de cada uno. Abai propone el gran bosque, visitar al obispo de la abadía de Zurfenberg y es cuando se detienen en St. Gallen, donde se encuentran con un joven Arno Valric, autoproclamado civil y militar mandatario. Tras la anarquía y la destrucción, parece que cierta organización está comenzado de nuevo…, aunque todos sabemos que aquí hay algo que aún no se ha contado.

Una epopeya en un mundo imaginario que nos permite cuestionar nuestro mundo contemporáneo. Qué buena idea tuvo Jacques Terpant en adaptar esta novela de Jean Raspail. Gracias a eso y a Ponent Mon, ahora podemos disfrutar de esta inmersiva historia digna de una gran producción fílmica. Pues Siete Caballeros no deja indiferente, con un dibujo extraordinariamente poderoso, con colores precisos y perfectamente adaptados a un escenario muy bien representado al que tu propia cabeza crea banda sonora. Recomendable total.

Reseña: Conan El Bárbaro. Ómnibus 1, de Roy Thomas, Barry Windsor-Smith y VVAA

Lo llevo diciendo un tiempo, y desde ese tiempo, vamos viendo como se publica uno y otro integral a cual más apetecible. Más que nada porque son títulos que engloban grandes épocas y personajes con los que hemos crecido y disfrutado un montón. De los que obviamente, queremos tenerlo todo-todito-todo de ellos. Grandes etapas además que si bien no caben en un sólo integral se recogen en dos o tres. Series completas en definitiva, que jamás pensamos que volveríamos a tener (después de que nuestras madres hicieran justicia, «limpieza», tras nuestro crecimiento), y que ahora de unos años hasta ahora ciertas editoriales nos vienen repartiendo crema para que volvamos a tener en nuestras cómictecas lo mejor de lo mejor. Como por ejemplo, lo que acaba de hacer Panini Cómics editando el portentoso ómnibus contenedor de los veintiséis primeros números (más un par de Savage Tales) de la primera etapa Marvel en la que Conan El Bárbaro se abría paso en la Casa de las Ideas. Empezando así un nuevo éxito dentro del mundo del noveno arte.

Y es que ayer mismo os lo decía: Roy Thomas (1940) nació con ese don de saber trasladar a un guión de cómic, gloriosos personajes literarios. Combinar historia, ficción y obras imperecederas. Roy Thomas, fue el primero en suceder al ya desaparecido Stan Lee como redactor jefe en Marvel. Fue en 1972. Pero Thomas ya había lanzado al mercado su Conan El Bárbaro, un titulo que aunque empezó con muy pocas ventas, poco a poco empezó a alcanzar éxito con las adaptaciones de historias del pulp original que Thomas introducía. Además venían dibujadas de la mano del Barry Windsor-Smith, un ilustrador británico que se había presentando en las oficinas de Marvel Cómics pidiendo trabajo y al que después de impresionar a Roy Thomas con el encargo de un número para X-Men, se le asignó la tarea de llevar la serie del cimerio. Adaptaciones como Clavos Rojos, La Torre del Elefante o La Hija del Gigante Helado son obras donde Barry Smith demuestró después sus más altas cotas de preciosismo, evolución y originalidad.

Panini Cómics lo hace una vez más. Nos trae rauda una obra-compendio que vio la luz en USA el pasado enero de 2019. Un lugar donde revivir las primeras hazañas de Conan en reinos fantásticos de una época pretérita. Descubrir o ver nuevamente (por que os confieso que tan solo pude tener en su día unos números sueltos de esta colección), como se convierte en ladrón, asesino y sobre todo, en leyenda. En la que es para muchos la mejor mejor saga de la historia de la Espada y Brujería. Sabremos de un nacido directamente en el campo de batalla. En las tierras congeladas de Cimmeria, Conan se abre camino a través de los indómitos reinos de los hyborianos, sin escatimar su ira contra hombre, mujer o mago. Aventuras que se convierten en leyenda y en recuerdos de buenos momentos lectores. La creación icónica de Robert E. Howard llevada a los cuatro colores con un trabajo que estableció nuevos estándares en cuanto a guiones de cómics. Primera hazañas en las que vivir junto a Conan como se aventura desde su tierra natal y va perfeccionando sus habilidades como ladrón y asesino, como os decía, pero también como mercenario, pirata y sobre todo, el gran guerrero que es.

Hace unos meses se dio una enorme primicia: los derechos de Conan regresaban a Marvel después de una larga temporada en Dark Horse. Noticia que causó un gran revuelo por que muchos sabíamos que eso significaba que vendrían grandes nuevas propuestas y sobre todo, “rescates” (que es lo que me mola) del personaje. El primer fruto de esta revivida relación viene en formato ómnibus, este genial tomo que os reseño hoy, una serie completamente remasterizada, con algunas ilustraciones restauradas para que coincidan con la majestuosidad de las ediciones originales. Además de cada episodio, portada, artículos, cada sección editorial de entonces… Una edición fiel al original hasta el más mínimo detalle con multitud de reveladores extras difíciles de encontrar.

Roy Thomas escribió cientos de historias de Conan entre cómic-books a color y revistas en blanco y negro. Creó junto a Barry Smith a la deseable y siempre sensual Red Sonja. En Marvel además, ayudó a crear nuevos personajes como Puño de Hierro, Hermano Vudú o el Motorista Fantasma. También tuvo cierto papel en la sombra en la creación de los nuevos X-Men, esos que sí alcanzaron el éxito. Y fue gracias a él que Marvel compró los derechos para adaptar Star Wars al noveno arte, sin los que, según Jim Shooter, Marvel hubiera tenido que cerrar por culpa de la crisis de principios de los 80s. No obstante, con cantidad de obras en su haber, Roy Thomas pasará a la historia por llevar (con maestría) a Conan El Bárbaro al formato cómic. Toda una serie de historias que amplían la cronología establecida por su creador literario Robert E. Howard. ¿Me vais a decir de verdad que no queréis disfrutar del don de Thomas, totalmente culpable de poner de moda la Espada y Brujería en los cómics?

¡Feliz San Jordi!

Reseña: Jonas Fink (Integral). Una Vida Interrumpida, de Vittorio Giordino

Finales de los 50 es cuando Jonas Fink, un checo de trece años, ve como su padre es arrestado sin motivo aparente. La diferencia es ser un medio burgués cultivado que quizás represente la antítesis del considerado nuevo gobierno comunista checoslovaco. Poco después, la madre de Jonás, ha empezado a sufrir una especie de bullying rural que termina por llevar a la familia a la precariedad. Incluso el mismo Jonás no se libra; sus compañeros de escuela empiezan a alejarse gradualmente de él, sus estudios sin interrumpidos continuamente y esto afectará a su progreso hacia la universidad.

Vittorio Giardino, el autor italiano más importante de las últimas décadas, ha dedicado a esta obra más de veinte años. Y se nota. Se percibe una obra magníficamente labrada, en la que nos lleva desde el costumbrismo hasta la unión de lazos, la esperanza de una revolución que era inevitable para evitar un totalitarismo en un momento histórico para uno de los países del Este de Europa. Una ruptura que cambió la vida de muchos inocentes…, para bien o para mal. Y es ahí donde Giardino con una cruel y realista visión de lo que pudo, y sin duda, ocurrió, nos hace una crítica del régimen de terror que reinaba al otro lado del muro.

Norma Editorial recopila en un portentoso integral los tres álbumes que conformaron la serie-vida de Jonas Fink. La Infancia, La Adolescencia, La Juventud y El Librero de Praga son los diferentes títulos que comprenden el tomo, aunque que duda cabe que es solo una historia en sí. Una magnífica edición integral, una de las cumbres del cómic europeo que por fin he podido leer y que todo aquel que ande interesado en los duros periodos de posguerra, intentos de dictadura y sublevaciones, sin duda, debe leer. Pues como si una buena película de época se tratara -al estilo de la genial La Famiglia, de Ettore Scola-, viajamos a unos años (no muy lejanos) donde la inteligencia intentaba sobreponerse al conservadurismo y la atadura.

Vivimos así el crecimiento de Jonas Fink, y como con diecisiete años se enamora de Tatiana, la hija de un diplomático ruso estacionado en Praga y como dicha relación le traerá unos cuantos quebraderos de cabeza. Sufrimientos y deseos de libertad de una generación que intentaba crecer bajo el yugo, donde sin ser consciente del peligro, Jonas estrecha lazos con un grupo de inconformistas que le llevarán al intenso y luminoso periodo del 68. Una serie de pinturas crueles que comienzan con el verdadero coraje de la madre de Jonas, donde vemos crecer gradualmente al protagonista, una historia hermosa en cuanto a ejemplo de lucha. Totalmente fiel a lo que pudo ser la vida de un intelectual inflexible tras la Cortina de Hierro.

De Jonas Fink: Una Vida Interrumpida recuerdo algo curioso. A un amigo belga que tengo, residente en Toulouse y amante como pocos del cómic europeo, el cual siempre andaba molesto por la espera de la conclusión de este cómic que llegó (agarraos): ¡Veinte años después! El último álbum podrían haberlo titulado LA ESPERA, decía, jajaj… El maestro Giardino fue fiel al realismo y tomó nuevamente el destino de su héroe veinte años después, para contar en El Librero de Praga, lo que ocurrió con ese padre encarcelado por actividad revolucionaria, con el amor juvenil de Jonas, o su idea de marcharse-unirse a la Rusia con la que compartía tantas ideas. Agosto de 1968, Jonas Fink tiene casi treinta años, una librería y una novia. Mientras un viento de libertad ha estado soplando sobre la región comunista desde la última primavera, el pasado del joven resurge con la vuelta de su amor. Y todo cambiará para siempre. Y todos pagarán el precio en diferentes grados.

Una pepita. Una maravilla. Una edición integral para perderte en una historia de las que uno recuerda y la recomienda. Aunque para algunos fans de entonces, la dichosa espera los dejara fríos, a mí sí que me encantado el cierre que Vittorio Giardino da a la historia. Inolvidable. Probablemente mi mejor lectura de cómic europeo de los últimos años.

Reseña: Howard Flynn (Integral), de William Vance y Yves Duval

Para los amantes del cómic clásico, aquel con el que muchos crecimos bajo los ojos de nuestros padres, tíos o abuelos; llega otra joyita nostálgica de la mano de Ponent Mon en nuestro país. El relato completo en un solo volumen de todas las aventuras literarias y en cómic de un enérgico oficial de la Royal Navy como es el teniente Howard Flynn. Quién, recién llegado a la High Naval School, se embarca en un buque de la Royal Navy. Y donde después de un tumultuoso aprendizaje, lo harán responsable de bastantes misiones peligrosas. Howard Flynn fue un cómic creado por el dibujante William Vance tras un guión de Yves Duval, donde se narra las aventuras navales de un oficial de la Royal Navy británica a finales del siglo XVIII. Cuando William Vance en 1964 dejó de trabajar en publicidad, estuvo dibujando casi dos años un buen cúmulo de historias para la famosa revista Tintin. Howard Flynn fue su primera serie propia. Sin embargo, ya conocemos a Yves Duval, un grande del noveno arte al otro lado de los Pirineos, un guionista que ya llevaba años también en el famoso magazine y que es el autor de numerosas historias.

A diferencia de algunas de la época, Howard Flynn se reafirma desde el principio como un cómic de aventuras en el sentido completo de la palabra. La serie se crea como un serial regular en la revista, seguido de tres aventuras completas más algunas tiras cómicas que se elaboran entre 1964 y 1968. Más un cuento largo en 1970 y otro en 1973, donde Flynn vive varias aventuras tanto en mar como en tierra, escapa de traiciones, frustra complots e intrigas y llega a convertirse en comandante de su propia nave.

La Primera Travesía (1964) es un bonito álbum-comienzo donde descubrir con gusto el dibujo de Vance en sus primeros años. Junto a su personaje, también un joven teniente Howard Flynn, hacen su primer viaje en barco, encontrándose con un, a priori, aburrido comandante, que le prepara una malvada trampa. En Al Abordaje (1964/65) encontramos a Flynn, que esta vez sale al mar pero con la misión de supervisar a la hija de un gobernador. Con un consecuente problema al encuentro con unos piratas. Tras estas dos primeras aventuras largas, y siguiendo un magnífico orden cronológico de publicación, se aportan tres aventuras cortas (Cabeza de Hierro (1967), El Sobrino del Almirante (1967) y Misión Diplomática (1968)) donde conocemos a un Flynn bastante más maduro y certero. Pero es en El Traidor ataca a Medianoche (1968), la siguiente aventura que se aporta y en blanco y negro ya que se publicó dentro de una Tintin Selection (una revista trimestral que recogía los éxitos del magazine) donde descubrimos la faceta de duro investigador en el que se convierte. Junto a una curiosa joya y un distinguido Almirante, como protagonistas principales.

La Garra del Tigre es el tercer y último álbum de las aventuras de Howard Flynn que se publicó en cómic. Lugar en el que ver claramente como Howard Flynn es descendiente directo de Bruce J. Hawker (la gran obra de Duval), pues una enorme particularidad reside en La Garra del Tigre que lo relaciona con Los Torturadores de la Noche y su continuación. Las similitudes son numerosas: el fondo de Londres, el secuestro, un grupo con máscaras, un oficial naval en peligro…Para cerrar una historia muy buena por la que sólo contar con ella merece la compra. Especialmente para los amantes de Vance, el cual muestra un avance y un final de tomo con unas viñetas increíbles.

Se percibe que nuestro William Vance (residente en España por un tiempo) fue un apasionado de la historia de la marina de vela. Diría que el éxito de esta obra se basa en una documentación sólida e imágenes reales y espléndidas. Para encontrarnos con un integral que además cuenta al final con un par de narraciones literarias (El Oro del Constellation y Rumbo a Nazaré), dos relatos que poco tienen que envidiar a clásicos de la literatura como La Isla del Tesoro. Además de un espléndido gráfico del H.M.S Victory, el enorme navío británico de primera clase que en la aventuras de Howard Flynn aparece.

Reseña: Liga de la Justicia Oscura (Integral). A Oscuras, de Peter Milligan, Lemire, Janín y VVAA

El que está puesto en los cómics a día de hoy suele pensar: «De un guión donde participe Jeff Lemire y Peter Milligan, no puede salir nada malo». Es normal pensarlo. Estamos ante dos grandes del guión. Sin embargo, también tienen su derecho a la macarrada, y dicho momento lo tuvieron con su participación dentro de la serie regular de la  La Liga de la Justicia Oscura, donde vertieron sus ideas del momento con ciertos toques de originalidad.

Una saga diferente. Un titulo nuevo del que dependerían otros muchos números posteriores de diferentes sagas. Una serie de las más esperadas del nuevo Universo DC, que ECC Ediciones ha traído para nosotros en esta nueva oleada de cómics integrales en formato ligero y que tan bien quedan en nuestras cómictecas.

Recordemos que hace unos cinco años Batman y Green Lantern tuvieron que pedir ayuda a Superman por el descubrimiento de un extraño artefacto alienígena. Aquella historia deparó en los comienzos de lo que hoy conocemos la Liga de la Justicia. Una formación que deslumbró al mundo entero pues, cuando hay problemas de índole mundial, la Liga de la Justicia es toda una garantía. Pero hay otros temas que la ONU lleva planteándose hace tiempo. Se necesita un grupo de otras personalidades, otros modos de ver el mundo y lo que hay más allá; retener las fuerzas malévolas que habitan en las entrañas de éste. Una nueva Liga formada por héroes expertos en hechos inexplicables, pues la amenaza está aquí, no fuera, la tenemos cerca, muy cerca, como ese ente femenino llamado La Encantadora que ha comenzado a azotar nuestras vidas con desgracias y males internos para todos los seres humanos…

Dibujado por Mikel Janín (Batman) y escrito por Peter Milligan (Hellblazer), Jeff Lemire (Animal Man) y Ray Fawkes (Constantine), tenemos disponible este mar de aventuras sobrenaturales en los que me he perdido durante un tiempo. Un volumen íntegro donde ECC recopila todos los números de Justice League Dark (#1 al #21), más el primer especial anual, el número #0 y también I, Vampire #7 y #8, ilustrados por Andrea Sorrentino (Green Arrow), por lo que concierne a la trama central. En Liga de la Justicia Oscura: A Oscuras vamos a vivir una serie de extraños encuentros, terroríficos a más no poder. Diría que como casi nunca se habían visto en el Universo DC. Una serie donde se ha conseguido reunir a personajes tan reconocidos como Deadman, Shade, John Constantine, Madame Xanadú o Zatanna… Una serie muy esperada por muchos de nosotros y ahora en un formato súper llevadero para disfrutar/pasarlo mal en cualquier sitio.

Como os decía al principio, detrás de lo mayormente acontecido aquí está Peter Milligan, un guionista de los grandes que ésta vez hace de las suyas y crea una historia diferente. Un inicio que va tomando forma y que hay que entenderlo con el paso de los números y no habiendo leído tres o cuatro grapas para desecharlo a las primeras de cambio como sé que hicieron algunos. Pero es que encima el dibujo es increíblemente bueno. Se encarga Mikel Janín, dibujante muy detallista que se alza junto al colorista Ulises Arreola para crear una odisea de momentazos y batallas bien entonadas. Os gustará saber que también Shade el Hombre Cambiante y futuros grandes personajes como La Cosa del Pantano o Frankenstein se unirán a un grupo imprevisible que en ocasiones no tendrán otra que colaborar con ARGUS, la agencia gubernamental dirigida por Steve Trevor.

En definitiva, una macarrada. Lo leído, me gusta definirlo así. Una serie muy a tener en cuenta, si te mola el Universo DC en general, sus villanos, aquellos personajes que sólo tuvieron vida unos cuantos números en una serie regular; unos personajes DC cuanto menos curiosos que dan para cantidad de situaciones de lo más rocambolescas. Recordad que contamos aquí con el gran John Constantine, ¿eh? Caso aparte, lo sé. Uno de los gloriosos que tuvo la serie regular más larga de la historia… Así que una buena trama con la que me quedé a gusto. Una saga contra La Encantadora digna de recuerdo.

De esos cómics que saboreas justo al final, después de lo vivido, cuando tu mente empieza a relacionar ciertos hechos y hace ¡Caracrocker! Por eso, yo sí que la recomiendo.

Reseña: WildC.A.T.S (Integral), de Jim Lee

La verdad es que sorprende el saber que el primer número de WildC.A.T.S se publicó en 1992, viendo la calidad gráfica que atesora. Podría ser perfectamente un tipo de serie ilustrada hoy mismo o dentro de diez años si me lo permitís, y nadie con conocimiento lo dudaría. Y lo curioso es que todo comenzó con Alan Moore, resurrector de series muertas, como los WildC.A.T.S; un grupo de superhéroes encuadrado en el Universo Wildstorm, que fue el sello original de la recién creada editorial independiente Image Comics. Pero Jim Lee es el verdadero artífice aquí, no obstante, y por si alguien no lo conociera aún, Lee es un ilustrador y guionista coreano-estadounidense, que saltó a la fama con títulos de Marvel como los X-Men en los años 90. Pero más conocida es su faceta de co-creador del sello Wildstorm de Image Comics, pues en 1992 Jim Lee dejó Marvel Comics junto a Todd McFarlane, Jim Valentino, Marc Silvestri y Rob Liefeld para formar Image Comics. Donde lanzaron toda una serie de títulos exitosos, entre ellos WildC.A.T.S. y Gen13 como los más punteros. Cómics del Universo Wildstorm que al poco fueron criticados por su alto uso de la violencia, sexualidad y su preferencia por el arte en lugar de la historia. Pero a los que éramos jóvenes en los 90 nos encantaban. Las altas ventas le dieron la razón a Lee y posteriormente vendió el sello a DC, donde actuó como Director Editorial y donde es desde 2010, coeditor de DC Cómics.

Estamos de enhorabuena si editoriales como ECC Ediciones empiezan a publicar los famosos ABSOLUTE que se publican de ciertos autores y títulos en USA. Ahora, toda la carrera en los WildC.A.T.S de Jim Lee, recopilados por primera vez en un solo volumen. Un buen tocho de aventuras con la continuidad bien elaborada, mezclando la serie regular WildC.A.T.S: Covert Action Teams con el famoso arco Instinto Asesino y los eventos que dieron lugar a WorldStorm. Es decir, la etapa completa de Jim Lee (Batman: Silencio, Superman: Por el mañana, entre otras muchas) al frente de WildC.A.T.S. Un volumen imprescindible que además incluye bocetos, diseños conceptuales, portadas alternativas, guiones y el ya mítico crossover WildC.A.T.S./X-Men: The Silver Age.

¿Y qué encontramos? Pues caña noventera de la buena. Un diminuto hombre sin hogar se despierta un día y se da cuenta de que en realidad es un señor de la guerra alienígena inmortal que ha estado en guerra durante milenios. Jacob Marlowe forma el escuadrón súper-humano secreto conocido como WildC.A.T.s. La idea, luchar contra las hordas daemonitas. A medida que la historia se desarrolla, cada vez más “jugadores” se sienten atraídos hacia el juego. El escenario está listo para la batalla final por el futuro de la humanidad. Convertidos en la última línea de defensa de la humanidad, Spartan, Maul, Zealot, Grifter, Warblade y Void intentarán salvar al mundo de la inminente invasión. No obstante, el ser llamado El Cabal anhela capturar a una mujer joven que posea la virtud de ver la verdadera forma de los daemonitas. Y los daemonitas empiezan a sospechar que esta señorita de algún modo podría ser capaz de destruirlos. Desafortunadamente para ellos, los WildC.A.T.S también van detrás de esta joven a la que llaman Voodoo. Necesitan ese poder en el bando de los buenos. Las dos facciones convergen en el lugar donde trabaja la chica, un bar de striptease cerca de Washington, y ahí comienza la batalla… La primera. Pues esto no ha hecho más que empezar y aunque en la primera emergen victoriosos los WildC.A.T.S, incluso ganando nuevos miembros para la contienda (un tipo que es capaz de detonarse a sí mismo, arrasando todo a su alrededor); como os decía, esto es solo el principio.

Y como contaba el maestro Sun Tzu en su gran manual El Arte de la Guerra: «Ganar una batalla, ni mucho menos es ganar la guerra». De hecho, alego yo, no es nada bueno ganar la primera si se pierden gran cantidad de bajas. Las victorias pírricas no son nada aconsejables. Ya andas en desventaja y recuperarse se hace duro.

Los WildC.A.T.S, de Jim Lee en un único tomo. Una volumen que esperaba ver hace tiempo por estos lares. Para mí, la mejor serie del Universo WildStorm. Un buen cómic y tomaco de superhéroes con el que disfrutar del buen pijameo. Cierto que el dibujo supera en mucho al guión, pero eso no quiere decir (en este caso) que la idea, el argumento propuesto, no mole. Quién no soñó alguna vez con dibujar como Jim Lee…

Reseña: Rapaces, de Jean Dufaux y Enrico Marini

Ganas-ganitas-ganas, llevaba tiempo sin leer una buena historia de vampiros. Tenía mono de sangre. Con este tiempo primaveral (en serio, no me preguntéis por qué) a mi mente vienen grandes historias de vampiros con las que he disfrutado: El Misterio de Salem´s Lot, Carmilla, la saga de 30 Días de Noche, El Sueño del Fevre, La Familia Vurdalak, Uno para el camino… Retomar Drácula, sin embargo, me lo pide más el cuerpo en invierno. Con frío y mantita. Lo que os decía es que he disfrutado y disfruto de una buena historia de vampiros desde que de muy niño leyera El Pequeño Vampiro, un muy suculento terror para infantiles. El «efecto llamada» que algunas historias tienen y que tu cerebro se relame por que sabe que te gustará. Pues eso, que desvarío, que tenía mono hace tiempo de chupasangres bien hechos y con ideas originales, a ser posible. Me llega así la noticia de un integral inminente, de una obra de la que poco sabía, en formato cómic pero que dos grandes autores del cómic europeo que sigo como Dufaux y Marini elaboran. Rapaces. Norma Editorial con la calidad que le precede, edita como novedad este mes un magnifico integral de la serie que en su día contara con cuatro álbumes. Ya estaba calentando el sitio…

…, pues el señor Dufaux menos inspirado nunca es malo. Y los dibujos de Marini suelen ser excelentes. La misma portada lo confirma. Me introduzco entonces, lo tengo entre mis manos y asumo que los rapaces son unos superhombres que viven entre la gente, que un par de hermanos y hermanas se comprometen a eliminarlos. La inspectora Lenore me lleva y heroínas súper sexys y ese glamour vampírico que tiene que tener una buena obra de sangre empezando con una trama que engancha, giros argumentales apropiados, un buen rato de lectura. Y sólo hablo del principio. Y es que el inicio ya es una verdadera genialidad. Y como me dijeron que es una obra que no se debe dejar enfriar demasiado, continué.

La historia sucede en Estados Unidos, en nuestro tiempo. Lenore y su ayudante están investigando los asesinatos, todos cometidos de manera idéntica, y la pista más importante qes sólo la intuición de lo que creen que está pasando. Pero hay algo más. Leonor descubre cosas sospechosas sobre su compañero, aunque ambos se niegan a aceptar esa supuesta extraña red…. Hasta que encuentran el rastro de Barnes, que parece estar en el ajo. Y se confirma pues esos seres rapaces andan detrás de él. Es entonces cuando entra un personaje nuevo llamado Aznar (que me encanta), un joven que se siente responsable de defender a los vampiros que se sienten amenazados.

Vampiros sedientos de carnicería, Drago y su hermana Camilla quieren vengar el asesinato de su padre Don Molina y así exterminar a los de su especie que preferían esclavizar a la especie humana en lugar de desangrarlos. Empezamos a saber la verdadera trama, el mal, la venganza que a cada personaje de Rapaces gobierna. Grandes cazas perpetradas a lo largo de la historia. En los continentes del sur. ¿Debemos asegurar su supervivencia? Los humanos son ignorantes, codiciosos, egoístas, y apestan, pero su historia es interesante. Por lo tanto, se aprueba una ley para proteger a la raza humana. Pero, ¿quién demonios hace caso a lo impuesto?. «Porque vuestro Reino se acaba».

Spiaggi desubicado. La Ciudad de los Niños, donde todos los pequeños se han refugiado bajo tierra pues se dice que el Devorador solo se nutre de carne joven. Aznar Akeba al que se le ordena destruir a los de su misma raza (con un dato que os dejará de piedra). La rapaz Camilla siendo herida por primera vez en su no vida. Siempre enamorado de Lenore, Spiaggi pone sus trampas. Refugiados en un edificio abandonado, parece que rodeados por Spiaggi y sus hombres, los rapaces no tienen escapatoria. Pero tú y yo sabemos que esto no acabará bien. Nada es tan fácil. Ningun bicho se deja atrapar fácilmente cuando se encuentra encerrado…

Diferentes entornos magníficamente ilustrados, el siniestro Nueva York y sus edificios en ruinas de las afueras, galerías abandonadas y catedrales góticas. Un toque de erotismo, un toque de humor negro, historias de vampiros que cazan más por placer que por necesidad, la belleza de la sangre glacial azul y roja flotando en cada página. Los personajes y el ambiente siguen siendo especiales casi en cada álbum.

Rapaces cuenta con excelentes combinaciones de colores que ayudan a captar nuestra atención, historia que nos absorbe aislándonos del exterior. Múltiples giros. Creo que en tan solo dos páginas empecé a disfrutar ya de la trama. Un genial Marini, dibujos cautivadores y una historia que no tienes ni idea en qué deparará. Norma Editorial reúne en una lujosa edición los cuatro álbumes de la mítica serie escrita por Jean Dufaux e ilustrada por Enrico Marini.

Una historia magnífica que no da tiempo a relajarse.