Archive for enero 2015

Reseña: Una navidad con Croqueta y Empanadilla, de Ana Oncina

Una Navidad con Croqueta y EmpanadillaEn Navidad estamos preparados para leer historias de esta preciosa época. Todas y cada una de ellas tienen algo especial. Títulos como los que publica Ana Oncina son ideales para compartir con tus hijos en estos momentos de ternura. Sus famosos personajes Croqueta y Empanadilla, ésta vez, tienen que adornar el árbol, incumplir propósitos para el año nuevo e hincharse a polvorones. Convertidos en la revelación de la temporada y con cinco ediciones a sus crujientes espaldas, vuelven los personajes de Ana Oncina en una edición especial para hacernos más dulces si cabe las navidades; o en mi opinión, una dulce historia para leer antes de dormir, o incluso, en esos días de frío invierno y poca ilusión por salir a la calle, Una navidad con Croqueta y Empanadilla, se hace un libro indispensable para vuestros hijos.

Croqueta es gordito y espigado, le gusta ver pelis y tiene una sonrisa en la que se le ven sus dos grandes paletas.

Empanadilla, por el contrario, es bajita, anchota, amable y muy generosa con su compañero de piso Croqueta, con el que pasa grandes aventuras y comparte lo más importante: la mejor amistad de su vida.

Que os voy a contar que no sepáis. Son inseparables. El libro empieza con la mejor frase que he escuchado en mucho tiempo:

«El mejor plan en invierno es mantita y peli».

El libro contiene trece historias o aventuras. Se intercala la mejor de todas, Cuento de Navidad, en la que disfrutamos de ellos desde el mismo momento en que no deciden salir por el mal tiempo, hasta que “no se deciden a salir por el mal tiempo”.

Encontramos bastante más. Los vemos en una una fiesta de Navidad, en otra hablan sobre el Grinch, en otra, Croqueta sufre la inexperiencia de Empanadilla con los videojuegos, en otra, Empanadilla no puede evitar la gula de Croqueta cuando comparten un plato en la mesa. En otra, crean un magnífico plan para quedar con los amigos pero al final… Una que me ha gustado mucho es la trama de Historias para No Dormir, donde el roncar se convierte en una noche de insomnio mutuo.

Una navidad con Croqueta y Empanadilla es el segundo libro de estos magnificos personajes creados por Ana Oncina. Un libro que a mi hija le ha encantado. ¡¡Ella dice que le daba 10 ESTRELLAS!! Su personaje favorito, a partir de ahora, es Empanadilla porque dice que le gusta mucho SU ACTITUD.

Ana Oncina nació en 1989 en Elda (Alicante), y estudió Bellas Artes en la Universidad Politécnica de Valencia, especializándose en ilustración y animación. Su primer cómic, Croqueta y Empanadilla, se ha convertido en éxito de ventas instantáneo gracias a sus carismáticos protagonistas y la sensibilidad de su autora. Ana sigue trabajando en ellos —y con ellos— así como también en otros proyectos que pronto darán mucho que hablar.

Reseña: Superman. El hombre de acero Vol.6, de John Byrne, Mike Mignola y Rick Bryant

mundodekryptonY diréis, bueno, ¿por qué es importante este volumen 6 de la colección Grandes Autores de Superman que publica ECC Ediciones? Bien, los autores ya lo petan todo con tan solo mostrar sus identificaciones: John Byrne, Mike Mignola, Rick Bryant. Pero lo que realmente me decide a reseñar este genial tomo (aparte de mi amado John Byrne y que en mi opinión se merece una edición especial alterna con todos los galardones) es, que contiene uno de los mejores cómics de Ciencia Ficción que he leído. Y apenas sale Superman.

Superman. El hombre de acero Vol.6, contiene la genial saga Mundo de Krypton. También lo que sería el cómic Superman 13 y el #436 de Adventures of Superman y el #596 de Action Comics. Como os decía, lo que encumbra el tomo es esa gran saga basada en los altercados previos ocurridos en el mundo de El Hombre de Acero antes de su destrucción. La pregunta es: ¿se fue Krypton al traste sólo por que la órbita se acercaba demasiado a la estrella de la que absorbía luz?

No.

Hay más.

Y aquí se cuenta.

mundodekrypton02Con la última película de Superman, ya vimos lo genial que queda todo este Mundo de Krypton llevado a la gran pantalla. Aunque claro está que se quedaron cortos pues eran escenas geniales dignas de más metraje… ¡Por lo bueno que fue visualizarlo! Hago referencia a ello por ser otro apunte más para volver a revisar, o descubrir por primera vez, esta clásica novela gráfica de Superman que creó John Byrne en sus años dorados. 1986. Pero fue 1985, cuando DC decidió simplificar su entonces 50 años de edad, con la continuidad y una serie de lanzamientos y eventos. Exempli gratia: la enorme Crisis en Tierras Infinitas. Una miniserie que mataba viejos personajes, historias y conceptos y reiniciaba todo para un público moderno. En 1987, el origen de Batman se volvió a contar de otra forma, Año Uno de Frank Miller, lo magnificó todo, mientras que otro personaje emblemático de DC, Superman, reiniciaba de algún modo su pasado en 1986 con John Byrne al timón.

Sí, éste tomo que tenemos entre manos. Tomo que vale su peso en oro.

Indispensable.

En Superman. El hombre de acero Vol.6 o Mundo de Krypton, Byrne vuelve a contar la historia de Superman (sin el héroe nacido) desde el principio, como corresponde a un volumen de 1 en un reinicio diseñado para atraer a nuevos lectores. La historia se desarrolla en Krypton y encontramos una serie de disputas por culpa del llamado Caso Clon. El planeta se muere, tiene a todos desquiciados. mundodekrypton04Una guerra inminente no lo salvará. Vemos a Jor-El y Lara es una buenísima trama de CF. Byrne crea un Krypton frío, estéril y moribundo. La gente es aparentemente asexual y totalmente carente de emoción, aunque una pareja sí que parece mantener el amor por encima de todo. Seguimos la vida de Van-L, un joven kryptoniano a punto de celebrar su ritual de paso a la madurez y ser considerado por tanto ya un hombre entre la sociedad. Sin embargo, en lo que debiera ser una celebración por este acontecimiento, ocurre un suceso terrible. Uno de los invitados y amigo de la familia, Kan-Z, asesina de un disparo en la cabeza a su madre, Nyra, e intenta suicidarse. Van-L y su padre Ran-L empiezan a investigar las causas que pueden haber llevado al joven a cometer tal barbarie. Desconcertados, muy pronto descubren que Nyra había despertado a un clon suyo, más joven, para…

En cada número que sigue, el guionista introduce alguien importante en la historia. Se nos está mostrando un mundo idílico, situado cronológicamente unos diez mil años antes de la existencia de Jor-El. Vemos un planeta donde la tecnología y la naturaleza parecen convivir con estupenda armonía y donde sus gentes viven vidas largas y plenas. Esta plenitud de la que disfrutan se basa en una avanzadísima ciencia médica pero muy especialmente en sus técnicas de clonación. Y cuando la armonía prevalece, el más mínimo indicio huele a guerra.

Este tomo se completaba en su día con otras dos miniseries World of Smallville y World of Metrópolis (ambas publicadas en los meses siguientes a la primera), y mundodekrypton03que siempre se han considerado de menor entidad. En este tomo se incluye Juguetes en el ático, Chatarra y Como en el Infierno, en ninguna parte. También un par de artículos la mar de interesantes.

El mejor de todos los personajes -y crucialmente menos- es Superman, está claro. El que prevalece. Pero en  Mundo de Krypton encontramos algunos ídolos que no estaría mal volver a ver. Un tomo, donde definitivamente, podréis ver cómo el personaje llegó a ser quién es, no sólo a nivel material, sino moral. Leyendo este indispensable tomo realmente vivirás, sentirás, como se comportaba “su gente” y los aciagos momentos que sufrieron en sus últimos días.

Reseña: Los inocentes, de David Baldacci

losinocentesQue Baldacci es uno de los grandes escritores de thrillers del momento es una obviedad. Desde que Clint Eastwood llevara al cine Poder absoluto, el nombre de Baldacci siempre ha sido sinónimo de intriga y suspense bien hilado. El 2015 se ha estrenado en nuestro país trayéndonos una nueva obra de este novelista, en este caso Los inocentes, y vuelve a demostrar que su dominio del ritmo y la acción no era flor de un día.

En Los inocentes conoceremos desde el principio a Robbie, un empleado del gobierno (la rama nunca queda clara aunque se menciona el DCIS en varias ocasiones) cuyo trabajo es seguir órdenes y ejecutar a los individuos que el Gobierno de Estados Unidos considera enemigos peligrosos. Las primeras páginas de la novela nos muestran su metódica forma de trabajar, su planificación perfecta, y le veremos llegar hasta un capo de la droga mexicano. Lo siguiente que le veremos hacer es llevar a cabo la ejecución de un jeque árabe cuya protección personal roza lo inquebrantable. Y ambos episodios sirven para mostrar que Robbie es un hombre frío, calculador, rápido y preciso.

A partir de ahí, empieza la verdadera historia de la novela. Básicamente, y sin desvelar demasiado, a Robbie le es encomendado un nuevo trabajo y, por primera vez en su vida, algo sale mal y se descubre a sí mismo en medio de una oscura conspiración, teniendo que escapar y luchando para mantenerse con vida. Por el camino se cruzará con una adolescente, Julie, que también huye del hombre que ha asesinado a sus padres…

El personaje de Julie podría haber sido un estereotipo, la típica adolescente a la que el protagonista de la historia (un tipo duro) se ve pegado, y que es más un estorbo o alivio cómico-dramático que un verdadero engranaje de la trama. Julie no es así. El personaje, bien definido y de lo más interesante de la novela, tiene fuerza y es parte activa de la acción.

Ese es uno de los puntos fuertes de Baldacci: la forma de crear a los personajes hace que calen rápido en el lector. Es fácil con Julie, puesto que la chica tiene una personalidad fuerte e interesante, pero con los personajes secundarios también lo consigue, ya sea con la vecina de Robbie o con la “superagente” Vance, tal y como la define la propia Julie.

Y respecto al ritmo… estamos ante un thriller que podría ser llevado a película fácilmente. Kiefer Sutherland podría haber interpretado a Robbie hace unos años, en los inicios de Jack Bauer, y habría sido una decisión de lo más acertada; si me preguntasen hoy, tal vez nominaría para el papel a Rupert Friend, el hombre que interpreta a Peter Quinn en Homeland. Cuando digo que Los inocentes podría ser llevado a la pantalla con facilidad lo digo porque sé que nos mantendría pegados a las butacas, agarrando los reposabrazos en tensión. La acción no deja de avanzar y la novela tiene picos de tensión cada poco tiempo, sin abusar de los cliffhungers como sí hace Dan Brown, ni de los giros increíbles. En Los inocentes todo resulta real y todo cobra sentido a medida que Robbie va resolviendo las pequeñas dudas en la investigación.

Ah, y cuando llega la parte final… sí, hay una pequeña sorpresa aguardando. No necesariamente inesperada pero eficaz de todas maneras.

Sí, estoy convencido de que comprarun libro de David Baldacci es jugar sobre seguro.

Reseña: Mr. Mercedes, de Stephen King

mr-mercedesHabía oído críticas bastante negativas sobre el último libro de King: que si era muy lento, que si una vez superado su prólogo no pasaba nada, que si los personajes eran aburridos y sus motivaciones una idiotez, que si había demasiadas descripciones, que si King ha perdido su touch

Por lo general, no soy de dejarme llevar por lo que oigo, sino que prefiero juzgar por mí mismo. Además, a King le tengo especial cariño por la importancia que ha tenido en mi carrera como lector y como escritor. Si alguien ha sabido agitar mi imaginación, ese ha sido el autor de Maine, el creador de ese payaso terrible, de Roland Deschains y su ka-tet, de Castle Rock y sus cientos de historias, de Ace Merrill, de Needful things, de Cujo y Christine…

Y ahora nos llega Mr Mercedes, tercer libro en la trayectoria del prolífico rey del terror donde un coche se hace con el título. En este caso, además, primera novela negra de King y además, primera parte de lo que ha prometido será una trilogía. Bien, pues por partes:

¿Me ha gustado? Sí. ¿Mucho? Bastante, no al nivel de Apocalipsis, La larga marcha o La Torre Oscura, pero sí, me ha gustado. ¿Ha perdido su touch? No lo creo.

El prólogo de Mr Mercedes es exquisito. Su forma de abrir la novela es magistral, presentándonos una situación, un ambiente, un personaje principal y una secundaria con apenas unos párrafos, con ese don que ha demostrado en muchas ocasiones. Y un final… arrollador, en muchos sentidos de esa palabra.

A partir de ahí, la historia pasa a presentarnos al verdadero protagonista de la novela, un inspector retirado (Ins Ret) que pasa sus días jugueteando con la idea del suicidio, sin nada que hacer en la vida más que ver aburridos programas de televisión, hasta el día en que recibe una carta de un asesino múltiple, un tipo que cometió su crimen y se desvaneció sin que pudieran atraparle. Esa carta le da a nuestro protagonista una nueva razón para vivir… por el contrario de lo que deseaba el asesino al enviar la carta.

Probablemente ese sea el punto más flojo de la historia. La motivación del villano (al que también conoceremos pronto, puesto que la novela no va de descubrir la identidad del asesino sino del juego del gato y el ratón que se llevan entre manos ambos protagonistas) es bastante absurda: incitar al suicidio al policía que se encargó de la investigación de su crimen. Bastante cogido por los pelos, la verdad.

Empieza entonces, como digo, un juego del gato y el ratón en el que durante la mayor parte del tiempo son dos personajes los que aparecen en la historia. A mi modo de ver, la trama no es lenta aunque tampoco se mueve con un ritmo trepidante (por el momento). Poco a poco King introduce a tres o cuatro personajes más, que irán teniendo su importancia, y su forma de hacerlo (y de elegir sus personalidades) es típicamente King. Son tipos en el límite, gente normal con miedos e inseguridades, con carencias y virtudes, y eso King sabe aprovecharlo al máximo. Para mí, de lo mejor de la historia, es el trío que juega en el bando del bien. Outsider total.

Y ojo, porque aunque es cierto que el ritmo de la novela no busca ser rápido en sus dos primeros tercios, las últimas 150 páginas de Mr Mercedes son para leer con valeriana al lado. Yo no pude parar de leer, estaba tenso como si fuera mi vida la que estaba en juego. Lo mejor de la novela es esta recta final.

Un detalle más: a mi modo de ver, repite algunos esquemas que ya ha utilizado en el pasado. No pude evitar acordarme de ese otro gran libro de King que es Insomnia.

Reseña: Maldad Eterna. Consecuencias, de Peter J. Tomasi, Scot Eaton y VVAA

Maldad Eterna ConsecuenciasAún no sabía nada de esta saga hasta que me detuve en su portada. Quise leerla YA. Tenía que hablar de esos dibujos que acompañan este cómic, esta historia, esta saga llamada Maldad Eterna. Una nueva vista del personaje. Ya lo flipamos un poco (o lo estamos haciendo en directo) con esa gran trama argumental que ha sido El Tribunal de los Búhos. Aunque por otro lado, cuando veo una historia con Bane, un personaje que en mi opinión es de los más desaprovechados del mundo del cómic; esto hay que leerlo.

Encontramos así un cómic creado por Peter J. Tomasi y Scot Eaton, una historia atractiva de principio a fin. Logra vencer otras tantas obras que se están haciendo en este momento que, en mi opinión, no dan la talla. El capítulo final de esta historia es realmente brillante. Es un cómic, una saga, en el que participan cantidad de autores, todo sea dicho. Al igual que ocurriera en otras realidades de Maldad Eterna, el ingrediente es realmente atractivo como para querer hincarle el diente. Batman luchando contra Bane de nuevo, después de un film lleno de ostias, sólo que esta vez a modo de recopilatorio one-shot, por lo que la tensión es sólo un flechazo, y en todo el pecho.

Maldad Eterna Consecuencias01Pero qué nivel. Bane usa cantidad de nuevos trucos diferentes para dar de puñetazos al Caballero Oscuro, y no dejarlo respirar, ni repostar. No hay tiempo aquí para el respiro. Para nadie. Momentos memorables y pura acción. Sí, por que Maldad Eterna: Consecuencias es sobre todo un cómic donde la acción está por encima del suspense de la trama.

Más allá de esta estupenda portada, Maldad Eterna: Consecuencias nos lleva de la mano por Gotham junto a Bane. Vemos como no ha cambiado, el tiarraco está Maldad Eterna Consecuencias02dispuesto a hacer cumplir su ley, la ciudad es suya, hay que mantener el orden, alguien va a morir… Tras ver como unos desaprensivos intentan aprovecharse del abandono de la ciudad, y venden recursos a precios exorbitantes, Bane no duda en repartir leña a diestro y siniestro. El mismo, informa a todos que su banda vuelve a tener el control de la ciudad. Nada ha cambiado. Que venga el orejas picudas y diga lo contrario. Veréis acción por un tubo, verás la sorpresita que tiene para él…

En Maldad Eterna: Consecuencias encontramos un guión en principio simple pero que entretiene con ostias a tutiplén. Bestial. Bane sigue caminando por las calles y regodeándose de su poderío, hasta que se encuentra con Cobb, hablan del status de su ejército y pactan una reunión con los Talons en la Torre Wayne. Un niño llama a Bane para pedirle ayuda, y sorprendentemente el bicharraco acude. Esto puede deberse a su pasado, en el cual él fue un niño maltratado en la prisión de Santa Prisca, hasta que un día visualizó el hombre que podría llegar a ser si se lo propusiera. Y lo llevó a cabo. «Hazte un hombre. Sé fuerte. Sólo así Maldad Eterna Consecuencias03saldrás adelante». Una de las mejores escenas del cómic. Un tributo a su origen que yo en particular no conocía.

Luego, Batman entra en acción.

En términos generales, un cómic digno. Los dibujos por encima de todo. Tampoco espectacular pero trazos llanos que agradan la vista. Un one-shot recopilado muy aceptable. No sorprende, no innova, pero la historia engancha, para colmo: el tomito a modo de epílogo, contiene los últimos números de las colecciones que se han visto afectadas de forma más drástica por Maldad Eterna: Nightwing, Escuadrón Suicida y Jóvenes Titanes. Las cuatro historias que contiene este volumen cierran con broche de oro una serie irrepetible.

Reseña: Los viajeros de la noche, de Helene Wecker

Los-viajeros-de-la-nocheCuando llegas a lo más alto con tu primera novela algo bueno has hecho, o una serie de conjunciones se han dado. En este caso, creo que la primera novela de Helene Wecker, Los viajeros de la noche (The Golem and the Jinni), se decanta más por el primer caso. Y eso que estamos hablando de un titulo que goza mucho de un ritmo lento. Pero aun así, Los viajeros de la noche es un deleite. Es de esas novelas que disfrutas cada página, cada descripción, cada personaje, intentando descifrar el pasado y tratar de salvar almas diversas y amenazadas junto al Golem y el Jinni. Con eso es con lo que vas a disfrutar en demasía.

Dos seres sobrenaturales. Una golem, una mujer de arcilla, conjurada por un rabino que se dedica a las artes cabalísticas peligrosas. Por otro lado, un jinni, una criatura de fuego que cambia de forma, nacida en el desierto de Siria en el siglo VII. Ambos se juntan en las calles de Nueva York en 1899. ¿Suena descabellado? ¿Una premisa muy pero que muy original? Sí, a todo. Una mezcla formidable de ficción histórica y Fantasía, con ciertos retoques de Ciencia Ficción e incluso una pizca de discurso filosófico sobre la fe y el libre albedrío. Es la mezcla creada por Helene Wecker y lo curioso es que todo funciona a la perfección.

Una de las maravillas de Los viajeros de la noche es la elegante estructura que crea la autora, estableciendo, mientras avanzas, reflexiones en la trama y ecos de temas mientras la golem y el jinni viajan atrás y adelante en el tiempo. Una trama que va ajustando ciertos patrones inesperados con otros personajes de la novela mientras avanza.

Chava, es una golem traída a la vida por su amo, un fabricante de muebles llamado Rotfeld, en la bodega de un barco de vapor. Se lo pidió a Jehudah Schaalman, un rabino expulsado por su congregación por sus constantes incursiones en el mundo sobrenatural. La intención es que Chava sea su esposa…

Ahmad es un jinni, una criatura de fuego volátil, que fue encarcelado dentro de un frasco de cobre durante un milenio. No tiene recuerdos de cómo ocurrió. Boutros Arbeely, un hojalatero cristiano y sirio, lo libera de forma inesperada. Arbeely le da nombre y el genio se transforma en un maestro herrero muy habilidoso. Crea fantástico oro y pájaros de plata, mientras que golpea collares enjoyados…

Ambos personajes han sobrevivido hasta el Nueva York de 1899. Ahí es entonces cuando tendrán que convivir con gente extraña, variopinta, hábiles comerciantes y algún que otro sujeto peligroso que los pondrá en situaciones desesperadas.

El ambiente, el marco que crea Wecker para Los viajeros de la noche es espectacular. Casi se puede sentir ese paseo por el tiempo en el que te sumerge la novela. La vista del puerto en los jardines del castillo durante los paseos en carromato por Central Park, las tiendas de habla ídish del barrio judío, los cafés de Siria en el Bajo Manhattan… La autora da a sus personajes principales mucho atractivo y resonancia emocional. A través de sus pensamientos internos, que no son tan inhumanos después de todo, te sientes muy cerca de ellos. El genio ardiente y la mujer de arcilla comparten la soledad de no encajar. La golem anhela un maestro porque su destino es servir; el jinni ansía la libertad, ya que está obligado a su forma humana por culpa de un brazalete de hierro soldado en su muñeca por un antiguo hechizo de mago.

Helene Wecker mantiene la originalidad en todo momento, en esta joya de novela que acaba de publicar en nuestro país la siempre elegante editorial Tusquets. Los viajeros de la noche es una delicia, una continua provocación, una trama atmosférica con un cautivador ritmo que hace que te relamas como si bebieras el más antiguo de los vinos.

Reseña: Terminal, de Brian Keene

terminalA sus veinticinco años, Tommy O’Brien es un hombre feliz, tiene una mujer preciosa y un niño encantador. Si no fuera porque a él y a su familia les cuesta llegar a fin de mes, podría decirse que lleva una vida satisfactoria y plena. Ha dejado en la cuneta los recuerdos de un padre maltratador que se enseñaba con él y con su madre poco después de  llegar a casa tras una larga jornada laboral, en la empresa de fundición donde en el presente trabaja Tommy, y con un par de copas de más. Pero en su retina aún está el recuerdo de una madre protectora, una mujer que falleció, dejando este mundo después de haberle sido diagnosticado un cáncer de pecho, aunque no fue este el motivo de su muerte, sino un  altercado donde terminó con varias balas en su cuerpo. Tras quedar huérfano y sin familiares cercanos, el pequeño Tommy es acogido por una familia cuyo hijo es su propio amigo.

Ahora, el tiempo ha borrado todos esos recuerdos, Tommy está pasando por una buena racha… hasta que una visita de rutina a su médico vuelve a golpearle donde más duele. Tommy, al igual que su madre, tiene cáncer. Y está tan avanzado que tan solo le han dado un mes de vida. Para colmo de males, su jefe acaba de despedirle del trabajo debido a una crisis en la empresa. Desmoralizado, tocado, pero no hundido, se dirige a casa dispuesto a fingir que su vida va bien. Intentará ocultar la verdad ante Michelle, su esposa, y T.J. su hijo, hasta que no queden más cartuchos por quemar. Cuando no hay esperanzas, no hay nada que perder.

Esa es su gran ventaja, y por esa razón no piensa abandonar este mundo hundido en la miseria y, ayudado por dos de sus amigos y compañeros de trabajo, y a los únicos a quiénes les ha dado la triste noticia, están dispuestos a atracar un banco y repartirse el botín. Juntos, organizan un viaje para adquirir las armas con las que cometerán el atraco, lidiarán con una pandilla de mafiosos con tal de conseguir su objetivo porque, como tan a menudo dice Tommy, “la vida es una mierda y después te mueres”.

Primera novela que leo de este escritor y me ha puesto los pelos de punta. No sólo por la historia, también por la forma de contarla, además de la fabulosa creación de personajes. Otro autor, y ya van muchos, al que tengo que seguirle la pista y que, además, ha sido galardonado en un par de ocasiones con el Bram Stoker. Casi na’.

Si os soy sincero, no me fue difícil decantarme por esta lectura: tomé un ejemplar de Terminal publicado por La Factoría de Ideas, leí la sinopsis y ya estaba, tenía entretenimiento para un par días. A ver quien es el majo que puede resistirse a un mensaje que reza: “¿Hasta donde serías capaz de llegar si sólo te quedara un mes de vida?”

Aviso a navegantes: es una historia dura, pero a la vez tiene su punto de ternura. A su juicio queda si quieren leerla. Yo, por mi parte, se la recomiendo.

Reseña: Jagannath, de Jarin Tidbeck

JagannathSiempre he pensado que las joyitas narrativas de la buena Fantasía son difíciles de encontrar. Como si fueran zafiros o amatistas perdidas en las Viejas Montañas nevadas, hay que saber buscar, estar atentos a los rumores en alguna taberna o robarle información a algún pícaro perdido en el bosque, para dar con algo bueno. Obviamente, me refiero a los comentarios o reseñas que comentan esta joyita/zafiro/amatista que es Jagannath.

Karin Tidbeck (1977) es una escritora sueca que debutó en 2010 con una colección de historias cortas de fantasía llamada ¿Quién es Arvid Pekon? Una buena acogida. Pero con el titulo que verdaderamente está llamando la atención es con Jagannath, antología recién publicada en nuestro país por la interesantísima Editorial Fábulas de Albión, también llamada Ediciones Nevsky.

En la colección Jagannath se incluyen trece cuentos. Un puñado de ellos ha sido publicado con anterioridad en inglés en reconocidas publicaciones. ¿Quién es Arvid Pekon?, es un cuento considerado digno del propio Kafka. Augusta Prima habría dado envidia al propio Lewis Carroll. El magnífico relato Tías crea una mitología en tan sólo 2.000 palabras. Pyret, Jagannath y Beatrice son inolvidables. Todos relatos extraños pero curiosos y atractivos. Hay tramas destacables como la de un hombre que se enamora de una aeronave, se postulan multiversos atemporales, niños que crecen en latas… Estas historias pueden alejarse en ocasiones, más allá de los asuntos humanos cotidianos. Rarezas que impregnan una colección con una dignidad inesperada en cada párrafo. Sólo por ello la catalogo a nivel general dentro del género de Fantasía.

Vas a descubrir lo mejor de la autora en Beatrice, Cartas a Ove Lindström, Mermelada de mora ártica o Jagannath. Historias donde se establece un equilibrio entre el anhelo y la particularidad de un giro final inesperado.

Lo peor/mejor de esta autora es que transmite sentimientos de nostalgia y tristeza a través de formas inesperadas y materias. Las cartas escritas por una joven mujer a su difunto padre pone los vellos como escarpias en el primer relato. Nuestro mundo no parece lo suficientemente extraño para la autora y nos sorprende con una trinidad de mujeres corpulentas en un mundo “flotante” más allá del tiempo, la imposibilidad de sus ciclos de vida, caníbales autosostenibles, o un escritor pasando un verano sueco y fresco en un retiro donde los testigos transitan en un efímero paso de sus vidas.

Jarin Tidbeck es capaz de personificar seres mágicos y elabora en Pyret el perfil de una criatura capaz de cambiar de forma, un personaje rescatado del folclore nórdico. Un fascinante ensayo sobre un animal esquivo y finalmente aterrador.

Vosotros y yo sabemos de qué se ha nutrido esta autora para crear algo tan bello como Jagannath. Son esos libros de Fantasía que muchos hemos leído y con los que hemos vibrado y aun hoy en día lo hacemos. Una autora de nuestra edad que ama lo mismo. Un cúmulo de historias que evolucionan de los grandes clásicos.

Es revelador que Tidbeck eligiera para el título de esta antología el nombre de una deidad hindú, y la raíz sánscrita de la palabra inglés “monstruo”. Un monstruo de libro que en su brevedad aplasta todo a su paso. Jagannath es tan original como un copo de nieve posado en una hoja seca. Una hoja muerta.

Reseña: El Resplandor, de Stephen King

P328729.jpgCuando Stephen King afirmó en una entrevista de hace apenas un año que su nombre estaría en la Segunda División de la Literatura y que tan sólo cinco de sus obras serían recordadas por el público: El misterio de Salem’s Lot, El resplandor, It (Eso), Misery y la saga de La torre oscura, no pude más que darle la razón, no en cuanto a su nombre, sino a sus obras más célebres para todos quienes lo han leído. Si bien estas no son mis cinco preferidas, opino que El resplandor está incluida en esta lista más bien por temas cinéfilos que por literarios. Sí, la mayoría de la gente conoce más la película de Stanley Kubrick que la novela del de Maine. Y hay ciertas disputas con respecto a este film de culto que hay fans de King que aún no entienden y voy a tratar de aclararlo en estas líneas.

A King le encantó la película, véase el apéndice de su obra Danza macabra y verá cómo el film no sólo está entre las recomendadas, además está marcada con un asterisco como recomendada.  Lo que molestó a King fue que Kubrick no se molestara en leer el guión que le había preparado para la adaptación. Si vieron la película, habrán advertido que hay muchos cambios respecto a la novela de King, de ahí que el escritor la considere más como “El resplandor bajo el punto de vista de Kubrick”, que como la adaptación de su obra.

Por eso, años más tarde, no dudó ni un solo instante cuando Mick Garris, el director con más películas basadas en obras de Kings, le propuso hacer un remake de la afamada novela. Y, siguiendo con adaptaciones, no me gustaría pasar por alto aquella versión animada que casi todos hemos visto en Los Simpsons, (también más ambientada en el film de Kubrick, por cierto, pese a que su creador, Matt Groening, como King, es miembro del grupo Rock Bottom Remainders); otra adaptación fue una versión comprimida en treinta segundos del film de Kubrick titulada Shining bunnies, pero lo más curioso es que hay incluso un tributo en versión porno protagonizada por Mandy Mistery y titulada Midget porn: A parody of The Shining, donde un actor enano encarna a Danny Torrance y…

Estos no son las únicas curiosidades acerca de esta novela. Existe un prólogo, no publicado en castellano, titulado “Before the play”, dividido en cinco secciones y que fue publicado por primera vez en agosto de 1982 y posteriormente en mayo de 1997. Una buena historia para saber cómo comenzó la construcción del Hotel Overlook, sus propietarios, sus misteriosos accidentes y sus famosos inquilinos.

King también escribió un epílogo para esta novela, pero el manuscrito se perdió. ¡Lástima!

Y más datos curiosos como las numerosas bandas musicales que han rendido tributo a esta obra, algunas de ellas incluso hicieron formato video clip, como Slipknot en “Spit it out”, 30 seconds to Mars en “The kill (Bury me)” o P!nk con “Please don’t leave me” que además también vemos secuencias de imágenes basadas en Misery, otros incluyen el homenaje en sus letras como Black Sabbath en “The Shining” o Beholder con una espeluznante introducción titulada “The Overlook Hotel” que da paso a “Mr Grady” o Lizzy Borden con su “Red rum”, por citar solo algunas.

No he querido desvelar nada de la novela, creo que a estas alturas ya todo el mundo sabe de qué va la historia pero, y volviendo al principio, creo que es una de las obras más sobrevaloradas de King, ¡ojo, es cojonuda!, pero no veo justo que esté entre el top cinco dicho al comienzo de esta reseña. Para finalizar, algo que el autor ha dicho siempre es que “todo escritor de terror debería de escribir alguna vez sobre casas o lugares encantados”. Esta fue su particular visión: un hotel poblado de fantasmas, posteriormente volvió a indagar en el tema colaborando en versiones fílmicas basadas en obras de otros autores, pero eso es otra historia que será contada en otro momento.

Reseña: Nowhere Men, de Eric Stephenson, Nate Bellegarde, Jordi Bellaire y Fonographiks

Nowhere_MenCiertos cómics innovadores crean prosa y fotografía con los que las películas no pueden. De un modo extraño, cuentan historias familiares pero de forma drástica y con diferentes maneras. Estos artistas brindan por la originalidad y crean tramas de novelas gráficas o series para el recuerdo, mostrándonos mundos terriblemente diferentes al nuestro, estetizando realidades que no conocemos aunque en realidad, están demasiado cerca para que las podamos ver.

Esta ha sido mi sensación con Nowhere Men.

Hubo algo diferente en el aire de este año pasado en el mundo del cómic. No sé lo que es, pero aún huele. Tal vez un breve estallido de una estrella enana lejana en el Universo cuya repercusión se acerca poco a poco. El mundo de la Ciencia Ficción vuelve a brillar. Se acerca la ola expansiva en formato cómic. Argumentos que engloban nuestra fascinación por la tecnología, el progreso natural de lo que nuestros intereses son. Estamos recibiendo ahora la repercusión de lo que ha sido un buen año 2014 en USA. La reciente publicación de Nowhere Men, de la editorial Image Comics, y ahora recién editado por por primera vez en nuestro país por Norma Editorial.

Nowhere_Men_04Promovido con el lema: “La ciencia es el nuevo Rock-N-Roll”, Nowhere Men es una idea original del editor Eric Stephenson, quién desarrolló el cómic durante años. El dibujante Nate Bellegarde, colorista Jordie Bellaire, con letras y diseño en algunas páginas del estudio Fonografiks. Vaya equipo, ¿no? Sí, les ha quedado un producto un tanto diferente donde hay relatos escritos, imágenes, artículos periodísticos, o datos ajenos a la historia que vamos leyendo en el cómic. Todo encumbrado en un formato diferente y completista.

Un paquete impresionante para un solo tema, el mejor que he visto en mucho tiempo.

Nowhere_Men_02Centrándose en un “fab four” de científicos, el guión nos introduce en la corporación conocida como World Corp. Una compañía formada por cuatro estrellas de rock de la ciencia. Dade Ellis, Simon Grimshaw, Emerson Strange y Thomas Walker. Cuando se abre el tomo, se nos presentan en sus primeros días de trabajo y al instante se da una cartilla sobre quiénes son y de dónde vienen. Luego, de una forma diferente y fugaz, se muestra la intriga más fascinante del cómic: una extraña enfermedad tiene a un grupo de personas aisladas en unas instalaciones. Unas instalaciones sorprendentes que no desvelaré. Una curiosa enfermedad muy avanzada en algunos de ellos, cuyas partes de sus cuerpos llegan a ser ahora aberrantes. Aunque vemos como en cada uno de los implicados, el padecimiento, parece actuar o mutar de una forma diferente.

Nowhere_Men_01No creo haber leído un cómic así desde aquellas raras obras de Alan Moore. Cada detalle aporta. Incluso los artículos, relatos y folletos son atractivos y completan de alguna forma la idea en tu cabeza. Dentro de las primeras 4 páginas de Nowhere Men, a través del uso de una sola página introductoria y caracteres BIOS, encontramos la “reimpresión” de un artículo de una revista vieja, cuyo eje central de lo que se cuenta, me parece una idea más que original. Más que muchas historias famosas de CF.

Con los personajes establecidos, la historia avanza y engancha de forma sorprendente, recordando a los mejores tiempos de John Byrne con sus apoteósicos Next Men. El estilo limpio de Bellegarde y la economía de la línea de trabajo es un paso natural para este tipo de historia, tiene detalles a tener en cuenta, mas, siendo sinceros, el dibujo es lo peor de la serie. Nowhere Men, con un dibujante de gran talla, hubiera sido la caña. De todas formas, estamos ante el ejemplo claro de «el guión es lo que importa».

Nowhere_Men_03Uno de los mayores aspectos de Nowhere Men es todo el enfoque para el diseño del libro. Desde la cubierta frontal hasta la tapa posterior, cada página es digna de sorpresa. Esta obra tiene los ingredientes de una gran historia que puede marcar un antes y un después, en el nuevo cómic del siglo XXI.

Como resultado, un cómic interesante a muchos niveles. Tres nominaciones importantes en los pasados Premios Eisner (serie regular, guionista y dibujante). Leer Nowhere Men se convierte en una experiencia completa y diferente a cualquier otra cosa vista desde el palco lector. Un gran comienzo.