Tag Archive for Panini Cómics (Marvel)

Reseña: Ojo de Halcón (Integral) de Matt Fraction y David Aja

El mejor Ojo de Halcón que he leído nunca. Así se lo describía a un amigo hace un momento. Y no creáis que no hay una base en lo que afirmo, sin duda, uno de los cómics que más me han molado dentro del pijameo. Los cómics de Ojo de Halcón, o mejor dicho en los que Ojo de Halcón participaba, fueron uno de los tebeos que más perseguí en mi niñez en esos kioscos que a muchos nos salvaban de una aburrida tarde lluviosa en la que aún no existían los videojuegos. Ojo de Halcón tenía algo. Era simple. Sin poderes. Casi siempre por entonces a la sombra del Capitán América. Pero tenía algo. ¿Y acaso no era más simple aún un tío con un escudo lanzándolo como un boomerang que uno que tiraba toda clase de flechas que él mismo fabricaba? Por Crom, que nadie me debata eso.

Aluciné. Creo que como todo el mundo, aluciné con el primer TPB que Panini Cómics nos trajo del estupendo Ojo de Halcón, de Matt Fraction y nuestro paisano vallisoletano David Aja que se alzó con varios Premios Eisner (cuatro en total y en diferentes años creo recordar) gracias a esta obra. Y sí, se alucina por que en tan solo dos páginas ves algo diferente, una obra que rompe moldes al estilo de lo que hicieran Tom King y Gabriel Hernández Walta con La Visión, que por cierto también sacó Panini hace poco en un estupendo omnibus que queda genial en la estantería junto a éste. Y que te acerca a un personaje que diría que es otro, más cercano, costumbrista, casi como una serie de TV de las de ahora, en la que a poco que te metas, quedas enganchado. Y maravillado por un dibujo diferente. ¿Sencillo he oído? Uff, muchos querrían hacerlo así de “sencillo” y conseguir esa belleza tan cercana que se compagina a las mil maravillas con el guión. Tramas cercanas que, insisto, empieza mostrándonos a un personaje común con un principio-trifulca en una comunidad de vecinos. Ahí queda eso.

Uno a estas alturas comiqueras sabe lo que hay. Era obvio que esta genialidad saldría en un solo recopilatorio. Era consciente del Omnibus en USA y estando como estamos en la maravillosa época de los integrales, era de prever que tendríamos una joyita así en las manos en cuanto Panini Cómics diera un paso. Además, ya sabéis lo que pienso. Uno ya tiene una edad y el tiempo de lectura es poco y las obras son muchos más degustables si se atienen a dos máximas: leer lo mejor de lo mejor y a ser posible de un tirón. O dos, o tres, pero saber que tienes entre las manos la posibilidad de seguir leyendo su puedes-te apetece.

Pues la trama que propone Matt Fraction tiene más sentido de una sola sentada. Para colmo, se vuelve conmovedora, intrigante y por supuesto, difícil de abandonar. La serie trata tanto de Kate como de Clint. Su interacción es genial. Sus historias en solitario no defraudan. Aventuras originales en su mayoría. Me encanta la inclusión del Dodge Challenger del 70, conducido por una chica llamada Cherry y siendo perseguidos por mafiosos en chándal que intentan hacerse con la pizzería del barrio. Todo muy Soprano y un buen guiño a los que amamos el cine setentero de acción. Con capítulos brillantes como el “narrado” por el perro relacionando iconos pictográficos, realmente una maravilla de arte secuencial y un mensaje genial a engullir. Pizza Dog escuchando a los dos Ojo de Halcón debatiendo y Pizza Dog. Genial el Hawkeye #11.

Con un diario visual y protagonista invitado de la categoría de Tony Stark. O Brooklyn durante el huracán Sandy. También un número navideño en tono humorístico, otro curioso número elaborado en un lenguaje de señas, Capitán América, Spiderman, Lobezno, Viuda Negra, Pájaro Burlón, Spider Woman haciendo breves apariciones entre la Mafia del Chandal, el Maestro de Ceremonias, Madame Masque…, y homenajes a los Romance Comics con unos números como el #8 que son un respiro y se asimilan bastante bien. Y eso que la serie puede ser bastante oscura en ciertos momentos. Hay algunas escenas de tortura, aunque no son demasiado gratuitas.

Y muchas cosas más. Como no podía ser menos en un tomo que recoge los veintidós números de la serie, más el Annual #31 y Young Avengers Presents #6 (protagonizada por Kate Bishop como una Ojo de Halcón), es decir, todo lo que comprendería al denominado Volumen 4 del personaje; más toda una serie de extras y artículos de referencia.

Dice la sinopsis editorial: «¿Qué es lo que hace Clint Barton en su tiempo libre? Con esa pregunta comienza uno de los mejores cómics Marvel del siglo XXI…». Totalmente de acuerdo. Joya del noveno arte del siglo XXI. Una vez empecé, no pude dejarlo.

Reseña: Lobezno. Origen, de Paul Jenkins, Joe Quesada, Bill Jemas, Andy Kubert y Richard Isanove

Uno de los reconocidos títulos de Lobezno que me quedaban por leer, Origen (también conocido como The True Story of Wolverine) fue una serie limitada de seis números publicada entre noviembre de 2001 y marzo de 2002, escrita por Bill Jemas, Joe Quesada y Paul Jenkins e ilustrada por Andy Kubert (lápices) y Richard Isanove (color). Tras haber disfrutado con joyitas como Honor o últimamente con Logan, y habiendo reconocido oficialmente que nunca fui muy fan del personaje; decidí que Origen era quizás un nuevo empujoncito para alcanzar ese “feeling” que nunca tuve. Pensando en ello, y a la vuelta en metro tras haber visto casualmente a un chico que leía Lobezno en la Guerra Civil Española (disfrutado hace poco también); decidí echar un ojo y di con que Panini Cómics acaba de reeditar uno de los llamados grandes títulos del personaje.

Lobezno: Origen en un nuevo 100% Marvel HC denominado como “Uno de los relatos más deseados del Universo Marvel”. Más esperados por lo que cuenta, diría yo. Cuenta los principios de Lobezno, uno de los más conocidos miembros (si no el que más) de los X-Men. Desde que el personaje apareciera por primera vez a principios de los 70 en The Incredible Hulk #181 (un numerito que por cierto Panini sacó hace nada en unos Marvel Facsímil la mar de curiosos); la historia inicial de este rudo personaje ha estado envuelta de misterio. Cierta información de sus inicios se fue dando a pinceladas en la recomendable Arma-X. Los primeros días como Wolverine y sus antecedentes. Pero el personaje se mantuvo siempre con pocos recuerdos de su procedencia. Y esto era atractivo. A la vez que deseado de explorar por lectores y guionistas.

Lobezno: Origen revela como el personaje nació en realidad como James Howlett, hijo de ricos propietarios de plantaciones a finales del siglo XIX en Canadá. Débil, a tope de alergias. James es un niño enfermizo y solitario por lo que su amado padre, John Howlett, trae del pueblo a una niña huérfana llamada Rose para que le haga compañía. Ambos niños también juegan con Thomas “Dog” Logan, hijo del jardinero (que se parece mucho a un Wolverine adulto) y aquí se hacen ciertos giros de guión para que los lectores piensen lo que no deben pensar…

Y no sé como de oficial llegó a ser esta serie, pero os aseguro que aquí se cuentan cosas que os dejarán con la boca abierta. Así como otras que os harán dudar sobre cual de los detalles que sabías (si has leido Arma-X) son ciertos y cuáles no. Pues la amistad de los niños se ve arruinada por la tensión entre los padres y por cierto tema con la madre de James, quien se volvió loca después de que su primer hijo muriera en circunstancias misteriosas años antes. Curiosidades como encontrarnos a la pequeña Rose descubriendo por accidente, como la mamá de James tiene tres cicatrices a lo largo de las costillas, dando a entender que aquel hijo que murió tenía sus propias garras… Lobezno: Origen es de esos cómics de los que poco puedo hablar sin spoilearos demasiado el guión. Cuenta tal cantidad de detalles chulos que hablar poco, es muy arriesgado. Una historia muy disfrutable. Aunque si os diré que me encanta el entorno y los misterios que se van descubriendo. Esa época de enormes plantaciones de algodón y maíces del medio oeste norteamericano, escenario donde tantas buenas historias se han escrito.

Paul Jenkins quería que esta serie, ciertos personajes, el arte y las relaciones, sorprendieran a aquellos que creían conocer bien la historia de Lobezno. Haciendo además homenajes chulos como poner a Smitty pareciéndose a Cíclope, la relación de los pequeños James y Rose similar a la de Wolverine con Jean Gray, y de manera similar, Dog como una representación de Dientes de Sable, el mayor enemigo de Lobezno. Y se consigue. Vaya si se consigue. Aunque años más tarde el autor dijera que no fue a propósito. En 2009 se lanzó un one-shot titulado X-Men Origins: Sabretooth, dentro de una serie de historias de origen con personajes relacionados con los X-Men. Tras el éxito, Lobezno: Origen tuvo una continuación (Origin II) en 2013. El film X-Men Origins: Wolverine se inspiró parcialmente en estos cómics. Un joven Logan del siglo XIX descubriendo sus poderes mutantes… Dadle un tiento.

Reseña: Guardianes de la Galaxia. El Regreso de Halcón Estelar, de Jim Valentino y VVAA

Por fin sale a la luz el segundo integral de Los Guardianes de la Galaxia. Los originales. Aquellos que innovaron en los 90s y que tanto me molan como grupo. Una joya de publicación. Un tomaco que continua la serie del primer tomo integral (que recogía Guardians of the Galaxy 1-20, entre otros), una etapa que se cierra en este El Regreso de Halcón Estelar. El final de la etapa de Jim Valentino como explorador del Universo Marvel del siglo XXXI. Un pasote sí, pero os aseguro que es una de las mejores sagas de Ciencia Ficción que se pueden leer en formato cómic.

Una reseña personal y biográfica que me lleva a rememorar años de mi ilusión por los cómics. Verano de los 90 charlando con los amigos hasta la madrugada cuando uno de ellos me comenta que iba a dejar una de las series (en grapa, por supuesto) que había empezado un par de meses atrás. No por disgusto, sino por no poder seguir tantas económicamente. Ese punto de inflexión en el que si hubiera tomado otra decisión quien sabe cuál sería mi rumbo lector a día de hoy. Me enganchó el oírle decir que eran personajes nuevos (eso me encantaba), una serie de CF futurista, aunque basada en el Universo Marvel pero tratado bastantes siglos en el futuro y de un modo diferente. Y no dijo más. Supe que había algo. La quise. Eran años en los que andaba muy ansiado con leer las mejores obras de CF, y en formato cómic, algo así, era un respiro.

Una de las series que mejores momentos me ha dado. Por eso me alegró tanto el ver que en la Era de los Integrales, Panini Cómics también le daba un empujoncito a esta franquicia, trayendo el primer tomo que recopilaba los primeros veinte números. Una etapa que quedaba por cerrar. Y dos años después, por fin he podido devorar, volver a soñar con este Marvel Héroes Guardianes de la Galaxia: El Regreso de Halcón Estelar.

Los Guardianes de la Galaxia componen un grupo de personajes que tienen procedencia. Una base. Nada de nuevos, en realidad. Han tenido tres etapas. Siempre han sido un grupo de superhéroes alienígenas pero por primera vez vieron la luz en Marvel Comics en 1969 y curiosamente se han hecho famosos por una peli Marvel en la que ni siquiera salen los originales. Exceptuando a Yondu (el azúl que silba a las flechas), aunque con otro rol. Fue Jim Valentino quién se atrevió a recuperar al mítico grupo y concederles su propia serie mensual. Un Valentino desatado al ver como se le ofrecía una colección sólo para él; reescribió y reedibujó ilusionado y eso se percibe en las viñetas. Un lugar para innovar y crear, demostrar al mundo el autor completo que era. Así vieron la luz Charlie-27, Nikki, Yondu, Martinex, Vance Astro, Halcón Estelar y Aleta. Y los situó donde debían estar. En el Siglo XXXI (un siglo alternativo creado por Vance Astro de forma accidental), y a través de ciertas aventuras obró por enlazarlos con el Universo Marvel de nuestro siglo. Un futuro que vino…, pero que nunca llegó, como bien dice Julián M. Clemente en la Introducción de este tomo.

Nos topamos entonces con la implacable Rencor y su banda de mutantes malvados viajando a la Tierra en busca de Lobezno. Quien en el siglo XXX, presumiblemente ha muerto, ¿no? Pero ella continua rebuscando entre antepasados y descendientes mientras su banda de asesinos mutantes se enfrentan a los Guardianes. Preguntándonos muchos si el nuevo Halcón Estelar es enemigo o aliado…, hasta que sus motivaciones son reveladas. Es entonces cuando Norrin Radd hace una entrada sorprendente para dar muy malas noticias. Silver Surfer viene a reclutar a los Guardianes, los necesita nada más y nada menos que para eliminar a Galactus. Una batalla desafiante, una batalla de su tiempo, ya que Los Guardianes de la Galaxia se enfrentan al destino, a la posibilidad de una vida futura…, que parece borrarse con el paso de las horas.

Conoceremos también el origen secreto de los Guardianes. ¿Fue solo una coincidencia que forjaran un equipo o hubo otra razón? Una genial historia donde se cuenta como Vance, Charlie, Marty y Yondu comenzaron su guerra personal con Badoon. Y mientras tanto, lo que os comentaba antes, el cruce donde también los Guardianes participan en la Guerra del Infinito. Los Maestros del Mal han lanzado su ataque contra los héroes más poderosos de la Tierra y la Mansión de los Vengadores parece ser uno de los últimos fortines hasta que se desata la locura. Esa misma que algunos conocéis, aunque tal vez no desde este punto de vista. ¡Ah! ¡Y Dormammu dando caña a tope!

Aunque la serie regular seguiría hasta el número #62 (1995), Jim Valentino puso fin a su participación en el último ejemplar de este tomo. Un volumen que mantiene la genialidad, con muchísima más acción, tortas y momentos épicos que el primero. CF de la buena en formato cómic.

Reseña: El Vigía, de Paul Jenkins, Jae Lee, Bill Sienkiewicz, Mark Texeira, José Villarrubia y VVAA

Lo mismo que no gusta que me pase, tampoco deseo para vosotros la mala anécdota de que una buena historia solo porque el titulo o la portada no te atraiga en un primer momento, en ese nanosegundo que hace que te intereses por leer, un de-qué-va (sinopsis); vuele por delante y no la leáis. Estoy aquí para evitarlo. Para comentaros esos títulos destacables que en mi opinión, no debierais pasar por alto. Correcti. El 90% de nuestras reseñas son positivas. Aunque por un lado no son criticas, son reseñas, hay una diferencia. Y por otro, procuramos reseñar solo obra destacables, como mínimo, gustosas de leer. Todo esto lo he comentado en más de una ocasión, pero parece que hay que recordarlo de vez en cuando. Bien, pues ahí estamos. Además, coincide con el titulo de hoy, una miniserie que Panini Cómics acaba de publicar en formato integral en su colección 100% Marvel HC y casi se me escapa. Pues por mil demonios, estaba deseando leerla, esperando que apareciera en nuestro idioma, grandes críticas americanas la alaban.

Tenemos en la obra además, a un gran guionista como Paul Jenkins formando equipo con grandes ilustradores, coloristas y entintadores. El Vigía (The Sentry) es un viaje a través de la llamada Modern Marvel, de esas historias de origen que amo leer y adoro que se publiquen por estos lares y en dicho formato recopilatorio. Inicios que tanto nos gustaron en nuestra niñez, llevados a la actualidad. El Vigía, una miniserie que vio la luz a principios del nuevo siglo, una de esas historias inmiscuidas en los eventos Marvel del momento pese a que la continuidad es lo que menos importa. Eso sí, ya os aviso, los temas que conforman la historia es de esos argumentos entrelazados y curiosos, muy raros visto en el pijameo Marvel. Un superhéroe autónomo (ideal para la Edad de Plata), un alter ego olvidado de un hombre envejecido, junto a un one-shot donde seguimos a Los 4 Fantásticos, Spider-Man, Ángel y Hulk con un tema final que araña el tejido del Universo Marvel promoviendo un final épico.

Entonces, ¿qué hacer cuando te das cuenta de que el mundo entero te ha olvidado? ¿Cuándo te cercioras de que nadie tiene recuerdos de tú existencia y han seguido adelante sin ti? Pero eso no es lo peor, ¿y si descubres que fuiste el héroe más importante que haya existido jamás y nadie sabe nada? El Vigía es esa historia. La historia de Robert Reynolds, un alcohólico, agorafóbico, que resulta ser el mejor salvador que la Tierra tuvo alguna vez. Un héroe querido, luchando contra el crimen antes de que Los 4 Fantásticos emprendieran su fatídico viaje a las estrellas. El Vigía luchó en su día contra todo tipo de villanías disfrazadas, haciendo que la idea de la lucha contra el crimen fuera aceptada por los ciudadanos de Nueva York. Y con los años luchó junto a Hulk, Spider-Man o Los 4 F…, pero hoy, nadie recuerda a Bob Reynolds. Con una vida rota, un matrimonio fallido, se despierta hoy para descubrir su verdadera naturaleza. A tiempo para reconstruir su vida pues casualidad o no, la entidad maligna conocida como El Vacío está regresando a la Tierra. Así que Reynolds se pone su uniforme de centinela una vez más y tiende a desentrañar la conspiración que hubo para borrar su memoria, mientras se acerca El Vacío…

Paul Jenkins al guión, ilustrado por Jae Lee, Bill Sienkiewicz, Phil Winslade, Rick Leonardi y Mark Texeira, y toda una serie de maravillosos colaboradores. No es la primera vez que Marvel tiene un superhéroe al estilo de Superman en sus historias. Un personaje diferente, cercano, muy a lo Astro City, por eso quizás me ha gustado tanto. El Vigía es diferente. Si bien un personaje que lo puede todo, cualidades para lo bueno y para lo malo de Superman, por ejemplo; en gran parte es un personaje que se mantiene solo. Pero mola ese enfrentamiento final que se espera durante toda la trama, empujado por la supuesta conspiración en dicho universo donde se evitó recordarle. A un ser tan magnífico que describiría como el “Superman de Marvel”. En definitiva, una epopeya monumental que si te decides, leerás en dos sentadas.

Reseña: Lobezno. Logan, de Brian K. Vaughan, Eduardo Risso y Dean White

Para un personaje que no puede volar, distorsionar el continuo espacio/tiempo o cambiar la historia completa de un universo conocido con decir tan solo unas pocas palabras, Lobezno, más que casi cualquier otro personaje de cómic, se suele presentar como una especie de semidios. Solitario, estirado, con las manos en los bolsillos a la vez que distante de casi cualquier trama en las que participa cuando va en grupo…. Lobezno no solo puede sobrevivir a casi cualquier cosa, sino que también parece saber siempre qué decir y qué hacer al más puro estilo Clint Eastwood. Si bien este tipo de representación crea un personaje indiscutiblemente rudo, también proyecta una sombra atractiva sobre él para muchos comiqueros. Aunque para otros no tanto y quizás por eso nunca fui muy de sus historias. No obstante, llegué a cierta edad y entendí que debía leer fuera de mis gustos, lo que a muchos les parecía realmente bueno. Ya sabéis: «¿El arroz? Millones de chinos no pueden estar equivocados». Por ello, al enterarme que Panini Cómics recuperaba en su genial formato de Novelas Gráficas Marvel el arco llamado Logan de los maestros Brian K. Vaughan y Eduardo Risso; se hacía inevitable ponerme con él.

Donde por primera vez en años, se nos presenta una representación decididamente humana de Lobezno. Una historia donde a pesar de su relativa invencibilidad, Logan se presenta como nada más que un paracaidista canadiense confundido en un espantoso y oscuro momento de la historia. ¿Y adivina qué? Funciona. O mejor dicho, funcionó conmigo. Me encantó.

Nos topamos con Logan en Japón, viajando a través de la nieve en dirección a un templo cuando es golpeado por una ardiente bestia que grita: ¡Tu turno! Fundido en negro y un soldado observándole. El hombre frente a él es el teniente Ethan Warren, un prisionero de la Segunda Guerra Mundial, que parece compartir celda con Logan. Entonces, se ponen las pilas. A Lobezno se le ocurre un plan para escapar y Warren acepta ayudar. Asaltan a tres soldados que se acercan y los dos prisioneros escapan al bosque. Tomando dos de las armas de los guardias. Cuando se encuentran con una joven sorprendida en un puente. (Aquí empieza ya a molar la historia…) Warren y Logan se enfrentan. Debaten si deberían matarla o no. Lobezno le dice a Warren que se aleje o también se unirá a su destino, que ni se le ocurra tocarla y este se aleja acusándole de desertor y espía.

La joven elogia a Logan por salvarle la vida y dice que lo puede ocultar unos días en su cabaña hasta que pueda escapar con facilidad. Dice llamarse Atsuko y está sola. Su desaparecido padre era un kamikaze. Y antes de la tragedia que está por venir, mientras duermen juntos, él le pregunta: ¿Es este el cielo? Así comienza una aventura diferente de Lobezno. Una historia perfectamente imaginable en un pasado del superhéroe, con hechos históricos de por medio tan reales como es encontrar un hermoso atardecer tras un bosque en el precioso país del Sol Naciente con una guerra en ciernes. Logan al natural, pelo en pecho, una especie de soldado estadounidense homoerótico que se encuentra en buena compañía, en un mismo lugar que no deja de ser un hermoso agujero japonés situado en el bando opuesto.

Esta miniserie de Logan me ha hecho reconsiderar seriamente todo lo comentado al principio de la reseña. Afirmarme en mi posición. Intentar leer lo mejor de un personaje que no te atrae demasiado, puede ser perfectamente sinónimo de toparte con una buena historia. No perderte lo mejor por estar en el mismo punto que muchos. Logan, que se presentó por primera vez en Origen, hace que el Wolverine actual sea mucho más interesante. Fuera del constante descontento y beligerante comportamiento del “zarpas de adamantium”, descubrir una parte sofocada de vulnerabilidad seductora. Un guión completamente refrescante, por el que no puedo evitar pensar en Vaughan cavilando igual que yo, susurrando que ya tocaba algo diferente para esa gente que no es fanboy total del personaje. Que lo quiere en un contexto más realista. Una novela gráfica imprescindible.

Reseña: Lobezno en la Guerra Civil Española (Sangre, Arena y Garras), de Larry Hama y Marc Silvestri

Siendo sincero, nunca fui muy de Lobezno. Pero lo que sí me atrae cuanto menos son las historias curiosas que se salen (o casi) del canon y que tienen ese pellizco de originalidad. Además, tuvo gracia ver al otro lado del charco, como los norteamericanos ensimismados en su mundo e ilusos con lo que ocurre con el resto del globo, tildaban este mini arco llamado Sangre, Arena y Garras como de argumento nazi, sobre todo. Y no me refiero a lo que el guionista cuenta, que lo hace bien, sino al iluso fandom norteamericano.

Panini Cómics nos trae esta edición especial recogida en un tomito en tapa dura. Tres números (Wolverine #35, #36, #37, de 1991) que se marcó Larry Hama con el dibujazo de Marc Silvestri. Y sabemos que, durante su visita a Canadá, Lobezno se dirige a Vancouver para visitar a su viejo amigo Puck, quien trabaja de guardabosques. Mientras tanto, en Osaka (Japón), algunos policías llegan a la escena del crimen donde Lobezno acaba de luchar contra decenas de yakuzas. Lady Deathstrike anda husmeando por allí. Busca evidencias para ver si Lobezno sigue vivo. Hasta que un tipo le desvela con una postal que está en Canadá.

En Vancouver, Logan y Judd han salido a beber y pescar, mientras discuten sobre sus escritores favoritos (¿ein?). Judd deja caer una vieja fotografía de Eugene durante la Guerra Civil Española de los años 30 y con él está el gran Ernest Hemingway, así como una niña llamada Inez. Judd se sorprende cuando Logan sabe su nombre a pesar de que nunca estuvo allí. Mientras discuten esto, en Australia, Lady Deathstrike ordena a Pórtico (un aborigen con la capacidad de crear portales entre dos puntos del espacio y el tiempo), que la teletransporte a la ubicación exacta donde está Logan. Lo hace, pero esto tiene resultados impredecibles ya que mientras Pórtico lo intenta, al enlazar diferentes conexiones de un vórtice de tiempo, Deathstrike, Lobezno y Puck terminan por ser enviados a la España de 1937.

Wolverine y Puck aparecen en medio de una corrida de toros (¡qué raro!) y con Hemingway e Inez en la grada, cuando de pronto sufren un ataque aéreo y entonces se dan cuenta que están en el pueblo de Guernica y en plena Guerra Civil Española. Ya sabéis, el bombardeo de Guernica, la llamada Operación Rügen, un ataque aéreo realizado sobre esta población del norte por parte de la Legión Cóndor alemana y la Aviación Legionaria italiana, que combatían en favor del bando sublevado contra el gobierno de la Segunda República Española. Ya sabéis. Cantidad de muertos e inocentes y algunos héroes de por medio.

Lobezno, Deathstrike, Ernest Hemingway, George Orwell, dos androides llamados Albert y Elsie Dee…, y toda una conjunción de personajes cañeros cada uno a su modo, en uno de los escenarios bélicos que destrozaron nuestro país. Una aventura de tres números inolvidables, sobre todo, por la originalidad que aporta. Un trasfondo nunca antes visto en los cómics de superhéroes Marvel.

¡Y no es broma!

Reseña: Marvel Héroes. Los Nuevos Guerreros, de Eric Fein, Mark Bagley, Fabian Nicieza y David Michelinie

nuevosguerrerosAllá en mi niñez tenía mérito el empezar una colección desde el número uno. Si no eras el chico de familia pudiente, claro, que en mi entorno estaban casi extintos… A lo que iba, tenía mérito por que en los kioscos (donde normalmente se compraban los cómics), solo se encontraban números alternos; y con suerte y amistad del kiosquero podrías seguir una colección unos cuantos números más. Os llevo a aquellos maravillosos años de dulce sufrimiento por que recuerdo bastante bien que la serie de Los Nuevos Guerreros fue la primera que conseguí mantener desde el #1 hasta el #30, aproximadamente. Gustándome, recurriendo a ella cada mes religiosamente y encontrando que el tesorito estaba donde marcaba la X en el mapa de mi barrio. Por eso recuerdo Los Nuevos Guerreros con una sonrisa, lugares donde los leía, un cómic lleno de aventuras con el que disfrutaba…, pero no recuerdo como desaparecieron de mi vida. Entre nuevosguerreros01años de instituto, amigos nuevos y chicas guapas, entrar y salir, fútbol; esa colección salió de mi vida. Los que vivisteis algo parecido, sabéis que las madres tiene mucha culpa de las cosas que desaparecen para no volver. Jeje, pero lo que ellas (algunas) no saben es que el Universo se expande y se contrae. Que lo que se aleja, vuelve. Y que quizás (solo quizás) ya no vivas con tus padres cuando unos cómics tan maravillosos vuelven a estar disponibles.

Panini Cómics nos vuelve a dar una alegría más con la publicación del primer Marvel Héroes: Nuevos Guerreros. El nacimiento de un grupo de superhéroes jóvenes que Marvel decidió unir dado su carisma y su poco hueco en otras colecciones. ¡The New Warriors! La llegada de los 90. Innovar. Que mejor idear que un inicio con sabor clásico provocado por talentos del momento como fueron los autores Fabian Nicieza y Mark Bagley. Un regalo de más de quinientas páginas que contiene los trece primeros números, más el primer Annual del grupo, además de The New Mutants Annual #7, The Uncanny X-Men Annual #15 y X-Factor Annual #6 nuevosguerreros05USA. Una serie con una máxima: jóvenes héroes que intentan labrarse un futuro, con un posible objetivo, llegar algún día a entrar en Los Vengadores. Una ambiciosa serie que a muchos nos enamoró con esa idea, sus edades, ese deseo común. Un grupo de chicos con el anhelo de ser tomados en serio. Y así nos encontramos con una serie de personajes secundarios (o casi de reparto) en otras series como lo eran Estrella de Fuego, Marvel Boy, Namorita, Kid Nova y Speedball y poco después, Night Thrasher. Unos inadaptados, un casi reflejo de muchos de nosotros en aquellos años. Pero vais a ver que todos y cada uno tienen motivos para luchar y que el nuevo proyecto salga adelante.

Marvel Boy adora ser un Vengador más que nada, idolatra al Capitán América, un héroe de corazón puro, incluso después de haber sido condenado a prisión. Kid Nova, se encuentra en un lugar extraño en la apertura de la serie: está en la Tierra después de la caída de los Nova Corps, sin poderes y trabajando en un restaurante de comida rápida. Ahora acaba de recuperar sus poderes. Mi amada Estrella de Fuego es una mutante, pero bien adaptada. Es una chica normal que quiere hacer el bien y será uno de los líderes del nuevo grupo. Namorita (primer clon de Namor), aunque en apariencia no es mucho mayor que los demás, entiende el mundo mejor que ninguno y ha desarrollado una visión sabia de sus nuevosguerreros02largos años vividos. Aun así, Namorita es valiente en batalla pero tiene un lado juguetón, divertido y tierno que enamora. Night Thrasher (Destructor Nocturno) es el fundador y líder principal de Los Nuevos Guerreros. Una especie de Batman adolescente se llegó a decir, ya que Dwayne Taylor es muy rico, no acepta bromas y le impulsa la muerte de sus padres. La verdad es que tiene mucho del murciélago, excepto que desea tener un grupo de amigos como familia. Speedball es el comodín, el payasete, aunque en la vida real está pasando por el divorcio de sus padres. Sin embargo, nada le atosiga, es un chico que cuando está con sus amigos, se olvida de todo. Más tarde, como en muchos grupos de superhéroes hay quien sale y quien entra, pero estos son los principales con los que me encontré.

The New Warriors fueron un buen contrapunto a Los Vengadores. La primera aparición fue un cameo en 1989 en el #411 de The Mighty Thor. Debido a su éxito, en el número siguiente volvieron a escena. Y es hora de que lo diga: siempre me encantaron Los Nuevos Guerreros y el no tenerlos era una espinita clavada en mi cómicteca actual. No sé si fue por el momento en que me llegaron, cómo me encontré nuevosguerreros04con aquel reluciente número #1 cuando acababa de cambiar de ciudad y de escuela o quizás pudiera ser que yo no era uno de esos agraciados que disfrutaban de los famosos Teen Titans, de Marv Wolfman, tan famosos por entonces. Cómic de adolescentes, cuando lo eres, es clave. Pero, ¿y ahora? Mi corazón sigue siendo joven y mi gusto también, pero es que ademas The New Warriors son personajes desarrollados de tal manera que un adulto podría relacionarse bien con ellos. Jóvenes que no se abruman a la hora de reaccionar. Un plan, vivir una buena vida, estudios, la familia, la lucha contra el crimen; ¿qué de todo esto desaparece con la edad?

Reseña: Marvel Héroes: Capitán Britania, de Alan Moore, Alan Davis, Jamie Delano y VVAA

capitanbritaniamhEl paso de los años da razón y oportunidad. Se allana el sendero para volver a lo que nunca pudiste leer y disfrutar como tantos otros en su momento. Aunque tal vez el destino (o como queráis llamarlo) quisiera que para con ese titulo, para con ese personaje, lo visitaras con otros ojos años después. Como savia nueva que degusta y saborea el tallo frondoso que se alza alto. ¿Mi caso? Sorprenderte con una nueva novedad de Panini Cómics y ponerte directamente con el que probablemente sea – junto a mi amado Marvel Heroes: La Sensacional Hulka, de John Byrne – lo que puede ser uno de los mejores tomos únicos recopilados por la editorial.

Brian Braddock, nace y se cria en la pintoresca e inglesa ciudad de Maldon (Essex), donde vive una vida tranquila con su familia. Tiene dos hermanos, el hermano mayor Jamie y su hermana gemela Betsy. capitanbritaniamh04Después de la muerte de sus padres en lo que parecía ser un accidente de laboratorio (aunque veréis que de accidente nada), Brian deja su hogar para estudiar en la Universidad de Thames, en Londres. Durante un tiempo, Brian trabaja en la Reserva Nuclear de Darkmoor, la cual es atacada por un villano conocido como El Atracador (The Reaver), que tiene intención de secuestrar a ciertos científicos y vendérselos como esclavos a varias dictaduras. Brian escapa e intenta buscar ayuda en su motocicleta, pero El Atracador, que quería que las autoridades creyeran que todos los científicos habían muerto en un accidente de reactor, pilla a Brian en la carretera. El joven se estrella y cae gravemente herido en un acantilado. Despierta para ver frente a sí la imagen del mago Merlyn y su hija Roma, pareja mística que le ofrecen la oportunidad de salvar su vida. Justo cuando The Reaver y sus hombres se acercan para acabar con Brian, los dos magos le dan una alternativa: el Amuleto de la Verdad o La Espada de capitanbritaniamh02Poder. Bradock rechaza la Espada y elige el Amuleto. Elección que lo transforma en el Capitán Britania.

No digáis que no mola. Es uno de los orígenes que más me gustan. Y eso que no os he contado todo, hay bastante más profundidad en todo esto, hechos que te vas enterando bien con el paso de las historias. Pero eso friends, tendréis que descubrirlo por vosotros mismos. Benditos los años 80, ya sabéis; el volumen recoge todo el material del Capitán Britania desde principios de los 80s, antes de que el personaje hiciera aparición en la serie súper ventas Excalibur; serie por la que rezo desde ya para que Panini Cómics la traiga en unos buenos integrales de Marvel Heroes.

capitanbritaniamh03Este tomo contiene los siguientes ejemplares: Marvel Super-Heroes #377-#388, The Daredevils #1-#11, The Mighty World of Marvel v2, #7-#16 y Captain Britain #1-#14. Varias miniseries, fragmentos de historias aglutinados en un solo tomo, material extra, ensayos y bocetos originales de los propios autores.

Empezamos con el cambio. Capitán Britania y el elfo Jackdaw son enviados de vuelta a Inglaterra por Merlyn. Su vestuario cambia a la bandera de Gran Bretaña. Están dentro de un banco que está siendo robado por algunos de los miembros de La Banda Loca. Después de una breve pelea, Jim Jaspers aparece con ciertos villanos de su mano y todos atacan al Capitán Britania. Pero el prota se libera y da rienda suelta a los nuevos poderes de su traje como: invulnerabilidad, habilidades de vuelo y explosiones de energía. Cuando la policía aparece, La Banda Loca ha salido pitando en helicoptero y el nuevo Capitán Britania percibe que algo anda muy mal, bastante mal, en su Inglaterra. Continuamos saboreando numeritos con bastante critica social de fondo (ya sabéis como es Moore), este mismo donde conocemos quienes son realmente Jim Jaspers o en el #388 llamado El Cementerio que me capitanbritaniamh01encantó, donde damos con varios superhéroes con sede en Gran Bretaña luchando contra La Furia, una amenaza interdimensional de Tierra-238.

Marvel Héroes: Capitán Britania es como una caja de bombones de distinto sabor y cada uno de ellas disfrutable a su modo. Me gusta Alan Moore, precisamente en esta época donde era todo inspiración y originalidad. Sin embargo, se puede brindar sin problemas por la serie que comprende el Volumen 2 del Capitán Britania, obra del gran Jamie Delano, la cual es todo un acierto y que aquí finiquita la edición. Más que interesante ya que gracias a él se empiezan a introducir unos conceptos que justo después en la Excalibur de Chris Claremont brillarían.

Maravilloso este Marvel Héroes: Capitán Britania que anda calentito-calentito en librerías. No es otra cosa que la visionaria etapa concebida por algunos de los más destacados autores británicos. Se reúne en capitanbritaniamh05un solo volumen el glorioso aporte de Alan Moore (para mí Alan Moore siempre fue un señor de aportes, de cogerte un personaje casi perdido, hacerle una pequeña transición y relanzarlo a su modo), obra que se muestra en un volumen indispensable. Conteniendo además las maravillas visuales de Alan Davis al que amo desde el principio de los tiempos.

Una joya, vamos.

Reseña: Ultimate Integral. Miles Morales: Spider-Man #1, de Brian Michael Bendis y Sara Pichelli

ultimate_spider_man_milesmoralesDe vez en cuando, esa vuelta a Spider-Man. Ese intento de revivir las buenas sensaciones que uno tuvo cuando lo leyó por primera vez. Ese vuelvo a ti y por todos los santos hazme disfrutar de nuevo con unas buenas aventuras, ideas originales, reinicios o no, con nuevos autores, nuevas propuestas, cambios de look, matamos a un personaje semi-importante que otro, o incluso por qué no, ¿y si cambiamos al personaje principal? Antes de hablaros de All-New Spider-Man, la serie de doce números que se recopila en este primer integral que acaba de publicar Panini Cómics entre sus novedades, empezaré yendo a lo que importa con este cambio. ¿Quién es Miles Morales?

Creado por el guionista Brian Michael Bendis e ilustrado por Sara Pichelli, cuentan que la inspiración viene dada de ciertos personajes ultimate_spider_man_milesmorales03en el candelero del momento (2012), tales como: la elección del presidente Barack Obama o la aparición en un corto del actor afroamericano Donald Glover vestido con un traje de Spider-Man. Miles Morales aparece por primera vez en el Ultimate Fallout #4 en 2011, el númerito que abre como prólogo de este integral que os traigo hoy. Pero en definitiva y a modo básico, Morales es un adolescente de padre afroamericano y madre puertoriqueña, que posee poderes similares a los del original Spider-Man. Los obtiene a partir de la picadura de una araña genéticamente alterada.

Ahora viene lo fuerte, sobre todo, para el que lleva muchos años sin estar al tanto. Después del Ultimatum, Parker peleó su última batalla contra Los Seis Siniestros y tras su muerte, el joven afroamericano toma la identidad del trepamuros. Ganke es el mejor amigo de Miles, y es quien le dice ultimate_spider_man_milesmorales02que debe ser un superhéroe como lo era Peter. Mientras tanto Tía May y Gwen Stacy (sí Gwen, no Mary Jane), que ahora viven en Forest Hills, se enteran de la aparición de un nuevo Spider-Man y van a verlo para entregarle los utensilios del Hombre Araña. Once meses antes de la muerte de Peter, en la compañía OSCORP, un científico llamado Dr. Markus utiliza sangre de Parker para recrear la fórmula Oz que creó a la araña genéticamente que mordió a Peter Parker, mientras que Norman Osborn le cuenta la historia de Aráchne (igual que en Ultimate Spider-Man #1). Pero entre amenazas de uno y otro, mueven sin querer la caja que contiene a la araña y esta escapa… Esa misma noche, el ladrón conocido como El Merodeador, entra en OSCORP y justo antes del cierre, sin darse cuenta, la araña entra en su saco. En otra parte de la ciudad, un chico negro llamado Miles Morales quien no tiene muchas oportunidades de estudio, gana un sorteo para entrar en una de las más prestigiosas escuelas del país. Un buen inicio. Lento, mesurado, pero metiéndonos poco a poco en situación.

A punto de comenzar un nuevo capítulo en su vida, Morales es mordido por la araña. Ganke va a ver a Miles en la noche. Miles le muestra sus poderes desde el techo (mucho de aquí en Spiderman: ultimate_spider_man_milesmorales04Homecoming), entonces ambos deciden ir a casa del tío de Miles y no encuentran a nadie. Mientras regresan, Ganke y Miles ven un edificio en llamas. Miles acude a salvar a la mujer que está en el edificio y la rescata junto a un niño pequeño. Esa misma noche Miles tiene un sueño en el que Electro viene a matarlo, despertándose para averiguar que así murió el verdadero Hombre Araña…

El poder de enganche es el fuerte de este Ultimate Integral. Miles Morales: Spider-Man. Aunque antes os hice referencia a doce números, esos son los incluidos aquí. La serie llegó hasta el #28 si mal no recuerdo. No obstante, hacía referencia a que en los doce primeros conocemos de la historia principal y como se desarrolla. Luego, a partir del #13, lo que vendrá son miniseries específicas de dos o tres números dentro de la cabecera. Pero no temáis, en el siguiente integral seguramente se complete todo. Aquí, pues eso, a disfrutar de un nuevo inicio con un personaje muy atractivo, ver qué enemigos nuevos y familiares se muestran, misteriosas figuras del pasado de Peter Parker regresando, la presentación del nuevo Ultimate Scorpion, la lucha contra El Merodeador, es decir, tío contra sobrino, y varios detalles más que enganchan con un tomo que devoras en casi nada.

Tomarlo con filosofía. A estas alturas leer Spider-Man es decir, que de vez en cuando necesito sentarme tranquilo a degustar un buen cocktail y disfrutar. Paz inmersa en encuentros y desencuentros, aventuras ultimate_spider_man_milesmorales01e historias urbanitas la mar de curiosas, después de los años. Alguna que otra vez me apetece leer al lanzarredes, recordar sus grandes momentos y en este caso ver si se hace referencia de algún modo. Situaciones que me enamoraron de un sólo personaje, épocas que me gustaron y sentimientos que desearía volver a tener. Por que si de un verdadero poder goza el trepamuros (uno que también conlleva una enorme responsabilidad), es el de entretener a todo aquel que lo intenta con sus aventuras.

Reseña: El Estandarte del Cuervo y Otros Relatos, de Alan Zelenetz, Charles Vess y VVAA

elestandartedelcuervo04Seguimos a tope. Vamos a empezar el magnífico mes de diciembre con otra de las recomendaciones del año en cuanto a cómic. Por que esto es un no parar, un titulo de esos de los que ha merecido la pena la espera. De esos mismos, que muchos pensábamos que jamás volveríamos a ver nuevamente entre novedades. Panini Cómics es esta vez quien se marca el detallazo de traernos una buenísima recopilación, poderosa antología de historias genialmente ilustradas y narradas de esos cómics de Fantasía tan gloriosos que se pudieron ver durante los 80s. Tan potentes como lo son aún a día de hoy las tramas donde enormes vikingos de maza gorda, grandes toneles de cerveza y mitos asgardianos se juntan en un sólo volumen.

Si hay que destacar una mitología que por encima de todas atrae, y que es una poderosa fuente para libros, cine y cómics, esa es la elestandartedelcuervo03nórdica. Escenarios donde reyes dotados de enormes pieles, fuertes brazos y barbas por doquier, brindan por las mejores mujeres abrigadas, escuetos y poderosos imperios del norte y donde se oferta el paso al Valhalla (Salón de los Caídos), un enorme y majestuoso lugar al que llegar después de una lucha a muerte, donde los difuntos se reúnen con las masas de muertos en combate que tuvieron en vida. Friends, esto atrae. Puede con nosotros. Lo sabemos, como lo supieron en su día Jack Kirby y Stan Lee cuando decidieron crear para el Universo Marvel a Thor y sus posteriores Relatos Asgardianos (que por cierto, también lo acaba de publicar Panini este mismo mes); pues fue en esa colección, en el Journey Into Mistery #119 USA donde aparecieron por primera vez Los Tres Guerreros: Fandral, Hogun y Volstagg, personajes que no pertenecen a la mitología nórdica pero que gozan de una fuerza tremenda por su notoriedad, osadía y despunte cómico.

El Estandarte del Cuervo y Otros Relatos abre con el Marvel Spotlight #30 USA, guión que llevara a cabo el maestro Lein Wein (La Cosa del Pantano) en 1976. ¡Una Noche en la Ciudad! nos detalla como elestandartedelcuervo02mientras Thor está en Costa Verde, los Tres Guerreros deciden darse un voltio por Nueva York buscando entretenimiento. Se encuentran con una mujer en una cornisa que considera su suicidio y… Buen número para conocer a los personajes.

La Balada de los Tres Guerreros es el primer número en el que se pone a los mandos Alan Zelenetz y Charles Vess, guionista e ilustrador de estos cómics. Historias que se encuentran situadas dentro de los Relatos de Asgard y donde Fandral, Volstagg y Hogun contribuyen a la mítica, intentando ayudar a Bragi en la búsqueda de una mejor música. Momentazo cuando Volstagg es hostigado por Rani y sus hermanas, diosas que habitaban en las aguas.

El Estandarte del Cuervo, título que da nombre al tomo, fue lanzado en 1985 como la Marvel Graphic Novel #15. Un par de años más o menos fue cuando la leí por primera vez, prestada y sacada de elestandartedelcuervo01un plástico gris (mi tío ya lo hacía en aquellos años, no es nada nuevo) y deciros que es la primera historia que recuerdo disfrutar con esta temática. Apenas la recordaba y ha sido un gusto volver a ella. ¿Qué cuenta? Hace mucho, mucho tiempo, cuando los dioses de Asgard eran muchos, los gigantes y sus aliados libraron una guerra contra ellos en la llanura de Ida. Los dioses confiaban en la victoria pero la Bandera del Cuervo se había extendido al viento, y su magia era tal que cualquier bando que la llevara a su lado tenía asegurada la victoria. Aunque el portador moriría. Aquí se narra dicha épica.

Vida con Volstagg, La Cabra de Hogun, Las Andanzas de Fandral y ¿Cómo vas a hacer que se queden en la granja después de que hayan visto Asgard?, son las demás historias que comprenden el tomo. Más sobre Los Tres Guerreros, una boda próxima en Asgard que lleva a un problema a Volstagg, el Voluminoso y donde una invitación negada a Loki, lleva al novio a recibir uno de sus mayores pesares. Un bonito tomo, bien elaborado y a un precio más que destacable. Una selección de historias con unos personajes que te hacen disfrutar de lo lindo. Con un dibujazo de un Charles Vess en su mejor época, y con unos guiones que si bien no son elestandartedelcuervo05especialmente profundos, provocan que tu amor por esta mitología se afiance.

El Estandarte del Cuervo y Otros Relatos, excelente novela gráfica. Como me he reído en ciertos momentos, sobre todo, con el episodio de la cabra.