Archive for Terror

Reseña: Yo Soy Aquel, de Alicia Pérez Gil

yosoyaquelAunque este relato corto de Terror no se encuentra incluido en la antología Españapunk de Cazador de Ratas, sí se publicó aparte en formato bolsillo. La canción de Raphael (Yo soy aquel) es la que su autora eligió para narrarnos esta historia. Marina es la protagonista. Debo decir que en las primeras páginas simpatizo con ella, aunque ya se veía que lo macabro forma aparte de su existencia. Le gustan los Brincos y no le agradan las canciones en inglés por no entender las letras, je, lo mismo me pasaba a mí hace años.

Huye de su reflejo, algo se esconde tras él, la acosa, la persigue, cada noche. Tanto es su tormento que ha contratado a unos pintores para que le cierren las puertas con pintura negra. En su cabeza siempre resuena el ruido de unos cristales estrellándose contra el suelo. Seguiremos sus pasos por Carabanchel a finales de octubre. Entre otros menesteres, una de sus ideas es visitar a su amiga Bonifacia.

Un buen escritor de Terror debe saber cómo crear miedo con lo que él o ella no le dice. Alicia Pérez entiende esa parte narrándola a la perfección. Es lo desconocido que trae el miedo. El ruido en el pasillo, un misterioso golpe…, estas cosas no tienen explicación. Por que de Marina sabremos muy poco; nuestra autora resiste la tentación de dar a conocer todos sus secretos. Caminaremos por sus calles, sentiremos la confusión de Marina ante hechos y personas que no terminan de encajar, como si de un mundo onírico se tratase. Con este corto entenderemos que el Terror también se encuentra en aquello que no comprendemos. Que da igual que no sea noche profunda mientras lo que tememos siga con nosotros. Jugará con lo sencillo, un vestido, unos zapatos, con tal de no tener que darnos un exceso de explicación de lo que en realidad le está ocurriendo a la protagonista. Con ello alentará nuestra curiosidad y el misterio.

Todo el desenlace llega en las últimas páginas, en la casa a la que acude de visita. Intuiremos ya algunas cosas mucho antes, aunque nosotros mismos nos negaremos a creer que sea así. ¿Por qué huye de todo lo que refleja? ¿Qué la persigue? Una pena que se haya quedado en una narración tan corta, estoy segura de que hubiera dado para un libro muy interesante. Aunque sí os diré a partir de hoy que ya no volveré a escuchar Yo soy aquel sin que se me pongan los pelos como escarpias. Recordad la canción:

Yo soy aquel,
que cada noche te persigue,
yo soy aquel,
que por quererte ya no vive,
el que te espera…

Recordad.

Reseña: Te Prohíbo Volver a Dormir, de Pedro Moscatel

teprohibovolveradormirEn cierta ocasión, alguien me dijo que para un escritor de Terror es un alivio poner el miedo en el papel. De lo contrario, se queda adentro, ardiendo y picando como una infección. Los monstruos creados son como una válvula de seguridad para liberar el vapor antes de que la caldera explote. Con ello permiten al lector experimentar su propio terror, sea cual sea. No sé si Pedro Moscatel nos escribió parte de sus miedos, pero sí puedo decir que nos dejó una novela corta donde en cierta forma jugará con nosotros, llevándonos hacia un terror experimental, cuando el verdadero horror vendrá por otro lado.

Narrada de forma muy sencilla, sin florituras, simplemente se dedica a contarnos el relato que tenía en su cabeza. Vais a leer una hermosa destrucción de una historia, ya que ella misma forma parte de otra. Muy gore con tonos góticos clásicos con un fondo pulp y cósmico; este relato se convulsiona sobre sí mismo obligándonos a tener que visionar criaturas de masa informe babeantes de cuyos tentáculos asoma lo nauseabundo. Carlos es un asesino, bueno eso dice su hermano muerto. Huyendo del asesinato termina en Villa de Terranova, una especie de urbanización para ricos fundada por Roberto Herschel, de origen alemán, relacionada con el nazismo y el esoterismo. Allí despertará de un supuesto accidente en la casa de la doctora y acompañado de un científico, se irá dando cuenta que los habitantes del lugar no se dejan ver, aunque la pregunta que más le asusta es: ¿qué son esos horrores que campan por la noche?

Desde un principio, seréis conscientes de lo que ocurre. Tal vez eso desconcierte un poco, el saber tan pronto la trama, pero ya dije anteriormente, que no os fiéis. En sí es una historia corta que se lee sin problemas, aunque la misma se va enredando de una forma extraña. Entre experimentos científicos y una secta que exige ciertos sacrificios, iréis entrando en lo que parece ser la base de todo el misterio. La paranoia y los elementos sobrenaturales chocarán en una supernova de horror rozando lo repulsivo, no es de extrañar que hasta un asesino termine vomitando varias veces de todo lo que termine viendo.

A mí me ha gustado, la verdad. Y eso que había trozos en los que dudaba de lo que en realidad estaba leyendo. Porque creo que ese ha sido el acierto del autor, el hacer bucear al lector adentrándolo en varios miedos. Entre extraños seres, una villa con su misterio y demonios personales que todavía siguen latentes. Aprenderemos que el verdadero horror tiene muchas caras y formas.

Desde luego en este país se escriben buenas historias, pero si debo destacar lo que más me impresionó de la obra de este autor es su tremenda imaginación. Se podrá escribir mejor o peor, con vocabulario rico o simple, pero cuando se logra dar vida a un relato como éste, los lectores lo agradecemos. ¿Puede haber algo peor que prohibir a alguien dormir? Pues sí, lo hay.

Reseña: Drácula. El Origen, de Dacre Stoker y J.D. Barker

dracula-el-origenLa historia cobra vida con un mapa de Dublín insertado. Por lo que los lectores pueden seguir los lugares que se nombran en la historia. Como Dacre Stoker es el bisnieto de Bram Stoker, ningún otro escritor está tan cualificado para transmitir los pensamientos del propio Bram.  Aquí se juntaron dos grandes escritores de Terror como Dacre y J.D. Barker, y Terror es lo que vais a encontrar en estas páginas.

Todo comienza en medio de un horror agobiante. Un joven Bram Stoker de veintiún años está encerrado en una habitación llena de espejos y cruces.  Fuera, los lobos aúllan por su sangre. En la puerta hay golpes y voces extrañas llamando. Desde la primera línea, esta historia os capturará, dibujando un cordón de tensión alrededor de vuestra mente para quedar atrapados con Bram en su habitación, tan presos como él. Esto ocurre en los capítulos titulados “AHORA”, con Bram encerrado que va documentando el misterio mientras todavía puede hacerlo. Su increíble historia quedará narrada en Cuaderno de notas de Bram Stoker alternándose con cartas que escribiera su hermana Matilda a su niñera Ellen, junto al diario de su hermano Thornley o las notas de Arminius Vambéry. Estos serán los principales protagonistas, sin olvidar aquel que se hace llamar Drácul…

La historia tiene un ritmo constante que aumenta en intensidad, sobre todo en la infancia enfermiza de nuestro protagonista Bram con la enigmática niñera llamada Hellen. Cuya presencia se hace notar por un olor putrefacto muy parecido a cáscaras cubiertas de moho. Ella lo cuidará durante su larga enfermedad. Con el mismo enigma que un día llegó la niñera, desaparecerá. Y quince años más tarde por unos extraños sucesos; los tres hermanos volverán a reunirse para encontrarla. Lo que no sabrán es que en su camino se cruzarán con el del Cond…

El uso narrativo tiene la elegancia victoriana que recuerda al período en que se desarrolla la historia. No se abusa en exceso, se lee de forma natural, aunque sentiréis que el uso de ese lenguaje os sumerge en esa época. El ambiente es oscuro, no faltarán la niebla, ni las tormentas, castillos en ruinas, carrozas… Lo tenebroso formará parte de la tensión de la historia, como cualquiera de los personajes y la trama. Una experiencia profundamente maravillosa para aquellos que buscan un verdadero horror gótico. Lo mejor de todo es el volver a saber del vampiro más infame de la literatura actual. Los autores aportan en este libro su regreso con una narración compleja que se lee sin problemas. La construcción de los protagonistas es excelente. Un hilo de verdadero Terror recorre toda la historia. Leeréis una muy buena narración de miedo. No faltará nada, una mano que sale desde el fondo de un lago, mapas que llevan a cementerios antiguos, tumbas que cavar, muertos que regresan de su descanso; la escena del tanatorio todavía me sigue impresionando, horriblemente maravillosa… Y me quedo corta.

Al final del libro los autores nos cuentan el motivo en que se basa la precuela de esta novela. Una auténtica historia de vampiros que el propio Bram Stoker protagoniza. Si ese escritor del que tanto hemos leído conociera lo aquí escrito, estoy segura de que su corazón se paralizaría unos segundos cuando cerrara el libro. Matilda lo tenía muy claro: nunca se deja de creer, sólo se deja de admitir que creías. Si amáis el vampirismo, debéis poner este libro ya, en vuestra vida.

Reseña: El Pescador, de John Langan

el-pescador«No me llaméis Abraham: llamadme Abe…». Así empieza la historia que vais a leer, novela ganadora del premio Bram Stoker 2016. El mayor premio mundial que una historia de Terror puede ganar.

El Pescador, dejará huella en vosotros. De eso no tengo ninguna duda. Al igual que el cebo que flota en el agua, la historia utiliza el inocente acto de pescar para adentrarnos en los temas más oscuros de la experiencia humana, pintando la imagen del sufrimiento mortal a través de la magia, el folclore y el misterio. Con una refinada prosa, John Langan hunde el gancho y mantiene la línea tensa página tras página hasta ir acercándonos al horror de lo desconocido.

Los personajes resuenan en la mente como si fueran carne y hueso, con una melancolía sosegada sobre aquello que se perdió y se echa de menos. Abe y Dan, han encontrado en la pesca la forma de evadirse del sufrimiento que viven tras perder ambos a sus mujeres y, en el caso de Dan, también a sus hijos. En busca de los mejores sitios para pescar al norte del estado de Nueva York, entre los bosques alrededor de Woodstock, sabrán de la leyenda del arroyo del holandés. Una leyenda de un hombre que llegó cabalgando desde el oeste, vestido de negro, en cuyas ruedas del carro destacaban unos símbolos jeroglíficos.

Al principio, sería conocido como El Visitante, luego como El Pescador. Todo aquel que termine relacionándose con él olerá a flores podridas, carne putrefacta y hablará la lengua de los muertos.

Una historia de amistad, pérdidas y sufrimiento. No aceptar la soledad que queda después de que te arrebaten lo que más amas. No es una historia de maldad, aunque salgan monstruos hambrientos de océanos negros. No podréis en sí culpar a nadie por mucho horror que leáis, quién somos nosotros para juzgar a aquel que desea volver a vivir la felicidad que perdió, eligiendo la condenación eterna alejándose de todo lo conocido. Perder el alma entregando el último aliento de vida, aunque eso le lleve a vivir en un lugar de tinieblas y aguas negras. Buscando en ellas, lo que ese océano esconde. Ciudades, cielos con otras constelaciones desconocidas en nuestro mundo. Cañas de pescar que en realidad son cuerdas trenzadas con anzuelos. Un mar más allá del horizonte del mundo que conocemos con profundidades inconcebibles… Allí os espera El Pescador.

La trama de El Pescador es simplemente extraordinaria. Mezcla el dolor humano junto a lugares imposibles. La Biblioteca de Cafrax acertó de nuevo publicando esta novedad. Sí, los lectores españoles merecíamos leer esta maravilla traducida. Entre novela moderna y un toque antiguo muy parecido a como narraba el escritor Robert E. Howard, sobre mares tenebrosos y mundos ocultos.

Dos protagonistas principales que afrontan el horror cada uno a su manera, sabiendo el precio que pagarán. Un pescador que ya pagó el suyo más allá de toda esperanza. Sin ninguna duda, recomendable esta joya literaria.

Reseña: Colder Ómnibus, de Paul Tobin, Juan Ferreyra y Nate Piekos

Colder_omnibusUn ómnibus está más allá de un integral. Suena mejor la palabra que lo define e incluso le da prestigio. O eso reclama el eco. Para mí lo tiene. Un término que determina que contiene todo-todito-todo del titulo recogido y en un solo volumen. Y si es una obra que ha molado, de Terror, gustoso y recordatorio de momentos donde lo leíste; miras ese ómnibus en tu cómicteca con orgullo, incluso acaricias su lomo cuando pasas cerca y… Ah, me puede.

Me puede el haber leído, gozar, tener, poseer, este ómnibus de Colder que Medusa Cómics trae entre sus últimas novedades. Colder fue una miniserie lanzada en cinco números que, tras su éxito, también se convirtió en la primera parte de una trilogía escrita por Paul Tobin, colder03ilustrada por Juan Ferreyra, con tipografías de Nate Piekos, que al otro lado del charco fue editada por Dark Horse Comics.

Colder es un cómic de Terror centrado en la locura, en la pérdida de ésta, un mundo en el que viven abiertamente seres no cuerdos y donde Declan Thomas posee una temperatura corporal tan baja que ni siquiera debiera estar vivo. Declan no ha dicho nada en los últimos cinco años, pero un día decide que es hora de volver a hablar. Sigo: Colder, la primera miniserie, habla sobre todo de Declan. Un tipo que se enfría, que nunca enferma, ni siente dolor, también un ex-recluso de un manicomio que fue destruido en un incendio. Tiene la capacidad de meterse en la locura de una persona, recorrerla, y a veces, curarla. Sin embargo, lo que ansia es curarse a sí mismo. Pero el tiempo se acaba, porque cuando su temperatura llegue a cero… Bueno, ya sabéis.

Con esta premisa Paul Tobin saca adelante una trama la mar de original. Eso sí, para estómagos duros, fáciles de encontrar dentro de los lectores que amamos el género de Terror. Declan Thomas luchando contra esa colder06horribles criaturas que anidan en la enajenación de hombres y mujeres. Donde se topa con una presencia demoníaca, escondida en el mundo real, que ha decidido ir a por él.

La siguiente miniserie que contiene el tomo es Colder: Mala Semilla. Otros cinco números (tónica que parece ideal para esta serie), donde vemos que la “vida” de Declan Thomas continúa después de… Ups, ¡nada de spoilers! Solo diré que los extraños poderes de Declan continúan desarrollándose, ofreciéndole una conexión profunda con la naturaleza de cada locura. Una secuela aclamada por la crítica donde encontramos a un Declan que insiste en curar a otros de su mal. Hecho que le llevará a causar un espantoso caos entre los ciudadanos de Boston.

Colder: La Última Cena es la tercera parte de la serie. También dividida en cinco ejemplares en lo que fue su formato en grapa en su día, cuenta como Declan ha pasado de ser una persona noble a ser un héroe reacio. colder05Quizás es que sabe que esa monstruosa criatura, la que no consigue matar, sigue revoloteando libremente entre Boston y una realidad desordenada y oscura conocida como el Mundo Hambriento. Uniendo a seres de locura con un solo propósito: Matarlo y consumir su alma.

Un magnífico ómnibus que contiene además bastantes extras interesantes. Un extenso sketchbook donde disfrutar de bocetos y anotaciones, del arte de Juan Ferreyra. Unas tiras cómicas dedicadas al mejor género de Terror. Cena de Amigos, un relato corto del propio guionista Paul Tobin basado en el mundo de Colder y ¿Los monstruos tienen pesadillas?, otro aporte del guionista a modo de informe médico, dedicado a algunos pacientes que tienen mucho que decir aún.

colder09He disfrutado como un cosaco, como un poseso, pues eso: Colder Ómnibus. Una magnifica edición que si os soy sincero no esperaba disfrutar tanto. Con ese toque insinuado, con ese personaje con sombrero y de larga sombra que recuerda al mejor de los malvados creados en su día por Stephen King o Joe Hill (que por cierto recomienda el tomo); o incluso recordé la sensación de pavor que me produjo aquel ser medio consumido de la terrible Poltergeist II, en cierto modo parecido a… Mejor no pronunciar su nombre.

Un tomo para acariciar… la locura.

Reseña: Efialtes, de Daniel Aragonés

efialtesPor lo general, las novelas de tipo surrealista intentan que te sumerjas en una situación como si fuera real, dejando al descubierto el mecanismo de la narración sin ocultar que es todo ficción. Es como si te contaran algo basado en la realidad, pero luego se desarrolla de manera absurda u onírica y ves que no, que todo es un cuento, una mentira, un mundo paralelo. La historia que vais a leer aquí transcurre en un ambiente de sadismo que, bajo un mundo onírico, el autor plantea problemas existenciales en situaciones de extrema violencia, torturas, vejaciones; donde leerlo te revuelve el estómago. Pero si intentas visualizarlo en tu mente para comprender lo que te está describiendo, entenderás que va más allá del equilibrio mental humano.

Daniel Aragonés quiso dejar una historia especial que no se pareciera… O al menos, alejarse de lo ya escrito sobre ese mundo y vaya, si lo consiguió. Desde luego, con esta novela rompe con lo usual. Desea convencerte de que el hecho de que algo no pertenezca a tu mundo físico, no significa que no exista y no pueda interactuar. Danilo Argento, un escritor, despierta dentro de un teatro en ruinas después de haber sido secuestrado. Tiene la boca cosida. No entiende nada. Dos hombres y dos mujeres le acompañan en su cautiverio.  Una de ellas cuelga de un cable de acero suspendida en el aire. La bestia gobierna dicho lugar y le dará al escritor un libreto para que él lo complete. Se trata de la obra de Efialtes.

No existe la piedad; el horror y las torturas se juntan con el sadismo de descuartizar bebes, bocas y ojos, vaginas cosidas, arañas que crecen dentro de las personas, enanos que ríen viendo el espectáculo. ¿Qué tiene que ver todo eso con un pueblo llamado Loarre en la provincia de Huesca? ¿Y con una mansión donde los poderosos sodomizan a mujeres y hombres hasta la muerte? Entonces, cuando creemos entender, cuando pensamos que simplemente estamos ante una realidad secundaria y que a la vez, lo que relata nuestro autor no tiene nada que ver con dicha realidad, entonces nuestro protagonista Danilo despierta del coma…

Ya podéis empezar a leer y dejaros la cabeza para poder razonar lo que está ocurriendo o lo que no. Se pierde la capacidad de distinguir los sueños de la realidad. No sabréis si sigue en el mundo real o todo es una mentira de su cerebro en coma. Pero ¿qué más da? No vais a poder parar de leer porque todo ese sufrimiento, las náuseas, el ensañamiento, salvajismo se encuentra narrado de forma soberbia, moviendo el Terror con una prosa, digno del mejor novelista. Sus escenarios cambian con una sencillez increíble, descolocándote siempre de la idea que tenías de la historia. Un autor que sabe cómo debe escribirse algo para que el lector entienda todo en las últimas páginas.

Maravilloso sin más. Una novela de surrealismo sádico bestial. Dejándonos guiños del funcionamiento de la sociedad y de las miserias que esconde. Una atrocidad que no deja respiro, de universos posibles, con un final demasiado horrible de asimilar. Aunque lo que más dolerá será el por qué. Entenderlo hará que maldigáis el momento de haber empezado el libro. Como digo siempre que leo historias que me impresionan, es necesario que este libro acabe en vuestras manos, no tenemos tantos autores que dejen trabajos de esta categoría.

Reseña: Hungry Ghosts, de Anthony Bourdain, Joel Rose y VVAA

hungryghostsNo me queda otra que haceros la reseña de lo que leí anoche. Tengo que contarle a alguien lo bien que lo pasé leyendo Terror, en una noche de terror como es la Víspera de Todos los Santos. O Halloween, como se dice en mi tierra. O el Día de Muertos, el término mejicano que me gusta tanto… A lo que iba: ¿es bastante lógico que los que amamos el género de Terror, una noche así, nos lo curremos para “disfrutar” de lo lindo? Decoración casera, niños llamando a la puerta en cuanto oscurece para pedir caramelos, disfraces, bebidas color sangre, pelis de miedo y antes de dormir (tarde, por que era muy tarde) una lectura acorde a la única noche del año en la que las almas pueden caminar libremente sobre la Tierra.

hungryghosts00¿Cocineros reunidos contando historias de Terror? ¿Qué puede salir mal? Obviamente, en este género, lo que tenga que salir mal, saldrá mal. Medusa Cómics publica Hungry Ghosts, una joyita que llevo siguiendo hace tiempo en Twitter por las notables y constantes menciones que le hacen a la obra grandes del cómic y del género, en especial, Francesco Francavilla; uno de los ilustradores que participan en la obra. Aunque curiosamente anoche, en la lista de una web USA famosa de recomendaciones, Hungry Ghosts era mencionado como uno de los indispensables para leer en la noche de Halloween. Y yo con él en la mano. ¿Demasiadas coincidencias? Todo estaba a favor. O en mi contra para no poder dormir.

Y disfruté como un cosaco, como un poseso, pues eso: Hungry Ghosts. En una noche oscura y depravada, un oligarca ruso se atreve a reunir una serie de chefs internacionales con la idea de jugar el legendario juego de las 100 Velas: un entretenimiento samurái del periodo Edo donde cada narrador hungryghosts02hablará sobre una historia terrorífica de fantasmas, demonios y macabros seres que conozca. Rezar y sobrevivir al desafío que le puede ofrecer mostrarse justo después ante un espejo en la penumbra de la sala. Hungry Ghosts reinventa historias clásicas de yokais, yoreis y obakes. Todos contaminados y con un puntito gustoso, es decir, relatos con la comida muy presente. Kaidan es la introducción a la historia. En El Esqueleto Hambriento, un chef de ramen se niega a ayudar a un mendigo con terribles consecuencias. En Los Piratas, una chef sugerente hablará de lo que le sucedió a una banda de piratas que deciden quedarse con una mujer en el barco para sus deseos más lujuriosos. Continúa con dos espantosos relatos en el Mediterráneo: El Caballo Salado, transcurre en nuestro país y habla de un rico terrateniente español, dueño de un extenso rancho, con un apetito voraz sobre los bonitos animales que recorren su establo. En el sur de Italia, Las Cabezas cuenta la historia de un maestro de cocina exiliado con un apego insano por su nuevo aprendiz.

Para mí, la maravilla de maravillas de este tomo son los dos siguientes: Bien Profundo, el cual narra muy bien lo que debe ser ingresar, trabajar y relacionarse en una de esas cocinas con tantos rangos de hungryghosts04chefs. Donde encontramos como se va a pique una excelente cocina francesa, y como se le da respuesta a un chef abusivo y deleznable. El Furúnculo del Abdomen es otra genialidad. Además de estar ilustrada por mi amado Paul Pope, el dicho “El camino al corazón de un hombre es a través de su estómago”, adquiere un nuevo significado aquí.

Sin darme apenas cuenta, el tomo que tenía entre mis manos finalizaba y yo no quería. Me encantaba todo lo concerniente a Hungry Ghosts y no podía creer como esta obra no había tenido más repercusión en nuestro país. La Mujer de Nieve nos lleva a la congelada prefectura de Nigata, donde el heredero de una cabaña de paso que ofrece comida a los viajantes no puede mantener la boca cerrada y eso será su perdición. Y por último La Cabeza de Vaca habla de aldeanos desolados por la hambruna y lo que su hungryghosts05voraz e impensable forma de comportarse les llevará a hacer con un extraño que aparece en el pueblo.

Para lectores adultos, se indica en la edición original. Pero es el típico cómic por el que yo me las ingeniaba en mi niñez para poder leer. Como los de la EC. De hecho, comentan los autores que es un homenaje a aquellas historietas de terror ilustradas que el Cómic Code intentó destruir.

Elaborado por el autor y chef Anthony Bourdain (Kitchen Confidential, estrella de TV de Parts Unknown ganadora del Emmy Award) y el aclamado novelista Joel Rose (Kill, Kill, Faster, Faster y el número 1 del hungryghosts03New York Times y bestseller Get Jiro!); se reúnen de ilustradores estelares como Alberto Ponticelli, Vanesa Del Rey, Leonardo Manco, Mateus Santolouco, Sebastian Cabrol, Irene Koh, Paul Pope y por supuesto el maravilloso Francesco Francavilla; nace esta obra de Medusa Cómics que ningun amante del mejor género de todos debería perderse.

¡Trae hasta las recetas de cada plato oriental que aparece! Una de las mejores lecturas del año.

Reseña: Contemplad el Vacío, de Philip Fracassi

ContempladelvacíoLa lectura de la ficción nos permite experimentar el miedo, poseerlo y procesarlo de una manera manejable. Necesitamos miedo para lidiar con nuestros miedos. Con el autor Philip Fracassi retrocederemos en el tiempo, regresaremos a las maravillosas historias cortas de los años 70, aquellas donde el horror sobrenatural, el miedo y la ciencia ficción creaban una atmósfera diferente que solía provenir del lado más metafísico. Historias donde los personajes son personas normales que acaban encontrándose con lo incorpóreo. El horror a menudo trata temas de lo desconocido, pero también de lo humano y ahí queda siempre la gran pregunta: ¿cuál de los dos nos asusta más?

Nuestro autor nos deja nueve grandiosas historias, de aquellas que ya creíamos olvidadas, porque no imita a nadie, escribe como se narraba antes cuando un escritor asustaba con palabras. Es una maravilla de antología, desde luego la editorial Dilatando Mentes tuvo buen ojo al sacarla. Una obra premiada (Mejor Antología del 2017 por This Is Horror), y no me extraña, pocas veces me dedico a escribir privados mientras leo para recomendarles la lectura a mis amigos y esta vez lo hice: “Debes leer esto, es increíble, tengo la sensación de estar leyendo a los grandes maestros de la literatura regresando aquellos años de más allá del límite o Twilight Zone“.

Tom recibe a altas horas de la noche una extraña llamada telefónica de su amigo Marcus. Lo encontrará sentado en el suelo con los ojos cerrados, mientras un horrorizado Tom intenta entender la locura grotesca en la que se encuentra.

La segunda historia nos lleva a una piscina. Un día soleado transformándose en un cielo oscuro. En el fondo de la piscina comienza abrirse una grieta… Seguiremos con Ladrón de caballos. Esa extraña niebla que parece salir de la nada llevará a Gabino, un ladrón de caballos frente a un tótem. Estática en la radio, lo maldito, leyendas del séptimo hijo… Con el título del cuarto relato ya supe que esa sería mi historia favorita: El ataúd. Sylvia mira a su abuela muerta en una funeraria. ¿Quién fue su abuela en realidad? Nada volvió a ser igual cuando le contó ciertos secretos a su nieta…

¿Os gusta lo que vais leyendo verdad? Lo sé, yo también amo esa clase de historias con esos elementos especulativos de lo sobrenatural y de ciencia ficción que busca fusionar los viejos y nuevos mundos del miedo para producir algo nuevo. ¿Qué llevará a una mujer a desear abrir un orfanato y a interesarse por una asesina de niños? El cura Samuel pronto lo comprenderá.

Mary, una niña misteriosa de nueve años, conocerá en unas vacaciones a Adolf, un joven con un cuerpo deforme. Continuaremos con un matrimonio en el que ella no acaba de alcanzar sus sueños. Símbolos arcanos, un bebé… A prueba de fallos título del octavo relato habla de una madre monstruo. Suele estar encerrada, pero hoy suplica que abran la puerta… Y terminamos con el más humano y sobrenatural de todos. Un juego de niños llevará a uno de ellos a quedar atrapado en una cala mientras sube la marea. Su padre, ajeno a todo, entró en el mundo onírico…

Un gran libro, de esos de los que no vais a querer desprenderos nunca. Regalaréis unos, otros, pero este no, seguirá con vosotros en vuestra biblioteca. Unos relatos cuya intensidad se encuentra en la forma que fueron narrados y en los giros que le dio su autor. Pero recordad, podemos cerrar ese portal cuando lo terminemos. Es el único consuelo que nos quedará después de leer estos increíbles relatos. Os lo recomiendo sí o sí, no hay otra forma de decirlo.

Reseña: El Visitante, de Stephen King

elvisitanteAsí bajito y casi por la puerta de atrás, van llegando las nuevas obras de Stephen King a nuestro país. Entendedme: sus nuevos títulos siguen conteniendo un gran atractivo, Plaza & Janes sigue siendo la encargada de contentar al aficionado, pero algunos vivimos aquellos días intensos en los que cuando llegaba una nueva obra del maestro, corríamos el mismo día a comprarla y buscar la mínima excusa para sentarnos a leer. Eran tiempos maravillosos, de ansia viva, de libros geniales a cada cual mejor. Sin saberlo, en muchos nosotros el Rey, estaba sembrando no solo el amor por la literatura (sí, por la literatura y el acto de leer y el que no piense así de King ya puede alejarse de esta reseña), lo que decía es que en muchos de nosotros había sembrado un semilla terrible. Esa misma que a muchos que no lo han intentado a día de hoy, se los va comiendo por dentro hasta que lo hacen. El arte de escribir.

Dicen que decayó, que sus libros ya no son lo que eran, pero lo cierto es que aún así en cierto modo, Stephen King tiene mucho más calidad escribiendo, que la mayoría de los autores que puedes encontrar hoy entre las novedades. Por eso (y por que muchos somos como zombies que necesitamos de él cada poco: lectores constantes nos llama), con cada novedad, ahí estoy como un campeón el primero para ver que me quiere contar esta vez el abuelete King. Y me encantó El Visitante, una trama donde King prueba una vez más ser maestro del horror…, del que gozamos los seres humanos.

El Visitante me perturbó en ciertos momentos, rompió mi inestabilidad en algunos párrafos y cierres de capítulo; unos cimientos que creí endurecidos en alguien que ha leído, lee y visualiza tanto Terror como yo… Llegaron a mí cerebro mensajes inconscientes del tipo: ¡¿Qué acaba de pasar ?! Las primeras trescientas (de casi seiscientas) fueron para mí simplemente irreprimibles. Adictivas como hacía tiempo que no. No sé si fue el momento, las situaciones y donde me encontraba, donde lo he devorado; todo ello suele influir en la lectura, pero fue de esos pocos libros que necesitas parar por que te gusta tanto que quieres reservar días de descanso, intervalos, para digerirlo bien. Había giros de tuerca en abundancia y es curioso pero en cierto detalles, no supe decir qué rumbo tomaría King.

Desde el principio, El Visitante te agarra de la solapa. Al abrir con un capítulo llamado La Detención, King nos da un poco de doble narrativa. En la actualidad, el detective Ralph Anderson es el encargado de llevar un caso sobre el espantoso asesinato de un niño. La persecución e investigación que lleva a cabo es un poco trasfondo, contada a través de entrevistas con testigos e informes policiales, forenses y escenas en la morgue (que nos brindan información detallada sobre la víctima y el presunto autor Terry Maitland, un entrenador de béisbol juvenil), varias escenas en las que percibimos que Anderson tiene en cuenta que la linea entre detención con espectáculo deshonroso para Maitland y caso hermético; sea sólo una fina y delgada linea.

Tienen su ADN, sus huellas dactilares, una serie de testigos que explican prácticamente cada uno de los movimientos del sospechoso inmediatamente antes y después del asesinato. No obstante, es un caso tan abierto como cerrado cuanto más se profundiza en él. Un procedimiento policial, uno que hundió sus garfios en mí con su modo de narrarlo tan verídico y con personajes convincentes como en los mejores años de King. Respecto al atroz asesinato de un niño, habría sido fácil para King seguir el camino espantoso de esos casos como los que vemos en las noticias a las tres de la tarde. En cambio, aborda el tema con un desapego casi clínico, entregando los detalles a través de informes impersonales de los diversos departamentos involucrados en una investigación de muerte horrenda e intento de diferenciación entre homicidio y asesinato.

Un historia que nos permite construir nuestras propias pesadillas a partir de la información impartida en transcripciones oficiales. Una forma brillante de hacerlo y original. Una de mis cosas favoritas de los libros del maestro son esas escenas realmente simples y con ello me refiero a diferentes personajes o miembros de familia normales charlando en la cocina tomando un café. Tiene una forma de hacer que partes de la historia aparentemente insulsas sean interesantes. Los personajes tan reales siempre fueron el fuerte de King. Uno de ellos sabes que podría ser perfectamente tú vecino, un primo lejano o un compañero de trabajo. Hablan igual. O te recuerdan a alguien que conociste y eso te toca la patata. Hace que quieras y te mole saber más de élo o ella. Algo que sinceramente eché de menos en Bellas Durmientes, aunque ahí supongo que tiene algo que ver su hijo Owen King.

Hay una razón por la que es el Maestro del Horror, y El Visitante sin ser una novela top del de Maine como es para mí Cementerio de Animales, El Resplandor, El Misterio de Salem´s Lot…, u otras muchas, y por que rara vez ya alguna será tan brillante; sí que consigue aquí un tipo de Terror raras veces contenido en sus novelas. Los elementos procesales son simplemente el preludio, la carne y las papas fritas de un enorme plato de degustación de narrativa rápida. Que como postre nos llevan a un final al que no quieres llegar, pero necesitas leer.

Reseña: Tiempo Extraño, de Joe Hill

tiempoextrañoNocturna Ediciones nos mantiene al tanto. De esas editoriales a las que hay que mirar de reojo cada poco, en especial, si eres ese amante del género de Terror inquieto por saber cuando y donde saldrá la próxima joyita. Unos meses atrás di en Twitter con la esperada noticia de un nuevo titulo publicado en breve y en español del siempre elegante Joe Hill. Un buen tocho con un toque muy especial, pues Tiempo Extraño no es una sola historia sino cuatro novelas cortas recogidas en un solo volumen. Un buen cúmulo de sensaciones disponibles para los que seguimos con tanta pasión lo que sale en nuestro idioma de este hombre…, secuelas renovadas del legado de su padre. Pues a nadie le sorprenderá saber a estas alturas que Joe Hill es el hijo pequeño de Stephen King (aquel rubito que salía en Creepshow) y bueno, ya sabéis cuanto de responsabilidad recae sobre ti al tener un progenitor de tal calibre, dedicarse a escribir el mismo género e intentar hacerlo bien.

Joe Hill abre la puerta al cementerio de sucesos con Instantánea (Snapshot), una misteriosa historia que gira alrededor de una cámara Polaroid. ¿La asociáis ya directamente a El Perro de la Polaroid de papá King? No hombre, esperad. Aunque es normal, al principio pensé lo mismo, me preocupaba que Hill copiara a su padre. Pero Hill tiene una buena historia que contarnos y hace lo que tiene que hacer. Ambientada en Cupertino (California), en 1988, y la relación entre Michael Figlione, un adolescente y uno de sus cuidadores, un vecino anciano que navega en la angustioso progreso del Alzheimer; un buen día cuenta que está tratando de evitar al Hombre de la Polaroid. Y los demás asumen que es uno de los muchos delirios de su mente debilitada. Y adivinen qué. Sí que hay un Hombre de la Polaroid: un tipo con muy mal genio que conduce un Cadillac y va tomando instantáneas de la gente para robar sus recuerdos.

En la mejor tradición de la historias de horror: un niño, mayores alrededor que no le hacen caso y un encuentro. Y la idea de deshacerse de un monstruo que habita entre nosotros. Mucho más que una historia típica del siempre temido Hombre del Saco.

Cargado (Loaded) aborda la obsesión favorita de la mayoría de los residentes en USA por un ídolo verdadero como son… ¡las armas! Nos lleva a St. Possenti, Florida, en 1993, con una escena y noticias muy familiares a día de hoy: un joven negro asesinado a tiros por la policía, por haber confundido un estuche de CDs que tiene en la mano, con un arma. Veinte años después, en 2012, un crimen pasional cometido en un centro comercial por una mujer armada, un altercado, un lío de cojones, cuando el vigilante de seguridad del centro comercial, actúa sin comprender e interviene matando a más personas que la asesina original. Incluido al único testigo que podría arrojar sobre lo ocurrido. Pero curiosamente el vigilante es alabado como héroe en la prensa local. Aunque hay reportero detrás (amigo del joven asesinado en 1993) que empieza a descubrir que los elementos de su historia no suman.

Un final sorprendente, aunque no debiera ser así.

En el Aire (Aloft) abre con un desarrollo muy interesante. Para mí la historia más original del libro. Comienza con un paracaidista llamado Aubrey que realiza su primer salto…, y de alguna manera cae sobre una nube totalmente sólida que soporta su peso a seis mil pies sobre el suelo. Cuando Aubrey trata de entender este fenómeno inexplicable y encuentra una manera de escapar, descubre que la nube es en realidad hipersensible y está ansiosa por complacerlo…

Una historia que termina de manera conmovedora. Un buen ejemplo de la habilidad de Hill para usar fenómenos fantásticos con la intención de explorar la humanidad de sus personajes.

Lluvia (Rain) cierra la antología y mola ver que la trama tiene una perfecta relación con Fuego (The Fireman), gran novela de Hill, publicada también por Nocturna Ediciones y por supuesto, ya reseñada por nosotros. A groso modo, Lluvia funciona en una escala similar. Una mañana, en Boulder (Colorado), una masa de nubes y truenos irrumpe en los cielos y lo que se vierte no es agua sino un diluvio de agujas, tan afiladas e impulsadas que arrancan la carne de los huesos, destruyen la maquinaria y arruinan todas las estructuras, excepto las más resistentes. Cientos de teorías científicas intentan buscar una lógica a esta pesadilla meteorológica y Hill alinea su historia con todos los escenarios de pesadilla extrapolados en las noticias contemporáneas sobre las consecuencias del cambio climático y el calentamiento global – ¡Alguien ha descubierto cómo envenenar el cielo! -; pero después del torbellino de respuestas inconclusas, el autor decreta el mejor testimonio posible sobre la resistencia y adaptabilidad de nuestra especie cuando se enfrentan a las condiciones más duras.

Es la única historia cuyo alcance y desarrollo, te hace sentir más como una novela que como un relato.

Tiempo Extraño es la última oferta de Joe Hill en nuestro país. Aquí se recogen cuatro novelas unidas por el tema del clima (a veces de manera muy sutil, otras más sutilmente), el caso es que Hill pese a no tocar aquí el tipo de Terror que más me gusta; lo sigue haciendo bastante bien. Une el fantástico, personajes y situaciones reales en un todo. Por supuesto, vale la pena el viaje.