Archive for Ciencia Ficción

Reseña: La Guerra de las Salamandras, de Karel Čapek

la-guerra-de-las-salamandrasGigamesh es una editorial que apuesta fuerte por el fantástico. Fuera de la Fantasía donde lo bordó trayéndonos Canción de Hielo y Fuego (Juego de Tronos para los televisivos) o el Primer Libro de Lankhmar (¡¡parece que por fin ya viene el siguiente!!); fuera de ahí, se puede decir que es una editorial centrada en publicar Ciencia Ficción. Por un tubo, taco, tela marinera, a cascoporro, mucho-muchito… de Ciencia Ficción. Trayéndonos autores que normalmente no están en el candelero de otras editoriales. Y eso es de agradecer. En especial, cuando recupera clásicos que todo el mundo debiera vivir…, quiero decir, leer.

En la literatura de CF hay escritores para todos los gustos. Los hay multipremiados por toda una carrera, los hay reconocidos tan solo por una obra en especial, pero también autores que escribieron una historia, tuvieron una idea un día, lo bordaron y ahí se quedaron. En mi opinión la CF es un género de selección. Es decir, sólo si sabes seleccionar bien, te molará el género hasta el fin de tus días. ¿Qué quiero decir en definitiva? Que de tu elección depende. Son situaciones, momentos, serendipias que suceden o no. Como por ejemplo la última novela de Karel Čapek, La Guerra de las Salamandras, la cual fue completada por su esposa y publicada en 1941 como The Cheat, y que gracias a ello ha llegado a nuestros días un autor al que me he sentido muy cercano recientemente. Pero la mejor forma de que esta novela checa de 1936 encuentre a sus lectores es simplemente describir la trama. Así de fácil. Original como ella sola.

En un rincón aislado de los Mares del Sur, un capitán holandés descubre una especie desconocida de tritón nadando en las aguas poco profundas de una ensenada que los lugareños siempre han evitado. Cuando el capitán atraca en una isla vecina, los tritones parecen fascinados por él y extrañamente descifran sus señales. Esos anfibios que miden casi un metro de alto, tienen una estructura similar a la de los niños, y cuando están en tierra caminan sobre sus patas traseras. Según las instrucciones del capitán, los tritones son famosos por extraer perlas de las ostras, incluso se dice que esas criaturas usan una cuchilla para abrir sus propias conchas. No obstante, a pesar de estas habilidades, los tritones han permanecido atrapados en la ensenada durante incontables siglos, por lo que no pueden nadar en océano abierto y su población se mantiene bajo control por los tiburones que acuden con regularidad a devorarlos.

Es entonces cuando se le ocurre un plan al capitán, basado tanto en la codicia como en lo que a él le parece compasión. Con la ayuda de un industrial checo, el capitán comienza a sacar a los tritones de su ensenada utilizando un tanque en su bote. Él los extiende a otros bajíos locales donde pueden prosperar sin ser molestados. A cambio, los tritones recogen las perlas que los buzos humanos no han podido alcanzar. Pero sin visitas posibles de tiburones, los tritones se multiplican a un ritmo sorprendente (una hembra puede liberar cientos de huevos viables) y pronto, como era de esperar, una súper población descontrolada representa un peligro para esos que nos hacemos llamar humanos…

Decidme que este genial relato recuperado por Gigamesh no es original pese a sus más de setenta años. La Guerra de las Salamandras es una novela satírica que se detiene en las repercusiones del hombre sobre el medio que le rodea. El daño a Gaia que representamos y las referencias al mal que el ser humano trajo al planeta azul desde que encontró “la razón”. Colonialismo, comercio de esclavos, explotación laboral, producción capitalista, fascismo e incluso nacionalismo. Todo representado por unas salamandras inteligentes que a su modo intentarán cambiar lo que les rodea.

A ver si ellas pueden.

Reseña: Consecuencias. El Fin del Imperio, de Chuck Wendig

star wars_elfindelimperioA un día de uno de los grandes estrenos fílmicos de la historia de Star Wars, os vuelvo a aportar otro cachito de este Universo Expandido que cuando no sale de la mano de Claudia Gray, lo hace de la mano de Chuck Wendig. Que todo haya vuelto a resurgir, que Star Wars esté de nuevo aquí, con nosotros, ahora, a doquiera que miremos, en mi opinión, no solo es culpa de la enorme compra-todo Disney. Tiene mucha culpa también esa tapada gestión (solo durante unos años) de toda una cantidad de autores centrados en los llamamientos de una editorial y sobre todo de una generación de fans de Star Wars, que pedían más. Star Wars Episodio VIII: Los Últimos Jedi obviamente va por otros derroteros. Pero recordad que en este mundillo, todo-todito-todo está relacionado. Y más tarde o más temprano se tirará de algún lado y se encontrarán algunas caras. Porque aunque toda esta historia se desarrolla en una galaxia muy, muy lejana, en realidad está muy, muy cerca de nosotros. No sólo por todo el material que acarrea cada nuevo film, también por la de cómics, novelas basadas en la franquicia que nunca vieron la luz o que aún no habían aterrizado aquí y que ahora lo hacen. Y que gracias a la renovada moda volvemos a tener a mano. Las culpables son las mismas. A las que hay que agradecer todo esto. Timun Mas, Planeta Cómic…, en definitiva, toda la labor editorial que está haciendo Planeta.

El Fin del Imperio es la novela final de la trilogía de Chuck Wendig que concluye la serie Consecuencias (Aftermath). En esta ocasión nos reunimos con el escuadrón de Norra Wexley mientras continúan la caza de la ex Gran Almirante Imperial Rae Sloane después de su aparente traición al final de Consecuencias: Deuda de Vida. Sin embargo, parecen no saber que Sloane estaba siendo manipulada por el sombrío Gallius Rax, ex asesor del difunto Emperador Palpatine. Y este temible enemigo está decidido a “recoger” a su antigua aliada en el planeta desierto de Jakku…

Pero un momento, retrocedamos un poco para el que aún no sepa nada. En Consecuencias, la primera novela, los dejamos en escena y junto a otros personajes como Sinjir Rath Velus, Jas Emari, Jom Barell y Mister Bones, siendo enviados a conseguir algunos objetivos imperiales a sugerencia del Almirante Ackbar. Armados con holocrones de datos que Temmin robó a su antiguo señor. Como le gusta hacer a Wendig, ya en el principio de la historia, entramos de lleno a la acción, tratando de secuestrar a un Imperial de un bastión del sindicato del crimen. Pero Norra Wexley se emperra en perseguir con desdén a la Gran Almirante Rae Sloane y resto de líderes del Imperio a través de la galaxia. Los cazados oficiales son llevados ante la justicia, pero Sloane consigue escapar, y los rebeldes la temen, ya que si hay alguien capaz de restaurar el antiguo régimen, esa es ella. Es entonces cuando la intensa búsqueda se interrumpe cuando Norra recibe una petición urgente de la Princesa Leia… Deuda de Vida era una novela mucho más eficiente que su predecesora Consecuencias. El enfoque y el propósito son más claros y gozaba de una tremenda acción.

Ahora con El Fin del Imperio llegamos al final de un trilogía que crece en importancia con el avance de las páginas. Como es el caso de muchos libros de Star Wars, la historia en El Fin del Imperio se puede dividir ordenadamente en dos. La primera mitad se centra parcialmente en los viajes de Norra y Sloane hacia Jakku, que avanzan lentamente a medida que se construye la inevitable confrontación. Y la segunda es el objeto, recapitulación y las consecuencias que ha generado la última batalla vivida.

Me entero que, Rae Sloane, uno de los personajes más fascinantes que he conocido en este Universo Expandido, en especial, en estas novelas recientemente publicadas, tiene su mayor auge aquí. La podemos encontrar en una situación muy diferente a donde leíste anteriormente; llena de ira por la dirección a la que Rax ha llevado a su amado Imperio. Otra cosa que mola bastante y que aporta esta trilogía, es la oportunidad de aprender más sobre el duro entorno del planeta Jakku. Que en mi opinión es una personaje en sí mismo. Con todos sus integrantes y algunos de los grupos que allí viven como la repugnante Niima the Hutt y sus seguidores de culto, al más puro estilo Indiana Jones y el Templo Maldito.

Algunos fanáticos pueden sentirse decepcionados al ver que Leia y Han Solo no juegan un papel importante aquí como lo hicieron en Deuda de Vida. Sin embargo, sí que tienen “su momento”. Y no dudéis que el mayor atractivo de la novela es la muy publicitada Batalla de Jakku, que deja al planeta en el estado en que lo encontramos en El Despertar de la Fuerza.

No me digáis que los patrones unidos así no molan. Es muy chulo descubrir la de semillas que Chuck Wendig planta con sus novelas y como encaja los puzzles al final. Una trilogía bastante rica en todos los aspectos.

Reseña: Ciudadano de la Galaxia, de Robert A. Heinlein

CIUDADANO_DE_LA_Galaxia_TD_31.inddPublicado en 1957 por los hijos de Charles Scribner y registrado ese mismo año por Robert A. Heinlein, Ciudadano de la Galaxia fue el décimo de los Heinlein Juveniles y eso que para la época no es que fuera considerado un título para chicos o chicas; tened en cuenta que tiene lugar en un futuro muy lejano donde la humanidad se ha extendido ampliamente a través de la Galaxia. No obstante, el prota ronda los diez o doce años de edad al comienzo de la historia, se llama Thorby, y a todos los efectos es un niño que vive en un planeta donde a pesar de estar situado en un futuro lejano, la organización social se asemeja bastante a la de la antigua (agarraos fuerte), a la de la antigua Babilonia.

Ciudadano de la Galaxia abre con una subasta de esclavos donde Thorby es el objeto de venta. En una escena tan repugnante como cómica, Thorby se ve vendido a un mendigo. ¡Vendido a un mendigo! Alguien sin un centavo llamado Baslim, un señor que parece estar solo un paso por encima de la esclavitud… La primera parte de la historia se refiere a la evolución de una relación maestro-esclavo en una relación padre-hijo durante el cual Thorby descubre que Baslim el mendigo para nada es lo que parece. Es a medida que pasa el tiempo y Thorby se va convirtiendo en adolescente, que su jefe y maestro le va dando una serie de mensajes al chico. Mensajes para entregar a personas cercanas al espacio-puerto cercano en el que viven. Ahí es donde Ciudadano de la Galaxia se vuelve una novela tremendamente atractiva e interesante pues a través de estos viajes, Thorby empieza a entender (o a sospechar) que Baslim está involucrado en algún tipo de actividad encubierta e ilegal de algún modo. En especial, por lo último vivido: Baslim utiliza la hipnosis para darle a Thorby un conjunto de complejas instrucciones que se utilizarán en caso de que algo le suceda…

Ciudadano de la Galaxia es una novela de Ciencia Ficción del escritor estadounidense Robert A. Heinlein, uno de los grandes maestros del género, autor también de mi amada Starship Troopers. Ciudadano de la Galaxia fue originalmente serializada en la revista Astounding Science Fiction en los meses de septiembre, octubre, noviembre y diciembre de 1957. Una de las joyas de la CF en mi opinión olvidada a la hora de ciertos rankings o menciones de mejores títulos escritos de la Ciencia Ficción clásica. Algo olvidada pero que Ediciones B en su magnífico sello Sin Límites vuelve a poner en el cartel para que todo aquel gran aficionado la disfrute, si aún no fue el caso, quiera recuperarla o recomendablemente regalarla como indispensable que es.

Una historia fuertemente influenciada por el Kim, de Rudyard Kipling, con el tema de la esclavitud como una institución aborrecible pero persistente como uno de los temas principales de la novela. Heinlein lo reconoció claramente en su día en sus múltiples formas y lo odió con la misma claridad. La esclavitud está en la primera página del libro y en la última, y estoy convencido de que Heinlein no consideraba la esclavitud como una institución muerta sino como algo que debiera cortarse a tiempo o duraría muchísimos años en el futuro.

La lealtad personal y familiar es otro tema abordado por Heinlein en este libro. Thorby siente lealtad hacia Baslim y la necesidad de seguir sus instrucciones mucho después de saber que… Bueno, no quiero desvelar nada más de esta tremenda trama. Sólo recomendar la obra hasta sus cimientos. Pues hay mucho más aquí de lo que parece. Un gran clásico, a un precio magnifico y con una bellísima portada; ahora en una edición de coleccionista que es guapa se mire por donde se mire.

Reseña: Leia, Princesa de Alderaan, de Claudia Gray

leia¿Os hacéis una idea? Por alguna razón Timun Mas y Planeta Cómic han decidido traernos estas novelas tan recomendables. ¿Un modo de saciar el ansia que nos gobierna a todos de ver/vivir/leer más y más cositas de Star Wars? Pues sí. Y eso que el Episodio VIII está a la vuelta de la esquina. Aun así, novelas que ayudan, ponderan, insinúan y te sitúan. Para indagar en: ¿qué hubiera pasado sí? ¿qué estará ocurriendo en…? Un todo. Novelas para adultos, para jóvenes… El eterno mal del frikismo es ver gente diciendo que nuestros gustos son cosas orientadas a jóvenes. Aunque se ve cada vez menos, es cierto, pero lo bueno de verdad: cine, libros, cómics; ese trío-tandem les está comiendo el terrreno a todos lo demás. Y sólo les queda unirse…

La princesa Leia Organa de Alderaan siempre ha sido muy consciente de su suerte. Desde la infancia, es conocida por ser adoptada como heredera de Alderaan. Es una verdad que todos en su planeta, por no mencionar el resto de la Galaxia, también conocen. Pero eso nunca ha detenido a Leia de sentirse amada, o como si fuera parte de una familia, aunque extraña. Sus padres adoptivos, el Canciller Bail Organa y la Reina Breha Organa, no han mostrado nada más que amor incondicional hacia su hija. A cambio, Leia nunca ha cuestionado realmente a sus padres biológicos, ya que tiene toda la familia que podría querer tener un niño sin padres. Y los tiene a su vera. Pero el año en que Leia cumple dieciséis años se somete a los ritos habituales de ser confirmada como heredera real (completando tres desafíos: corazón, mente y cuerpo), y todo cambia inexplicablemente. Su padre, una vez tan cariñoso y cercano a su hija, parece distraído y distante. Incluso cuando Leia está estudiando en su habitación para actuar como miembro de la asamblea juvenil del Senado. Su madre, Breha, también parece estar completamente preocupada con sus tareas como contable y siempre planea un banquete después de…, cada banquete. A menudo sin explicación ni discusión. Leia Organa nunca se ha sentido tan sola. Pero Leia es una chica pragmática y se ha propuesto mostrarle a su familia y al resto de la Galaxia que toma en serio su papel de princesa de todo un reino. De todo un planeta. Por lo que decide dar la cara ante sus desafiantes reales. Y así, con su corazón en la mano, elige ofrecer ayuda humanitaria a un planeta particularmente empobrecido por la guerra y la ocupación Imperial. Y una vez que aterriza en el planeta, se da cuenta del error cometido…

¡Santas Pascuas, qué libro! Sabes que un libro es bueno cuando empiezas a abstraerte con él. Cuando todo tu alrededor empieza a disolverse mientras lo lees en el metro, en tu sillón de lectura favorito, en realidad, en cualquier sitio y momento que se precie. Encuentras en el nuevo libro de Claudia Gray que Leia es poderosa en muchos niveles, desde la caracterización hasta su relación costumbrista con el sentido del deber. Que se convierte en un personaje que mola bastante más. Leia, Princesa de Alderaan (¡Oh, condenado Alderaan!) te sumerge en los desarrollos de una trama que nos muestran cómo Leia se involucró en la Rebelión, y a todo lo que ella tuvo que renunciar para convertirse en la mujer que más tarde derrocaría al Imperio.

Comencemos por lo obvio, maldita sea, Claudia Grey tiene una habilidad especial para la voz de este personaje. Después de leer y engancharme a estos libros con Estrellas Perdidas, estuve encantado de saber que Gray volvería con el personaje en esta novela tan esperada. Centrada, en uno de los personajes principales de la saga. Una novela que detalla el ascenso de Leia como rebelde y líder y digo más: una historia que merece un film por sí misma.

Me lo temía, Leia, Princesa de Alderaan ha cambiado mi visión del personaje. Ahora para mí ella es diferente, incluso, me paro a pensar en “todo lo que ha vivido” cuando vuelvo a visualizar las pelis. Recuerdo lo ocurrido aquí: la pérdida devastadora pre-Alderaan que marcará su desarrollo narrativo. Pienso en los libros en los que aparece, cómics y películas posteriores; y ahora entiendo ciertos comportamientos que no entendía. Cosas como leer como Leia regresa a Naboo, se une a la Reina actual y como es sabido, cae en una de las trampas más aterradoras que recuerdo en este Universo… My friends, eso sí ha sido toda una aventura.

Reseña: Estados Unidos de Japón, de Peter Tieryas

P-UNITED-STATES-OF-JAPANLa premisa de Estados Unidos de Japón es algo que me fascina. En general, la simple idea de la distopía basta para atraerme hacia cualquier libro o película. En este caso, la idea de base es sencilla: Estados Unidos pierde la segunda guerra mundial y son Japón y Alemania los que se alzan con la victoria, imponiendo sus regímenes a lo largo y ancho del mundo y dividiéndose el territorio de los Estados Unidos.

Algo que ya hizo Phillip K. Dick en El hombre del castillo. Y como me ocurrió con la novela de Dick, Estados Unidos de Japón me deja con la sensación de que han desaprovechado una gran premisa.

Pero vayamos por partes. Aquí el protagonista es Beniko Ishimura, un hombre que trabaja en el departamento de censuras y que es conocido en el cuerpo militar por dos razones: la primera, su absoluta lealtad al régimen (cuando era joven denunció a sus propios padres tras escucharles hablar sobre planes de traición), y la segunda, su fascinante capacidad para no mostrarse todo lo competente que debería ser en el campo. De ahí que haya terminado con sus huesos en una oficina en la que tampoco se le exige demasiado.

El caso es que existe un grupo terrorista denominado “los George Washington” que luchan por recuperar el espíritu de los antiguos Estados Unidos y que están intentando esparcir un juego que muestra a los americanos como vencedores de la guerra. Se cree que el antiguo mentor de Ben está detrás de la creación del juego y es por esa razón por la que la agente de la Tokka Akiko Tuksino contacta con él y le solicita su ayuda en la investigación.

Sinceramente, creo que lo mejor de esta novela (aclamadísima, por cierto) es el fascinante universo que recrea. Ese territorio gobernado por un Japón que considera a su Emperador una deidad y no admite ni siquiera un pensamiento contrario a esa idea, un régimen totalitario, fascista y represivo cargado de tecnología futurista que va desde las porticales que manejan todos los individuos hasta inmensos robots mecánicos que patrullan las calles.

Sin embargo, en mi opinión, la historia pierde fuerza a medida que deja de embaucarnos con esas imágenes fantásticas (y en algunos momentos aterradoras) y se centra más en la parte de acción de la historia. A mí, sinceramente, hubo partes que se me hicieron cuesta arriba hasta el punto de llegar a la recta final con ganas de terminar en lugar de deseando que le quedaran todavía más páginas a la historia. Lo cierto es que hay pasajes que son tediosos. Hay conversaciones que no aportan nada, momentos en que los personajes se vuelven vacíos y están ahí únicamente por necesidades de la historia, e incluso fragmentos en los que se percibe cierta bajeza que, no sé si lo que pretendía el autor era resultar humorístico, pero en mi opinión resultan indignos para un libro de este calibre.

Lamentablemente, se trata de una lectura que no ha terminado de convencerme. La primera piedra que me encuentro en la Editorial Nova, de la que hasta ahora solo he leído libros que me han parecido joyas.

Reseña: Star Wars. Discípulo Oscuro, de Christie Golden

starwars_discipulooscuro¿Con el paso del tiempo baja un poco el hype? Mmmm, no sé yo. Depende de como te lo montes. A los que ya amamos esto, nos gusta retroalimentarnos con más combustible, sea cual sea el ramal que se toque del Universo Expandido. Para ello, y en principio, sólo para nosotros Timun Mas y Planeta Cómic deciden seguir aportando combustible para los incondicionales fans. ¿Un modo de saciar el ansia que nos gobierna a todos a la espera del PRÓXIMO CAPÍTULO es ver/vivir/leer más y más cositas de Star Wars? Pues sí. Indagar. Una novela para adultos, para jóvenes… Tramas amenas por encima de todo y palomiteras. No sé por qué se molesta cierta gente en que se diga que Star Wars está orientado a jóvenes. ¿Acaso ellos eran ya viejos cuando nos llegó la trilogía inicial? Un mundo hecho para todo aquel que quiera sumarse a ella. No hay más palabras, señoría…

Star Wars: Discípulo Oscuro, de Christie Golden es una mirada única a dos polémicos personajes. Una historia, una exploración al crecimiento personal de una mujer y toma única y moral de la Fuerza. Pese a todo, cuando comienzas a leer, con el paso de las páginas, gozas de cierto desasosiego, percibes que algo falta (está muy bien conseguido), te hace seguir leyendo pero codiciosamente, cavando y cavando a través de las páginas para encontrarlo. La historia ha sido escrita y ambientada en la campaña de las Guerras Clon, de Katie Lucas, Dave Filoni y Matt Michnovetz. Adaptada a ese bélico entorno, Christie Golden hace una exploración sincera de la conexión de Asajj Ventress con las Hermanas de la Noche. Problemas que atenúan un poco al principio todo el problema belicoso que proponen las Guerra Clon y ofrecen una historia madura que parece entibiarse al principio…, pero solo al principio.

La novela sigue a Ventress y Vos y a un equipo de apoyo de regulares a través de una serie de misiones. Aunque con una principal en mente: la eliminación total de…, un momento, esperad, esperad, aclararé quiénes son cada uno, para los que no estéis muy al tanto. Dice la sipnosis: «En la guerra por el control de la galaxia entre los ejércitos del Lado Oscuro y la República, el antiguo maestro Jedi convertido en Lord Sith, el Conde Dooku, está empleando tácticas cada vez más brutales. Cuando Dooku ordena la masacre de una flotilla de indefensos refugiados, el Consejo Jedi comprende que no tiene más remedio que tomar acciones drásticas: perseguir a ese demonio y matarlo. Derrocar al villano. Al mismísimo Conde Dooku. Pero Dooku es escurridizo además de una presa peligrosa. Así que el Consejo toma la audaz decisión de aunar el poder de los dos lados de la Fuerza, emparejando al descarado caballero Jedi Quinlan Vos con la infame Asajj Ventress, una antigua acólita y desertora Sith… Los Jedi quieren detener a Dooku de una vez por todas, y piensan que formar a una de sus ex-alumnas para dicha misión, es la mejor manera de hacerlo.

Naturalmente, Vos y Ventress no se llevan bien al principio, pero las cosas se mantienen. Ahí es donde la novela captura gran parte de la diversión. El amor de Quinlan Vos por la Orden Jedi esplende en escenas tempranas bien descritas (Padawans excesivamente solemnes y chiquillos de cachorros Squirmy…), pero situaciones que también gustan ver como la visita de Asajj Ventress y lo incómoda que se siente en el baluarte de su viejo enemigo La República; donde la mayoría de los Jedi son opuestos a Ventress. Pero no necesariamente por su filosofía, sino por la enorme experiencia en combate que tiene. Y bueno, cada vez es más evidente la amargura de Ventress y como siente que pierde poco a poco la fuerte conexión platónica que tenía con su antiguo maestro Sith (Dooku jamás la correspondió). Y ahí precisamente se desata el momento más fuerte de la novela, ahí está realmente el resultado de una historia completamente diferente, la masacre de las Hermanas de la Noche…

Y no contaré más. Christie Golden hace también un buen trabajo con otros personajes establecidos de Star Wars. El Comandante Cody sólo aparece brevemente, pero en una escena moral que merece la pena leer. Algunos de los ganchos emocionales funcionan. Vos y Ventress no son para nada una pareja eterna pero mola ver la no y la sí relación. Christie Golden dijo en una entrevista que Discípulo Oscuro era una historia sobre personas que toman malas decisiones.

Christie Golden es una de las escritoras número uno en ventas del New York Times, con más de treinta novelas, entre las que se incluye algunas de Star Wars. Sus trabajos más mediáticos incluyen una saga vampírica, más de una docena de novelas de Star Trek y múltiples novelas de World of Warcraft y StarCraft. Sí, es de las nuestras.

Reseña: El Archivo de Atrocidades, de Charles Stross

elarchivodelasatrcoidadesBuena noticia es que a nuestro país lleguen obras de autores que lo están petando dentro del mundo de la CF y Fantasía en los últimos años. De esos que las editoriales grandes (no sé por qué) han decidido pasar por alto. Un caso así es lo que ocurre con Charles Stross. Un autor británico que ya con su primera novela de CF, Cielo de Singularidad (Singularity Sky) fue nominado al Premio Hugo. ¡Con la primera! Desde entonces ha escrito y publicado una variedad de novelas e historias cortas que incluyen Accelerando, Glasshouse y Halting State; argumentos más que atractivos que debieran ver la luz en español. De hecho, ganó el Premio Hugo a la Mejor Novela Corta en 2005 con La Jungla de Cemento (The Concrete Jungle) . Y Accelerando se llevó el Locus en 2006 a Mejor Novela de CF. Charles Stross (1964) parece uno de esos autores tocados con varita mágica para con sus escritos. Debido a sus éxitos, ya puede decir que es un escritor a tiempo completo que nació en Leeds (Inglaterra), que estudió en Londres y Bradford, llegando a obtener las carreras de Farmacia e Ingeniería Informática, y que tabajando como periodista freelance es como descubrió su amor por la escritura, y siendo así, le salió el friki que lleva dentro.

Insólita Editorial es una de esas nuevas editoriales que han aparecido por la costa no hace mucho y cuyos integrantes aporrean su escudo como vikingos temibles y conquistadores. De hecho, aparecen en nuestras pobladas librerías con un naviero llamado El Archivo de Atrocidades, de Charles Stross, un volumen al que le sigue una barcaza también peligrosa como es la novela corta La Jungla de Cemento, ganadora como os dicho antes de un Hugo en 2005. Y con tan solo estas dos embarcaciones en un solo libro conquistan gran parte de nuestro tranquilo poblado editorial. La propuesta para empezar no puede ser mejor.

Si realmente existieron nigromantes, brujos tratando de invocar a horrores oscuros, batracios gigantes lovecraftianos de dimensiones paralelas y antiguas razas; con la esperanza de hacerse con las almas de nuestros seres más allegados y estropearnos el día de todos…, ¿no sería tarea de los cuerpos de inteligencia del planeta protegernos? Esa es la brillante idea en la que se basan estas historias de Charlie Stross. La denominada serie de culto Los Expedientes de la Lavandería, que comienza con El Archivo de Atrocidades. Un bautizado por la editorial techno-thriller de espionaje, comedia y horror lovecraftiano. Donde un tal Bob Howard, un tipo de lo más peculiar, es reclutado a su pesar para trabajar en La Lavandería, una agencia ultrasecreta del gobierno británico encargada de proteger nuestro mundo de todo tipo de seres de pesadilla. Con un personaje principal geek, pero también un héroe digno, en realidad, no un tipo común, ya que su intelecto sobrepasa el primer percentil. Pero Bob no es glamouroso, hay bastantes quejas de él de sus compañeros de habitación/trabajo/novia y demás. Es uno de los nuestros. Pero un día La Lavandería, esa rama de la inteligencia británica que se encarga de los Expedientes X digamos: lo recluta por ser demasiado inteligente (y por su propio bien). Le asigna hacer contacto con su homónimo en USA. Una académica llamada Dominique O’Brien, con cuyas investigaciones deben ponerse totalmente al día. Un camino, una caída en barrena pues a partir de aquí los acontecimientos para Bob son de lo más surrealistas: una trama salvaje que involucra a terroristas islámicos, las SS hitlerianas e interdimensionales por otro lado, dioses primigenios y agujeros de gusanos a universos alternativos que desaparecerán en breve… O quizás haya que destruirlos. Una amalgama de aventuras muy locas a la vez que aterradoras para lo que se supone iba a ser un trabajo de oficina con ciertas curiosidades. Pero todo ascenso requiere responsabilidades. Ahora toca hacer trabajo de campo.

51Q1iEwAs5L.SX316El Archivo de Atrocidades apareció por primera vez serializado a finales de 2001. Fue escrito a principios de ese año. Lo que provocó ciertos comentarios sobre su inspiración, ya que el tema del 11-S y la posterior guerra contra el terrorismo parece estar muy vigente en la novela. Aunque no se encuentra en la historia nada que pueda parecer un comentario político deliberado, Stross parece sin embargo, tener muy presente los acontecimientos actuales en su conspiración. Un comentario más claro se ve en la novela corta La Jungla de Cemento que se aporta a continuación. En la que una sociedad contemplada en sus más diversas formas por la vigilancia se lleva a su extremo más aterrador. La trama es digna de film: el Reino Unido está totalmente cubierto por CCTVs (cámaras de seguridad) y un deleznable ser ha descubierto una forma de convertirlos en su forma de matar.

Charlie Stross es un autor a seguir. Trenzando muy bien lo real y lo irreal. Necesitamos más de sus obras por estos lares. Con sus escritos provoca que duermas con un un ojo abierto, sobre todo si lees de noche como yo. Pero recuerda, tener un ojo abierto no significa que Yog-Sothoth no pueda hacerte suyo cuando quiera.

Reseña: Pórtico, de Frederik Pohl

PORTICOUnas ediciones maravillosas. Eso es lo que está sacando últimamente y cada vez más NOVA, la editorial líder de Ciencia Ficción y Fantasía en el mundo hispanohablante. Con cada vez más reporte y presencia en el mercado, van publicando títulos novedosos como nominados o ganadores de los últimos Premios Hugo, así como clásicos indispensables de leer para cualquier lector que quiera tener conocimiento de las grandes novelas fantásticas que se han parido a lo largo de las décadas. Y sin duda es una buena noticia que se renueven y editen nuevas ediciones, en tapa dura, más atractivas, pero sobre todo algo que están haciendo muy bien es ponerlas en las librerías (y con ese bello formato) a un precio totalmente interesante. Una proposición difícil de rechazar. Incluso para los que ya tenemos ese titulo, pero ahora resulta que lo queremos en esa nueva edición.

Os contaré una anécdota. Una que creo que ya he contado alguna vez. Siempre que comienzo una nueva novela me suelo fijar en la segunda o tercera página, esa donde viene el titulo original, la fecha que fue impreso así como publicado por primera vez. Ahora bien: todos (y os digo todos) con los que me he topado que vieron la luz por primera vez en su edición original en mi natal año 1977, todos, me han marcado profundamente. No es decir que me gustaron. Es algo bastante superior. Me han marcado en mis novelas y cuentos. Llamadme conspiranoico, fácil sugestionable… Pero es así. ¿Curiosidad? No sé, pero me persigue ese dato. Ufff…

Frederik Pohl (1919-2013) fue un escritor y editor estadounidense de Ciencia Ficción. Un autor con una de las carreras más extensas y prolíficas dentro del fantástico pues abarcó todo tipo de actividades en su vida como: escritor, editor de libros, revistas y colecciones, agente literario, crítico… Agarraos: durante más de setenta años. Un promotor de la CF como pocos. Ya desde tierna edad fue un lector compulsivo de literatura popular, sobre todo de CF, y escribió desde los once años en fanzines que él mismo distribuía por toda Nueva York. Activo como pocos, ¿no? A los veinte años Pohl ya editaba dos revistas pulp de renombre: Astonishing Stories y Super Science Stories. Su biografía es bastate interesante e intensa. Os recomiendo echarle un ojo.

Pórtico ganó el Premio Hugo a Mejor Novela en el año 1978 (aunque fue escrita un año antes). Fue un merecido premio para una novela que con muy poco abarca bastante. Para tener una idea del atractivo de la ganadora Gateway (Pórtico), sólo tenéis que echar un vistazo a a su blog The Way The Future donde ostensiblemente se habla sobre ella a titulo muy personal. Contiene un montón de notas intrigantes de la carrera de Pohl como editor de CF y toca los homenajes a los escritores que conocía, pero al igual que la mayoría de los mejores blogs, The Way The Future Blogs se convierte en un sitio verdaderamente interesante cuando se aleja de su supuesto sujeto y apela a la búsqueda de la inteligencia dentro de sus escritos por parte del autor.

Y ahora, yendo a lo más interesante. Pórtico tiene como epicentro una fiebre de oro intergaláctica, una especie de meteoro ahuecado que se ha descubierto y que contiene restos de una nave espacial de los Heechee. Una antigua civilización alienígena. Los humanos apenas identifican como usar los controles de la nave, más allá de cómo activarla… Pero eso es suficiente para enviarlos zumbando a otras galaxias, donde, si tienen suerte, encontrarán suficiente botín científico para reunir todas las piezas del puzzle. Las del tesoro que tienen ante ellos. Riqueza, y si no lo es…, bueno, nadie sabe qué pasa con los que no tienen suerte, por que no regresan. Cuestiones por doquier, a ver: ¿llegan al lugar equivocado en el momento equivocado y quedan atrapados, digamos, en medio de una supernova? ¿La extraña física del espacio-tiempo significa que -estrictamente hablando- algunos de ellos todavía están ahí fuera? Hay una intrigante incertidumbre en todo el proceso, como lo describe Robinette Broadhead, el protagonista. Hay un sentido casi numinoso de lo desconocido y el vasto misterio del espacio parece estar a solo un paso…

Las ideas de Pórtico están respaldadas por una excelente escritura. No es un estilo de escritura críptica o ardua de entender como muchas otras novelas de CF. Es como debe ser, en mi opinión, este tipo de novelas. Te llevan de A a B de una manera eficaz y entretenida, y te proponen saltos a Y o Z contando como se hace y entendiéndolo con una inteligencia científica propuesta muy base. Este es el éxito de las novelas de Pohl. Además de que gozas con las ideas esotéricas y psicológicamente comprensibles y físicamente fundamentadas que aporta. Agregando descripciones excelentes de detalles tangibles también como el olor desagradable del aire reciclado o las dificultades de la vida en las pequeñas naves de los Heechee.

Pórtico es un libro que lo quemas en nada con cierto dolor y culpa por devorarlo tan rápido. Tiene sus continuaciones, sí. Y a ellas viajaré algún día. Pero no sin antes enmendar mi doloroso pecado de no haber leído aún su considerada primera obra maestra llamada Mercaderes del Espacio (1953). Rezo por que NOVA la tenga en cartera.

Reseña: Deepwater Prison, de Christophe Bec y Stefano Raffaele

deepwater_prisonY siguiendo la senda del futurista (fu-turista), utopías, anacronías o aventuras que uno desearía vivir en primera persona más allá de la última frontera; o dicho en modo racional: el atracón de Ciencia Ficción que últimamente me estoy metiendo entre ojo y ojo, el último titulo que he devorado es Deepwater Prison. Un titulo que ya insinúa mucho. Un cómic de la BD que nos trae Yermo Ediciones, un tríptico que he disfrutado francamente. Donde la idea de una prisión en el fondo del mar se percibe, se palpa, una idea menos dolorosa que una prisión en el espacio pero más realista. Una idea que esconde bastante más.

Leído de un tirón, procedo a contar más sobre este titulo de la BD que en ciertos aspectos me ha dejado bastante asombrado.

Christophe Bec es un prometedor autor al que hay que seguir. Como mínimo echar un ojo a las obras suyas que lleguen a nuestro país. Un autor enamorado desde su niñez de las tiras de cómics de la revista deepwater_prison01Journal of Tintin, desde muy temprana edad sabe a lo que se quiere dedicar. Como le ocurre a muchos otros autores que con los años destacan, estuvo largo tiempo enfermo, situación que aprovecha para leer mucho-mucho. Hecho que os aseguro que con los años da la cara mostrándote los pros de ello. Un autor que en 1990 entra en la Escuela de Artes Gráficas de Angoulême y desde entonces, sus obras al parecer son perseguidas por premios ya que obtienen bastantes nominaciones.

Y al otro lado pero cerca, el ilustrador Stefano Raffaele. Un autor que pese a tener su misma edad, ya ha surcado en bastantes ocasiones la gloria del mercado deepwater_prison11americano. Se considera a sí mismo un fascinado por los superhéroes, hecho que le lleva a entrar en la franquicia de Valiant, así como a trabajar con DC y Marvel en varios episodios de X-Factor; o incluso con Roy Thomas en números de Conan. Hecho que ya os marca que el diseño de Deepwater Prison os va a resultar bastante agradable con escenarios llenos de grandes posibilidades. Y algunos diréis: pero vamos a ver, pero qué bien hablas de ellos, parece que los conoces. Pues si os he dicho que Deepwater-1había que seguirlos, es por algo. Son los mismos autores de Prometeo, una obraza que publicó Yermo Ediciones hace aproximadamente un año y a la que espero que ya le hayáis hincado el diente. Una obra centrada en el fin del mundo, con teorías conspiranoicas y sucesos paranormales que dejarán a más de uno con el culo torcido.

Deepwater Prison se ha publicado aquí como tomo integral que recopila los tres albumes que tuvo la serie: Constellation, La Sala y Evasión. Cuenta en principio una premisa muy básica en cuyo film puedes imaginar perfectamente a Bruce Willis y toda una serie de actores de renombre como protagonistas. ¿Acción y guion de catastrofes? Algo más. En 2027, la delincuencia y el crimen han aumentado hasta niveles estratosféricos y en USA las cárceles están superpobladas. El gobierno americano ha creado un nuevo modelo de prisión, sobre el borde de una fosa abisal cerca de las Bermudas, donde encierra a los prisioneros más peligrosos, pero un accidente en una plataforma petrolífera cercana, hace que todo cambie. La libertad y la sangre, a un paso.

Deepwater Prison T2.inddDisculpad, pero ahora me doy cuenta de que por ese terror sugerente dentro de la CF, quizás recuerde más a un guión del glorioso John Carpenter, que a uno de Michael Bay. Eso sí, deberíais saber que a dicha profundidad, no es tan fácil escapar. Sobre todo, porque la zona está infestada de serpentoides, unas anguilas gigantes temibles. Dos mil metros hasta la superficie, una plataforma petrolera destruida y oscura que causa el mayor desastre ambiental de todos los tiempos. Un equipo de emergencia enviado al fondo del mar…, con Deepwater-3varias misiones. ¿La principal? Llegar a esas aguas profundas donde los rebeldes están tramando ciertos planes. Un representante gubernamental también atrapado en la estación hundido. Aguas que albergan criaturas desconocidas y terribles secretos, Elana Rosenberg un personaje con ases bajo la manga. Una historia en principio sencilla la cual evoluciona y muestra poco después el talento y la experiencia de Bec para la utilización de dichas intrigas.

Una aventura claustrofóbica, cargado de acción, violencia y giros inesperados, ideal para refrescar este calor veraniego que ataca nuestras ansias lectoras.

Reseña: Star Wars. El Resurgir de la Fuerza Oscura (Leyendas), de Timothy Zhan

starwars_elresurgirdelafuerzaoscuraLo sigo diciendo sin miedo a nada: sin ser un fiel incondicional de Star Wars, sí que podría decir a estar alturas que a lo tonto-a lo tonto, casi que podría asegurar saber bastante más que algunos fans incondicionales. Todo revierte en estar leyendo y saboreando muchas de estas historias, la mar de entretenidas, más que los episodios I y II por ejemplo, que en definitiva comprenden el Universo Expandido. Gracias a estas nuevas ediciones de las novelas de Star Wars que Timun Mas junto a Planeta Cómic están editando cada poco…, para tener al fan puesto, cada vez más puesto en su franquicia favorita. Y ahora uno quizás ya sepa demasiado. ¿Nunca se sabe demasiado? Díselo a la que se sienta junto a ti frente a la pantalla y tiene que soportar la cantidad de comentarios “sabiondos” que salen de tu boca. Mira nena: ese tío está en ese planeta ahora pero en realidad fue un soldado imperial que lo dejó y huyó porque… Y ese wookie nada tiene que ver con Chewbacca pero tiene un gran historia detrás en una cárcel. ¿Quieres saber más? Ella ni te mira y dice: Tal vez, pero cuando acabe la peli…

Un sabiondo, o mejor dicho un tío que le gusta tanto un tema que quiere compartirlo a cada momento. En uno de esos sí que me he convertido yo. Pues mola saber cada vez más y más y recordar batallitas que sucedieron de algún modo en otra parte del universo de Star Wars. Mientras en otra parte se procede a la destrucción de la Estrella de la Muerte, por ejemplo. Obviamente el éxito de todo este nuevo resurgimiento se deduce fácil. Una franquicia tan grande debe rodearse de los mejores asesores. Tienen pasta para pagarles. Timothy Zahn (1951) es un escritor estadounidense de Ciencia Ficción, ganador del Premio Hugo a la Mejor Novela por Cascade Point. Nada de novatos. Alguien puesto en el tema. Nominado al Premio Hugo en 1983 por la novela corta Pawn’s Gambit. Y nominado de nuevo al Premio Hugo en 1985 por la novela corta Return to the Fold. Zahn ha escrito varias novelas ambientadas en el Universo Expandido de Star Wars. Un universo que aunque nunca fue considerado canónico por LucasFilm, cuando Disney compró la franquicia y todo el Universo se rearmó, sí que empezaron a tener relevancia y a ser unidos ciertos parámetros. Y todo va cuadrando de tal forma que asusta.

A la vez que mola.

Llega por fin la continuación a Heredero del Imperio, novela que fue reeditada en 2016 y que se situaba no mucho después de los sucesos ocurridos en El Retorno del Jedi. La segunda novela de la denominada “Trilogía de Thrawn” está protagonizada por los personajes clásicos y eso mola mogollón. El Resurgir de la Fuerza Oscura continúa la trama y tema introducido anteriormente donde la Nueva República se encuentra bajo ataque en todos los frentes militares y políticos. Los Nohgri siguen tratando de capturar a Leia, que eventualmente viaja a su mundo natal en un intento de hacer una especie de tregua y conquistar de nuevo la República. Embarazada de gemelos Jedi (algo que mucha gente no sabe) intentará que una poderosa raza alienígena se alíe con ellos. Y Talon Karrde y Mara Jade se encuentran a la carrera, perseguidos, ttt_dfrde base de operaciones en base de operaciones. Delta Source sigue revelando todo tipo de información sensible al Imperio, cosas conocidas sólo por aquellos que están en los niveles más altos de poder. Y al fondo, tirando de todas las cuerdas posibles de la trama, está el Gran Almirante Thrawn. El cual, tras ser derrotado en Sluis Van, continúa con su incansable búsqueda de buques capitales para apoyar a su nuevo ejército clon… Todo un argumento que me mantuvo pegado a mi sillón de lectura favorito, con un ritmo alto constante que no decae. Pude seguir lo acontecido a la derrota de Darth Vader, el Emperador y la maléfica Estrella de la Muerte. Sin embargo, lo que permanece es una frágil República nacida tras una victoria pírrica. El despiadado almirante Thrawn ha tomado el mando de los restos de la Flota Imperial y lanzado una masiva campaña con el propósito de destruir esa debilidad que queda. Una batalla ganada no decide la guerra.

Por otro lado, Han y Lando Calrissian luchan contra el tiempo para descubrir pruebas. Mientras un nuevo Jedi Oscuro, surgido de las cenizas, con un plan trazado busca hacerse con el mayor Jedi que aún anda perdido sin saber qué camino tomar. Y en el horizonte toda una flota de casi doscientos Dreadnaughts esperando ser encontrados.

Una vez más Tim Zahn ofrece una divertida aventura de Star Wars en la mejor tradición de las películas. Sabe cómo diseñar un gran hilo, lo lleva bien, de forma enérgica para que “nunca te bajes del burro”. Gracias a que el autor tiene trabajos anteriores en la franquicia, se da el lujo de establecer conexiones y cameos con lo que nos incita a regocijarnos si nos percatamos de ello. Esas mismas anécdotas que después le contamos a nuestra pareja frente a la pantalla. En cada revisionado. Y ella o él quizás, sólo quizás, querrá oír… Después de la peli.