Reseña: Veneno. Noches de Venganza/Guerra de Simbiontes, de Mackie, Lim y Randall

Lo mío con Veneno (Venom) es un interés semi-amoroso. Como todo villano me es atractivo, especialmente, a muy pocos de Marvel se le puede ver la maldad con la que este ser actúa. Pero sin duda, mi débil excusa para continuar leyendo sus mejores historias, sus mejores arcos argumentales ahora que Panini Cómics los vuelve a poner en el candelero, es obviamente el tremendo arte de Ron Lim.

Veneno: Noches de Venganza/Guerra de Simbiontes es el 100% Marvel HC que os traigo hoy. El mismo que recopila nada más y nada menos que Venom: Nights Of Vengeance 1-4 y Separation Anxiety 1-4 USA. Las que son para mí, las dos mejores miniseries del personaje leídas hasta ahora. Buenos arcos en los que es protagonista el alienígena con apariciones finales de Beck Underwood, el amor de Veneno, aunque en estas historias Mackie la describe un tanto irracional o como alguien que simplemente no será compatible con él nunca. Por eso, al principio Venom se sale de su camino, no ser violento se convierte en un objetivo (al menos, para los superhéroes standard). Y entonces se topa con una disputa entre un hombre sin hogar llamado Sean Knight y un agente del gobierno, Michael Badilino (Venganza, en su forma humana), y en lugar de apresurarse a juzgar, Venom los toma prisioneros para que puedan resolver sus cosas cara a cara. Pero esto todavía no es lo suficientemente bueno para Beck…

Primer contacto para dos seres que están destinados a seguir el mismo camino. Uno es un simbionte alienígena, enemigo eterno de Spiderman. El otro es un hombre roto, que hizo un trato con el diablo por poder destruir a El Motorista Fantasma. Pero cuando son atacados por los Stalkers (Imitadores), Venom y Venganza demostrarán que son dos almas tan oscuras, con las que nunca-nunca deberías meterte. En primer lugar irán a por los enemigos de ambos y en la última trama, Eddie Brock, separado del simbionte, se propone educar a cinco nuevas criaturas alienígenas, pues hay alguien que ha decidido asesinarlos a todos.

Sorprendido me hallo de haber disfrutado tanto con este 100% Marvel HC. Aunque después no tanto, al saber que están considerados en USA como los mejores arcos de Venom. Por lo que este tomo se convierte en imprescindible si te interesa el personaje. Un 2×1 totalmente recomendable; más de doscientas páginas de pura acción, sangre y garras abriendo entrañas. Veo curioso que este mes haga justo un año que leí la última aventura de Veneno. Llegaba a los cines el film y ansiado por saber más, me hice con Veneno: Protector Letal, que lo recién editaba Panini. Desde entonces he estado pensando en leer más, por que las sensaciones fueron muy buenas. Ha pasado un año, y serendipia agostil o no, he vuelto a disfrutar con Eddie Brock y sus maldades. Ambos guiones de Howard Mackie con el completísimo dibujo del maestro Ron Lim (El Guantelete del Infinito).

Vuelvo a quedar prendado y satisfecho con una lectura Marvel veraniega.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *