Reseña: La Novia Perfecta, de Karen Hamilton

Juliette lo va a seguir donde vaya. Se hará azafata de vuelo y así poder estar cerca de él. Que Nate, su ex novio, rompiera su relación hace ya seis meses es lo de menos, porque ella tiene un plan para volver a estar juntos. No sólo seguirá los pasos de su ex, también aprovechará para vengarse de Bella, una chica que la atormentó en el internado. La historia comienza con una tragedia en su infancia que junto a la falta de afecto de su madre acabará provocando cierta inseguridad en ella para terminar siendo una mujer con una obsesión psicópata.

Vais a leer un thriller escrito en primera persona por Juliette, su principal protagonista. Una joven con una insaciable necesidad de poseer, egoísta, que sólo se preocupa de su placer. Es tanta la fuerza que le dio la escritora a este personaje tan definido con una gran caracterización que los demás, aún teniendo bastante importancia en la trama, quedan secundarios. El comienzo es lento, pero con una gran personalidad narrativa. La autora fue asistente de vuelo antes que escritora y deja aquí un excelente trabajo documentado del mundo de los aviones, azafatas, incluso pasajeros; haciendo con ello una cómoda lectura que se agradece. Karen Hamilton trata lo que viene a ser la obsesión enfermiza de una persona por otra.

Juliette está convencida que él le valorará todo el esfuerzo que se tomó de espiarlo por las redes sociales, saber sus contraseñas, imaginad lo que es eso, con lo que actualmente vivimos todos en el mundo de internet. Entra en su piso cuando él viaja… Se ve una víctima, aunque hay momentos en que puede serlo y eso creará contradicción. Llegando a parecer al lector, aprobar, todo lo que hace por muy disparatado y peligroso que sea. Una mujer retorcida agobiando con su desequilibrio. Atormentada por su pasado, buscará amistades para aprovecharse de ellas dejando frases de estas características: «La amistad es un mal necesario, pero útil». ¿Acaso hay dignidad en algún abandono sea hombre o mujer? Ella cree que no.

Una historia de obsesión donde intentaremos comprender que es lo que pasa por la mente de una persona que no acepta el fin de una relación. Dicen que en asuntos de amores siempre hay vencedores y vencidos. Aquí no. Aquí leeréis el peligro de no asumir un NO y lo que eso puede eso acarrear. Hasta dónde es capaz de llegar una psicópata, de hacer y mentir. La tragedia se ve venir, pero golpea como una bofetada en toda la cara con un final tan extraño que roza la genialidad. Casi estoy por decir que es lo mejor de todo el libro.

Adictivo, entretenido. Lo recomiendo.

One comment

  1. Rosa María dice:

    Con el miedo a los aviones que tengo y los estudios que hice para azafata de vuelo cuando era una adolescente -qué contradicción, verdad?-, me llama la atención este libro, aparte de por esa obsesión enfermiza de la que hablas. Me lo apunto, a ver si en la Feria puedo hacerme con él. Ahhh, muy buena reseña, Soraya

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *