Reseña: La Isla de las Últimas Voces, de Mikel Santiago

laisladelasultimasvocesEn la isla de St. Kilda (Escocia) cuentan que cuando sopla el viento es como si cantaran los espíritus de los monjes que habían vivido allí aislados durante siglos. Viven cien personas pero el día que comienza todo, la mayoría de la gente se marcha a pasar las fiestas con sus familias… Carmen, una joven española trabaja en el único hotel. Ella, en cierta forma, se esconde huyendo de un pasado que no logra olvidar. Dave, un militar, en esos momentos intenta sobrevivir a un accidente aéreo en aquel mar embravecido. Su misión era destruir una enigmática caja de acero de doce metros de largo. En caso de no llegar a su destino, como no puede cumplir el encargo, la caja termina apareciendo en la isla.

Una tormenta descomunal los aislará del resto del mundo durante días. Las horas de luz son más cortas, adueñándose la oscuridad y el frío glacial de cada centímetro del terreno.

Vais a leer una historia de misterio, terror, aunque la extraña caja de acero le dará un toque de ciencia ficción. Los dos personajes principales son Carmen y Dave. Cada uno de ellos narrará en primera persona y en capítulos diferentes e individuales lo que va aconteciendo. Luego, están el resto de habitantes de la isla con un papel muy importante para el desarrollo de la historia. Recordemos que estamos en una isla del Mar del Norte. Algunas familias son autóctonas, llegando a ser cosanguíneos, con rasgos de locura o deficiencias debido a las uniones de sus padres. Un grupo de pescadores encontrará la caja. Lo del mar pertenece a quien lo halla o al menos eso dicen sus leyes. Ahí empezaran a sacar lo peor de cada uno. Todos quieren su trozo de pastel. Incomunicados por un temporal, en una isla donde no hay escapatoria, unos fanáticos religiosos dicen que “una presencia” les habla…

Sin autoridad, llega el caos. Todo comenzará a tener la forma de una película de terror cuando la electricidad empiece a fallar y a sus puertas llamen aquellos que ya no esperan. Escrita con un lenguaje moderno, no busca dejarnos una prosa elegante. El autor quiere simplemente contarnos una historia, que disfrutemos con ella, ese es su único objetivo y lo logra. Vaya si lo hace. Hay personajes que verdaderamente te ponen la piel de gallina con esa locura que llevan en sangre. La trama se moverá alrededor de la enigmática caja. Momentos en que la realidad se distorsiona con un abanico de personajes muy diferentes con un perfecto dominio del suspense.

La locura junto a la violencia se adueñará de una isla cuya oscuridad llega demasiado pronto. Hay muchas preguntas a las que iréis buscando respuesta, aunque nuestro autor, Mikel, deja una en prácticamente toda la novela para que la respondáis vosotros mismos: ¿Hasta dónde estarías dispuesto a llegar para sobrevivir?

Una novela que se lee de una sentada. Libro que te atrapa y por el cual amamos la lectura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *