Reseña: Experimental Film, de Gemma Files

experimental-filmLos mejores libros son aquellos en los que el lector no sale indemne. De hecho, todo lo contrario aunque es cierto que el daño moral se puede dividir en diferentes capas, en grados variables y eso es algo que se debe apreciar en un mundo en el que los medios de comunicación populares a menudo parecen ser regados y estropeados para el consumo seguro de las masas. Y si no lo aprecias, estás perdido. Sin embargo, nuestra sociedad parece estar en un triste descenso tardío y los libros, o mejor dicho la cultura en general, refleja esto a menudo; particularmente en los libros de ficción, la televisión y el séptimo arte. Lo que quiero decir es que si quieres sentir miedo de verdad con una historia, lo tienes difícil. Por que ya estamos tan preparados para el horror que a no ser que se den toda una serie de coincidencias, el argumento apenas afectará. Así que tienes que ir directamente a lo más alto, a títulos que lo tienen todo para ello y que ya depende de ti cuando dispongas. Recuerda algo importante: en realidad, depende ti. Tú hora y situación de lectura siempre-siempre es manipulable.

Empezaré siendo claro. Experimental Film, de Gemma Files, debe estar en tu lista de lecturas próximas para que lo comentado se cumpla. La recientemente creada editorial La Biblioteca de Carfax lo sigue haciendo de maravilla publicando como un nuevo titulo de su colección el último Premio Shirley Jackson; después de los Bram Stoker, los más reconocidos premios a la literatura sobre terror psicológico y fantasía oscura. Cada año se dan en la ReaderCon, la conferencia sobre literatura imaginativa que va cambiando de sede de forma anual y donde se otorgan dichos galardones en honor a la gran escritora estadounidense de misterio y horror. El mismo lugar donde Experimental Film se hizo con el galardón en el último encuentro. Una idea original que utiliza el mundo del cine como planteamiento sobrenatural y…

…, donde conocemos a Lois Cairns, una ex-profesora y crítica de cine, pero también madre de Clark, un niño con el espectro del autismo. La ruleta del horror comienza un día en una proyección rutinaria de cine de Toronto, donde Cairns se percata de algo único en el trabajo del pretencioso cineasta Wrob Barney, el cual en su trabajo experimental, muestra una pieza de una intrigante película antigua (hecha con nitrato de plata) que parece datar de los primeros años del siglo XX. Cairns se aterra. Se siente profundamente afectada por las imágenes perturbadoras que muestra, imágenes sobre como la salud de cierta gente se deteriora. Aunque cuanto más descubre, más le cubre la obsesión. Después de algunas indagaciones, Cairns descubre que el fragmento de dicho trabajo mostrado -o robado- proviene de una sociedad ocultista ya desaparecida hace tiempo a la que pudo pertenecer la primera mujer cineasta canadiense, la señora Iris Dunlopp Whitcomb. Una tremenda noticia no solo para Cairns, por la que podría recibir una subvención de la National Film Board, sino un tremendo descubrimiento para la historia del cine.

Cairns sigue investigando y descubre que la Sra. Whitcomb fue recluida después de que su hijo desapareciera en extrañas circunstancias a bordo de un tren. Toda una serie de incongruencias se dieron en aquel aterrador suceso. Aparecieron extrañas marcas de quemaduras y se encontraron ciertos residuos químicos dentro del compartimiento. ¿Estaba manipulando una película de nitrato de plata altamente inestable en su cabina cuando se desató la tragedia? ¿Por qué no había cadáver en la escena?

Como veis un libro que atrapa desde la primera página. Casi sin darte cuenta, ya estás metido en la investigación. Ayuda mucho que los sucesos extraños preponderan y las cosas se vuelven aún más raras cada vez que Lois continúa explorando el pasado de la señora Whitcomb. Además, sabéis que los niños son vulnerables y como tales están en el corazón de muchas, exitosas y enloquecedoras historias de Terror. El Resplandor (1980), La Mala Semilla (1956) y La Noche del Cazador (1955) son films clásicos que vinieron a mi mente mientras leía Experimental Film. Por el hecho de que son niños pequeños, débiles y con diálogos a veces poco fiables. Una situación que puede ser angustiosa. Añadid a eso el autismo del hijo de Lois y la forma en que se comunica principalmente citando películas, anuncios y televisión de Disney; y la inquietud está servida.

La Biblioteca de Carfax una vez más publica un título interesante. Mismás sinceras felicitaciones por traer género de Terror inédito al aficionado, ese mismo que camina sólo por las librerías en busca de obras interesantes de su género favorito…, y que pocas veces encuentra.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *