Reseña: Mundo Infierno, de Philip José Farmer

mundo-infiernoHace años que empecé a leer Ciencia Ficción. Aunque me considero por encima de todo amante de la literatura de Terror (cuánta más clásica mejor), la CF es sin duda mi segundo género favorito. Así que muy pronto empecé a indagar en aquella época dorada que brotó en USA y que duró bastantes años, desde los 50s a los 70s. Podías encontrar títulos que aún a día de hoy resplandecen. Obviamente, otros muchos caen empicado. Es lo malo de la CF, un género que juega con un futuro argumentístico a menudo donde es difícil acertar con el paso del tiempo.

Me metí de lleno en lo bueno. Leí y leo mucho bueno. Voy directo a no equivocarme. Algo en inglés aunque sin duda busco y buscaba en español. El nuestro, sinceramente es un país que no se podía quejar en aquellos años en cuanto a publicaciones. Gracias a grandes como Martínez Roca, Nova, Bruguera, Ultramar o Ediciones Dronte que publicaba la famosa revista Nueva Dimensión; podíamos acceder a grandes joyitas del género. En mi caso, con las recopilaciones de Premios Hugo y Nebula, descubrí a muchos autores grandes y buenos, mucho más allá de Asimov. Algunos con mucha morralla en su haber, otros pocos títulos publicados pero excelentes, y otros con obras sencillas aunque contaban con un gran titulo al que todo el mundo hacía referencia. Por ejemplo, Philip José Farmer, conocido sobre todo como el creador de la saga Mundo del Río (Riverworld); una obra muy original de la que guardo muy gratos recuerdos.

Un autor que rápidamente consigue crédito para ser uno de los grandes amos de la Ciencia Ficción americana. Tanto en su carrera, como en tu corazón. Es por eso que Ediciones Gigamesh ha dado de lleno en la diana con esta publicación. Una pequeña obra -apenas tiene ciento y pico páginas- a rescatar del autor. Una novela corta que fue publicada originalmente en 1964, con una premisa que quizás muchos hayamos pensado antes pero que nunca nos atrevimos a plasmar en papel. O no. Tampoco somos tan listos. Una idea que explora de modo objetivo lo que sucede antes de que las almas habiten los cuerpos humanos, y cómo se crean. Y aunque esplenda algo de estoicismo así a priori, me encuentro con una interesante trama, entretenida, con una amplia gama de temas que van desde la aventura, el sexo…, hasta la filosofía.

Mundo Infierno (Inside Outside) es un lugar oscuro, apartado, construido en el pasado por una raza que… Bueno, tranquilo… A ver, Jack Cull (un juego de palabras de la palabra “chacal”) se encuentra en un lugar extraño llamado Infierno. Una enorme esfera con un sol en el centro cuya población consiste en seres humanos y demonios, fallecidos. Los seres humanos cuentan con los mismos pensamientos y cuerpos que cuando murieron. Pero ya no hay enfermedad o hambre. Y las muertes se invierten en cuestión de horas. Curiosamente, hay terremotos frecuentes y poco a poco Jack se da cuenta que los seres humanos han tomado el control de Infierno y han reemplazado la inscripción tradicional (imaginada por Dante y escrita en italiano): “Abandonad toda esperanza”. Por una nueva escrita en hebreo: “Nunca perdáis la esperanza”. Como se puede ver, se trata de un infierno muy particular, donde no existe más dolor que el no saber a dónde conduce una existencia vacía. Donde la gente que muere resucita al poco tiempo en idénticas condiciones. Donde los demonios son ahora esclavos de los seres humanos… Pero, ¿los terremotos constantes quieren decir algo? Un mundo en crisis. Jack Cull, en compañía de Phyllis, la cruel mujer que lo abandonó, y Fyodor, el constante fantaseador que busca a toda costa a su Redentor; se ven sumergidos en una alucinante expedición buscando el por qué de su existencia en dicho lugar.

Philip José Farmer, un consagrado con cantidad de premios en su haber, nos dejó en 2009. Un maestro del género, capaz de conseguir finales inquietantes, como pocos he leído. Dejar con ganas de más. Mucho más. A veces no es bueno dejar que el lector piense mucho. Que se quede mirando el horizonte después de leer una obra. Que intente componer lo sucedido en su mente. No es bueno. Se sale del camino real y desvaría. Y entonces: ¿Mundo Infierno es sátira? Muy probablemente. ¿Contiene una advertencia? Diría que sí.

Llena de horror los corazones más imperturbables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *