Reseña: Crossed, de Garth Ennis y Jacen Burrows

crossedViolencia, horror, violencia y más violencia. Otra serie muy perturbada, ¿y de quién? Cuando alguien habla de un guión de cómic a lo loco, algo arrebatador de tranquilidad y sosiego, ¿a quién nos referimos? Garth Ennis. Guionista al que las grandes editoriales le ofrecen trabajo con mucho miedito de lo que pueda resurgir de su malévola mente. Un guionista de cómics irlandés que ya trabaja fundamentalmente para el mercado estadounidense, cuya obra más famosa es Predicador, junto al gran Steve Dillon, serie que lo lanzó a la fama a finales de los 90s.

Crossed, ¿qué es Crossed para algún imprudente que aún no la conozca? Gracias a Garth Ennis y Jacen Burrows y a este genial recopilatorio recién editado por Panini Cómic, lo sabrás. Ya te adelanto yo que era obvio, era de esperar, que Ennis hiciera su particular versión del gran clásico La noche de los muertos vivientes, pese a que Crossed apenas tiene que ver. Es un cómic que impactó bastante a los aficionados al cómic con su primera salida. Fueron diez números guionizados por el más gamberro y desatado crossed01Garth Ennis con todo lo que eso supone. Dibujada por Jacen Burrows, comenzó su publicación en 2008 bajo la editorial independiente Avatar, con todo lo que eso supone (sí, otra vez). En Avatar Press concluyó en 2010.

La historia habla de un futuro cercano, donde el planeta ha sido asolado por una infección que transforma a los infectados de una enfermedad, en seres maníaco-homicidas, sin remordimientos, zombies vivos o medio muertos muy bestias; por llamarlos de alguna manera. Practican todo tipo de perversiones, todas aquellas que alguna vez se les hubiera pasado por la cabeza en vida: masoquismo extremo, llegando a reírse a carcajadas mientras son descuartizados, prácticas sexuales aberrantes si te pillan… Una infección que se contagia a través de fluidos crossed02corporales, casi siempre por mordiscos o violaciones, pues ya me diréis qué demonios de locura es esta…

Pues una que atrae leer. Devorar, es la palabra. Si por algo es bueno es Ennis, pese a sus bizarradas; es que sus guiones son terriblemente ágiles, todos ellos sazonados con humor negro del bueno, en el que Ennis es de los pocos que manda como un maestro pese a su considerada juventud. El cual es capaz de sacarte una sonrisa, aunque en ese mismo momento te estés casi arrepintiendo de sonreír. Una cosa chula es que a los infectados de Crossed se los reconoce mediante una cicatriz en forma de cruz que les aparece en el rostro. Crossed (marcado con una cruz), de ahí viene el crossed03titulo.

Aunque cada unos de los medios relacionemos directamente Crossed con los zombies, Ennis lo niega. Aunque la plaga se extiende rápido como una plaga de muertos vivientes, el guionista irlandés insiste en que sólo en el modo de extenderse la enfermedad es lo único que tiene esta serie en común con el mundo de los muertos vivientes. Yo opino como todos. Lo siento, Ennis. Para nada. No sé porqué huyes de encuadrar la obra en el mejor subgénero de Terror que ha dado el devenir de los tiempos…

La historia sigue a un grupo de “sobrevivientes” tratando de hacer su camino de un refugio seguro a otro, intentando superar la inexplicable enfermedad que asola al mundo.

Tenemos así, ya por fin disponible, este gran tomo de Crossed que engloba los primeros diez números de la serie. Míticos, por lo que supuso. ¡El comienzo de todo! Los Cruzados están entre nosotros. Hombres, mujeres crossed04y niños infectados por un misterioso virus que les convierte en sádicos asesinos en serie. No hay esperanza. No hay héroes. Nadie vendrá a salvarte. Sólo hay Cruzados. Imagina el fin del mundo. Pero el peor fin del mundo que puedas imaginar. Ahora, encima, agrega un montón de gente que se está volviendo loca y matando a todos los que se interponen en su camino. Y cuando el mundo que te rodea se desmorona, imagínate ahora una bomba nuclear. Si esto parece la peor pesadilla de siempre, espera, porque podría… y va a ir terriblemente peor.

Un Garth Ennis sin control.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *