Reseña: Todas putas. Los cuentos gráficos, de VVAA

todasputas_01Hace una década, la publicación de Todas putas organizó un escándalo de los que hacen época. Desde el primer momento, dos bandos se enfrentaron a propósito del libro.

Por un lado, Lucía Etxebarría y otros custodios de lo políticamente correcto organizaron una sonora confusión y la obra fue hundida a conciencia. Pero tan solo fue un libro, una vigorosa y rotunda serie de relatos, escrita con inteligencia, humor negro y descaro.

Está claro que la obra creada por Migoya puede no ser apta para todos los gustos, pero… qué diablos: la literatura también debe servir para mostrarnos de que estamos hechos, ¿no?

Dado que hubo gente que creyó en el proyecto, y aunque hoy su libro siga siendo casi tabú en la sociedad española actual, como en su momento lo fueron las obras del Marqués de Sade o las de Pasolini en sus respectivas sociedades; ahora, quince prestigiosas autoras de cómic aceptan el reto de adaptar los quince cuentos integrantes de Todas putas para ofrecer su versión del contenido y que la gente lectora (liberal y sin prejuicios) opine.

todasputas_02

Una obra coordinada por la historietista Carla Berrocal, y un brillante colectivo de España y Sudamérica formado por los renombrados talentos de Sheila Alvarado, Patricia Breccia, Natacha Bustos, Olga Carmona, Cristina Daura, Irati FG, Ana Galvañ, Maria Herreros, Gemma Araceli Horcajo, Andrea Jen, Mamen Moreu, Ana Pez, Irene Roga, Clara Soriano y la propia Berrocal, comprenden este tomo.

todasputas_03

Migoya lo tuvo claro desde el principio: «Si la única manera socialmente aceptada de que puedas decir la palabra “maricón” es siendo gay, o “negro” es siendo una persona de color, tiene sentido que la frase “todas putas” se la apropien las mujeres y la reivindiquen como lema de rebeldía».

todasputas_04Además en el tomo editado por Dibbuks se incluye un prólogo escrito por la propia Miriam Tey para esta edición, tras más de diez años de silencio voluntario sobre la experiencia sufrida, así como un epílogo de Elisa G. McCausland.

Como dijo el Premio Nobel Mario Vargas Llosa en defensa del libro: «Prohibir Todas putas porque su ficción literaria influye en la vida esconde un miedo pánico a la libertad».

Todas Putas: Los cuentos gráficos acaba de ser publicado Dibbuks y ya está disponible para todo aquel que se atreva a ser liberal y claro consigo mismo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *