Reseña: Legado en los huesos, de Dolores Redondo

legadoenloshuesosEl primero de los libros con las aventuras de la inspectora Salazar me cautivó por completo. Como la mayoría de sus lectores, esperaba expectante su continuación. Con cierto temor, por otra parte, pues había dejado el listón de mis expectativas muy elevado, llegó la segunda parte… BRUTAL. Si creía que no podría aumentar la tensión o el misterio de la historia, estaba totalmente equivocada. Como otra vuelta de tuerca. Y si esperaba no poder encontrarme con un personaje tan malvado como en el anterior libro…, otro error.

La maldad, en estado puro. Cuando esa maldad es conocida, resulta mucho más terrorífica, ¿no?

Creo que es uno de los libros en los que más “¡ostras!” he soltado, de los que me he leído últimamente. Caes rendida ante la historia. Es imposible no estar en tensión y leer relajadamente. Eres testigo de la evolución de los personajes, del descubrimiento de tantos horribles secretos, que la impasibilidad no cabe durante esta lectura. Todo ello ambientado en ese maravilloso rincón de España. Un sitio que me cautivó desde el primer momento. Hermoso y cruel. Pero donde toda esta historia se hace posible.

Así que, con el corazón en un puño, e intuyendo que a la historia de Amaia aún le queda mucho camino que recorrer, espero ansiosa su desenlace. Y preparándome para seguir viviendo emociones fuertes.

En Legado en los huesos, Amaia continúa con el caso relacionado con el «basajaun», y el inminente juicio a Jason Medina, el padrastro que violó, mató y mutiló a su joven hijastra. Pero un suceso inesperado da un giro al caso. Medina se suicida en los baños del juzgado. Y escrita en sangre, una palabra: “Tarttalo”. Otro personaje fabuloso. A partir de ese momento, una serie de sucesos hacen que unos acontecimientos terribles vayan saliendo a la luz. Y Amaia, estará íntimamente relacionada con ellos. Las profanaciones de unas iglesias con restos humanos de bebés, que no parecían tener nada que ver con el caso, se encuentran íntimamente ligados. El descubrimiento de que esos huesos humanos están relacionados con Amaia, da otro giro al caso.

Un giro espeluznante, y que la obliga a enfrentarse al mayor de sus miedos: su madre.

La frustración por su reciente maternidad y el temor de ser como su madre, las tensiones del caso, enfrentarse a su terrible pasado, investigar una serie de extraños asesinatos con mutilaciones relacionados entre sí aunque sin aparente conexión… Todo ello llevará a Amaia a una tensión extrema, que pondrá en grave peligro su vida, y la de la gente que quiere.

Sus demonios vuelven para atormentarla, pero no le queda más remedio que luchar contra ellos para salvar lo que más quiere.

Que esta trilogía sea una de las más vendidas en nuestro país, que vaya a ser llevada a la gran pantalla, o que haya revolucionado el mundo literario español, se entenderá perfectamente cuando te pierdas entre sus hojas. Una historia con una fuerza increíble. Con todos los elementos necesarios para convertirse en lo que ya es: un fenómeno en España y Europa.

¿Aún no te has contagiado? Te reto a ello… Suerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *